¿Te gustaría estar en forma todo el año? No te pierdas estos ejercicios - Mejor con Salud

¿Te gustaría estar en forma todo el año? No te pierdas estos ejercicios

Para obtener resultados es importante ser constante con la práctica de esta rutina y siempre realizarla al menos 2 horas antes de ir a dormir para que no dificulte el sueño
¿Te gustaría estar en forma todo el año? No te pierdas estos ejercicios

Las múltiples ocupaciones de la jornada son la excusa que tienen la mayoría de personas para no dedicarle unos minutos a su cuerpo y al ejercicio físico.

Es común que algunos empiecen con una rutina y en cuestión de días se rindan porque la consideran aburrida e ineficaz.

También es normal que todo el tiempo se posponga la fecha para empezar los entrenamientos o se realicen solo de forma ocasional.

Lo que todos deben tener claro es que se trata de una de las formas más eficaces para estar en forma y moldear la figura ya que, además de quemar grasa, permite tonificar y ganar masa muscular.

En este sentido, es esencial convertir estas actividades en un hábito frecuente porque sus resultados dependen mucho de la constancia y el esfuerzo con que se realicen.

Si bien quienes van al gimnasio obtienen maravillosos resultados, no hace falta salir de casa para empezar a incorporarlos en nuestras vidas.

En esta ocasión queremos compartir algunos que se pueden hacer sin salir de casa y sin necesidad de invertir largas horas. Practícalos con frecuencia y empezarás a notar los cambios.

Saltar a la cuerda

Mujer saltando la cuerda

Es muy probable que alguna vez en tu vida hayas saltado a la cuerda por diversión. Pues bien, es momento de recordar esos momentos de la infancia, esta vez para empezar a quemar esas calorías que tienes acumuladas.

Se trata de un ejercicio cardiovascular muy completo que aumenta el ritmo del metabolismo incluso después de su realización.

Ver también: Delicioso batido casero con uvas y avena para tu corazón

¿Cómo hacerlo?

  • Toma la cuerda y realiza entre 50 y 100 saltos por sesión.
  • Puedes dividir esta cantidad en varias series.

Sentadillas

Las clásicas sentadillas, en todas sus formas, no pueden faltar en la rutina diaria de actividad física. Son muy fáciles de practicar y son muchos los grupos musculares del cuerpo que intervienen.

Su realización frecuente fortalece las piernas, tonifica los glúteos e incluso ayuda a mantener el abdomen delgado.

¿Cómo hacerlo?

  • Separa los pies a la anchura de los hombros y baja los glúteos como si te fueses a sentar.
  • Asegúrate de que la rodilla no sobrepase la punta de los pies y baja tanto como te sea posible.
  • Empieza con 3 series de 10 repeticiones, pero luego auméntalas a 30 o más.

Lagartijas o flexiones

Mujer haciendo lagartijas

Con las clásicas lagartijas militares se pueden trabajar gran parte de los músculos del cuerpo, incluyendo los de los brazos y la espalda.

¿Cómo hacerlas?

  • Boca abajo, eleva tu cuerpo con las puntas de los pies y separa las manos a la altura de los hombros.
  • La espalda debe quedar bien recta y en esta posición subes y bajas lentamente.
  • En caso de resultar muy difícil, puedes apoyar las rodillas en el suelo y ejecutar el mismo movimiento.
  • Completa 3 series de 12 repeticiones cada una.

Estocadas

Este movimiento es perfecto para reafirmar los músculos de las piernas porque se enfocan sobre todo en esta parte. Si deseas aumentar su intensidad las puedes hacer añadiendo un salto.

¿Cómo hacerlas?

  • Separa los pies al ancho de los hombros y estira hacia atrás una de las piernas.
  • La pierna delantera ha de quedar flexionada y la de atrás con el talón en alto.
  • Apóyate sobre la pierna doblada y empieza a subir y bajar el cuerpo teniendo cuidado de que la rodilla no sobrepase el tobillo.
  • También puedes sostener unas pesas con las manos mientras haces el movimiento.
  • Completa 3 series de 15 repeticiones cada una.

Abdominales

Mujer haciendo abdominales en el cuello

Como la mayoría de personas tiene como reto el lograr un vientre plano y esbelto, la actividad infaltable todos los días serán los abdominales.

Existen varias alternativas para realizarlos, pero a continuación proponemos una muy sencilla.

¿Cómo hacerlos?

  • Acuéstate boca arriba sobre un tapete o colchón para hacer ejercicios y levanta el dorso sin forzar el cuello.
  • Intenta unir el codo derecho con la rodilla izquierda y viceversa.
  • Simula el pedaleo que haces con la bicicleta, pero siempre contrayendo el abdomen.
  • Haz 3 series de 20 repeticiones alternas.

Codo a rodilla

Este simple movimiento ayuda a fortalecer hombros, piernas y cintura. Es muy sencillo y puede añadirse casi a cualquier rutina.

Te recomendamos leer: Tratamiento para fortalecer tendones y ligamentos de las rodillas

¿Cómo hacerlo?

  • De pie, con las piernas separadas a la anchura de los hombros, coloca las manos detrás del cuello.
  • Ahora levanta la rodilla derecha tanto como puedas y baja el codo izquierdo como si este se quisiese encontrar con la rodilla.
  • Vuelve a la posición inicial y completa 20 repeticiones alternando los movimientos de cada pierna y cada brazo.

Hacer todos estos ejercicios no te tomará más de 30 minutos del día. Los puedes hacer antes de ir al trabajo o por la noche, dos horas antes de dormir.

Ten en cuenta que deben estar apoyados con una buena alimentación y otros hábitos de vida saludables.