10 alimentos con propiedades anticancerígenas

Daniela Castro · 18 enero, 2016
Es fundamental llevar una dieta sana para prevenir numerosas enfermedades, entre las que encontramos el cáncer. Descubre 10 alimentos que debes incluir en tu dieta.

El cáncer es una enfermedad crónica que ha afectado a las personas desde hace cientos de siglos. Por la gravedad y los órganos que suele comprometer, es una de las patologías más temidas y peligrosas que alguien puede desarrollar.

Muchos de los casos tienen su origen en factores genéticos, pero en la actualidad se ha demostrado que los hábitos de vida tienen mucho que ver. Por esta razón, en esta ocasión queremos compartir esos 10 alimentos con propiedades anticancerígenas que todos deben incluir en sus dietas para tener una mejor calidad de vida. ¡Descúbrelos!

1. Vino tinto

El consumo de una copa de vino tinto al día es una excelente manera de proporcionarle al cuerpo importantes antioxidantes y vitaminas. Pese a su contenido de alcohol, esta bebida aporta resveratrol, un compuesto con propiedades anticancerígenas in vitro, según varios estudios.

Vino tinto.

2. Granada

Esta fruta, que se puede comer directamente o en zumos, tiene un elevado contenido en antioxidantes que frenan la acción de los radicales libres, principales causantes del daño celular. Su consumo regular evita el envejecimiento celular prematuro, disminuyendo el riesgo de que se originen células cancerosas.

Ver también: Tratamiento facial con granada para combatir el envejecimiento

3. Té verde

La planta que se hizo popular por su capacidad para ayudar a perder peso también ha demostrado ser una gran aliada contra el cáncerContiene polifenoles y otros tipos de antioxidantes que, del mismo modo que en el caso anterior, evitan el envejecimiento celular prematuro. Es utilizado para prevenir distintos tipos de cáncer.

4. Brócoli

El brócoli es uno de los vegetales verdes que todos deben consumir, por lo menos, una o dos veces al mes. Se caracteriza por su alto aporte de fibra, la cual propicia la eliminación de los desechos.

Contiene una sustancia llamada sulforafano, que ayuda a desintoxicar el hígado, lo que previene la aparición de tumores en el tramo final del aparato digestivo.

5. Café

El consumo de café tiene un efecto positivo en la prevención de distintos tipos de cáncer, especialmente aquellos relacionados con la incidencia de radiaciones. Esto se debe a su capacidad para neutralizar las células dañadas por radiación UV.

6. Propiedades anticancerígenas del ajo

Este poderoso alimento no solo es el mejor antibiótico natural, sino que ha demostrado tener propiedades anticancerígenas. Sus compuestos azufrados y su elevado contenido en vitaminas y minerales participan de forma activa en la prevención de cánceres como el cáncer de:

  • Esófago.
  • Pulmón.
  • Colon.
  • Estómago.

7. Nueces

Las nueces y otros frutos secos contienen unas moléculas conocidas como fitoesteroles, las cuales bloquean los receptores de estrógeno, hormona que ha demostrado ser un potente carcinógeno. Su incorporación en la dieta puede participar en la reducción del riesgo de cáncer de:

  • Mama.
  • Próstata.
  • Colon.

8. Cítricos

Las frutas cítricas como el limón, la naranja y los pomelos contienen una cantidad significativa de limoneno. Esta molécula ha demostrado fortalecer el sistema inmunológico eficientemente, imprescindible para la prevención de distintos tipos de cáncer.

9. Propiedades anticancerígenas del melocotón

Según varios estudios, el melocotón contiene moléculas con propiedades anticancerígenas. Su extracto es prometedor en el futuro desarrollo de tratamientos contra el cáncer de mama, pues incluso daña las células más agresivas sin afectar a las sanas.

Te recomendamos leer: El melocotón, la fruta de la eterna juventud

10. Orégano

Esta especia aromática que suele utilizarse con regularidad en la gastronomía contiene carvacrol, otro compuesto que ha demostrado tener propiedades anticancerígenas, especialmente sobre las células del cáncer de próstata. Sumado a esto, actúa como un potente antiinflamatorio y antibiótico, efectos importantes en la reducción del riesgo de padecer cáncer.

¿Se deben consumir en grandes cantidades?

¡Cuidado! El hecho de que contengan agentes anticancerígenos no quiere decir que se deban comer en exceso. Todo exceso es malo. La clave está en incorporarlos con frecuencia en la dieta, siempre en las porciones precisas.

Es importante entender que, aunque sus compuestos químicos tienen un impacto positivo contra esta clase de patologías, eso no quiere decir que sean una cura por sí mismos.