10 antibióticos naturales que no requieren prescripción

Yamila Papa Pintor·
25 Agosto, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas al
31 Diciembre, 2018
Existen varias plantas medicinales y alimentos con propiedades antibióticas que pueden contribuir con el alivio de algunas dolencias puntuales.
 

Los antibióticos naturales son muy buscados por las personas que quieren mejorar su salud, pero sin «sobrecargarse» de medicamentos. En su mayoría, se trata de plantas medicinales y alimentos que tendrían propiedades antibacterianas y que, dado su valor nutricional, podrían ser útiles en el marco de un estilo de vida saludable.

A continuación, te comentaremos cuáles son los 10 antibióticos naturales que la sabiduría popular considera útiles para el alivio de ciertas dolencias puntuales. ¡Toma nota!

Semillas de toronja o pomelo

Los tés refrescantes contribuyen a tener una vida sana.

De acuerdo con los expertos de la Asociación 5 al día, el pomelo contiene vitamina C, ácido fólico, potasio y magnesio. No obstante, lo que se suele destacar en el ámbito popular es su contenido de vitamina C por sus propiedades antioxidantes.

Aunque se suele aprovechar la pieza de fruta al natural y el zumo, hay quienes pulverizan las semillas y las consumen a modo de remedio casero en caso de dolor de garganta por una infección vírica.

Por ello, mucha gente sostienen que las semillas de pomelo son antibióticos naturales. Cabe destacar que no se ha comprobado que las semillas tengan propiedades antibacterianas, por lo que esta información procede de datos anecdóticos.

 

Descubre: ¿Por qué es importante comer frutas y verduras según la OMS?

Ajo

El ajo es uno de los alimentos a los que se le atribuyen propiedades antibacterianas desde hace cientos de años. De hecho, está considerado como uno de los principales antibióticos naturales que existen.

«El alto contenido de los compuestos del organosulfurado parecen ser las sustancias responsables de efectos beneficiosos de la planta. Louis Pasteur describió los efectos antibacterianos de los jugos del ajo» indica una nota médica.

Equinácea

Infusión de equinácea.

La equinácea es una planta que, según la medicina alternativa y la fitoterapia, tendría la capacidad de prevenir infecciones, mejorar el sistema inmune y estimular la producción de linfocitos. Estas células desempeñan un papel muy importante a la hora de defender al organismo de infecciones y virus.

Por eso, se considera de manera popular como uno de los antibióticos naturales más eficaces para ayudar a tratar la gripe, el dolor de garganta, etc. Merece la pena destacar que no hay datos cientificos que avalen estas teorías.

Antibióticos naturales: el propóleo

El propóleo es la sustancia producida por las abejas al recoger el polen o savia de las plantas y flores. Las abejas usan el propóleo para mantener la limpieza e higiene de la colmena. Gracias a esta sustancia, las colmenas son el lugar más esterilizado de la naturaleza.

 

Hay quienes consideran que el propóleo es uno de los antibióticos naturales que serviría para protegerse de bacterias y al mismo tiempo, fortalecer el sistema inmune. En especial durante el invierno, cuando hay mayor probabilidad de sufrir un catarro, una gripe, un dolor de garganta, etc. Sus propiedades antivirales y bactericidas han sido comprobadas, como puede verse en el enlace que compartimos más arriba.

Descubre: 9 cosas que sucederán cuando empieces a comer miel a diario

Frutas ricas en vitamina C

Cítricos para tratar el vitíligo
Los cítricos aportarían al tratamiento de la enfermedad, según algunas investigaciones disponibles.

Según la sabiduría popular, por su contenido de vitamina C, las frutas cítricas serían antibióticos naturales que conviene aprovechar en caso de enfermedad. Se pueden integrar a la dieta de diversas maneras y son deliciosas.

Orégano

Otro de los antibióticos naturales que recomienda la medicina alternativa es el orégano y en concreto, el aceite de esta hierba perenne. Asimismo, se le atribuyen propiedades antisépticas.

Hoja de olivo

Al extracto de hoja de olivo también se le atribuyen propiedades antimicrobianas (porque protege a las olivas de los patógenos). Además, se considera que ayudaría a combatir a los radicales libres que causan, por ejemplo, envejecimiento prematuro. Por último, el extracto de hojas de olivo sería antioxidante, antiinflamatorio y ayudaría a aliviar dolores, como se descubrió en un estudio in vitro.

 

Astrágalus

Una publicación del International Journal of Molecular Sciences señala que el astragalus sería antiinflamatorio, antibacteriano y antioxidante. Por ello, en todo el continente asiático se ha usado como uno de los antibióticos naturales y, también, como remedio para fortalecer el sistema inmune, prevenir la gripe y el resfriado.

Té verde

Tazas de té verde
Los efectos antibacterianos del té verde podrían contribuir con la reducción del H. pylori.

El té verde es un remedio clásico para adelgazar y eliminar la retención de líquidos, dado su efecto diurético. Sin embargo, hay quienes consideran que también podría ser uno de los antibióticos naturales a los que podríamos recurrir en caso de enfermedad.

Su componente más importante, el epigalocatequina galata (EGCG, por sus siglas en inglés), sería eficaz para combatir bacterias orales, según las información de un artículo de Frontiers in Microbiology.

Descubre: Propiedades del té verde, una bebida muy popular

Más que sustitutos de los fármacos, son complementos

Aunque ningún remedio natural puede sustituir la prescripción médica, como hemos podido ver, sí existen algunos que podrían contribuir con el proceso de recuperación cuando se incluyen en la dieta con moderación y previa consulta con el especialista para evitar interacciones y reacciones adversas.

 

La clave estaría en mantener una dieta equilibrada, seguir siempre las indicaciones del médico y evitar mezclar varios remedios a la vez. Con un poco de paciencia y ánimo, mejoraremos ¡seguro!

  • Cvetnić Z, Vladimir-Knezević S., “Antimicrobial activity of grapefruit seed and pulp ethanolic extract.”, Acta Pharm. 2004 Sep;54(3):243-50.
  • Melchart D et al “Immunomodulation with echinacea – a systematic review of controlled clinical trials”, Phytomedicine. 1994 Dec;1(3):245-54. doi: 10.1016/S0944-7113(11)80072-3.
  • Chan GC et al. “The immunomodulatory and anticancer properties of propolis”, Clin Rev Allergy Immunol. 2013 Jun;44(3):262-73.
  • Pecoraro L et al. “Vitamin C: should daily administration keep the paediatrician away?”, Int J Food Sci Nutr. 2018 Dec 4:1-5.
  • Sienkiewicz M et al. “[The antibacterial activity of oregano essential oil (Origanum heracleoticum L.) against clinical strains of Escherichia coli and Pseudomonas aeruginosa]”, Med Dosw Mikrobiol. 2012;64(4):297-307.
  • Tang LL et al. “Clinical and experimental effectiveness of Astragali compound in the treatment of chronic viral hepatitis B.”, J Int Med Res. 2009 May-Jun;37(3):662-7.
  • Steinmann J et al. Anti-infective properties of epigallocatechin-3-gallate (EGCG), a component of green tea”, Br J Pharmacol. 2013 Mar;168(5):1059-73. doi: 10.1111/bph.12009.
  • Asociación 5 al día. El pomelo. http://www.5aldia.org/datos/0/pomelo_cast_A4_6079.PDF
  • Médica Sur. ¿Posee propiedades médicas el ajo? https://www.medigraphic.com/pdfs/medsur/ms-2005/ms054i.pdf
  • Billah, Md & Hossen, Billal & Khan, Fazlullah & Niaz, Kamal. (2018). Echinacea. 10.1016/B978-0-12-812491-8.00029-1.
  • Padrón-González, Alexander & Naranjo, Adrian & Díaz, José & Llera, Rosa. (2019). El propóleo una alternativa de todos los tiempos.
  • Singletary, Keith. (2010). Oregano: Overview of the Literature on Health Benefits. Nutrition Today. 45. 129-138. 10.1097/NT.0b013e3181dec789.
  • Heliyon. 2018 Sep; 4(9): e00805. Published online 2018 Sep 20. In vitro antioxidant activity of olive leaf extract (Olea europaea L.) and its protective effect on oxidative damage in human erythrocytes. doi: 10.1016/j.heliyon.2018.e00805
  • Int J Mol Sci. 2018 Mar; 19(3): 800. Published online 2018 Mar 10. Astragalus membranaceus Extract Attenuates Inflammation and Oxidative Stress in Intestinal Epithelial Cells via NF-κB Activation and Nrf2 Response. doi: 10.3390/ijms19030800
  • Reygaert, Wanda. (2014). The antimicrobial possibilities of green tea. Frontiers in microbiology. 5. 434. 10.3389/fmicb.2014.00434.