10 consejos para hacerlo por primera vez con tu novio

El primer encuentro sexual es una experiencia completamente personal, conoce qué hacer para protegerte de riesgos y disfrutarlo al máximo con tu novio.

Puede que acabes de conocer a un chico, que estés saliendo con alguien o, también, que mantengas un noviazgo formal. En cualquier caso, el momento de la intimidad siempre te producirá nervios, es una reacción natural que nos pasa a todos cuando vamos a entregar nuestro cuerpo por primera vez.

El sexo, al igual que la sexualidad, es parte de la vida y debes disfrutarlo –y tienes derecho a ello-  relaciones satisfactorias que te generen bienestar, autoconocimiento, estima propia y crecimiento personal. El retraimiento es un ingrediente regular en estos casos y, sobre todo, si vas a un primer encuentro. Por esta razón te ofrecemos aquí 10 consejos para hacerlo por primera vez con tu novio.

Lo primero

primera vez con tu novio

Antes de continuar, recuerda que eres dueña de tu cuerpo, solamente tienes uno, debes cuidarlo y ser quién decida cuándo ir al acto sexual por primera vez.

Lo más importante es lo que piensas al respecto, más allá de la moda, de la presión de tus amigas, de los medios de comunicación, de las redes sociales o simplemente de un impulso.

Otro frente, por llamarlo de alguna manera, es la opinión de tu novio. No importa si insiste una y otra vez. Para que resultes plenamente segura, debes esperar a que te sientas cómoda, que no te veas forzada a hacer algo que no quieres todavía.

Lee también: Mi novio no me valora

En tu mente

pareja-hablando

Estas recomendaciones que hacemos a continuación te ayudarán a sentirte en paz y responsable de ti misma, crearán un ambiente sano para la relación sexual y contribuirán a recibir y satisfacer a tu novio.

  • Espera el momento. El sexo por primera vez requiere planificación, un lugar íntimo para evitar interrupciones, disponer dilatadamente de tiempo, donde no haya distracciones para el cerebro, tu mayor órgano sexual.
  • Tómate tu tiempo. Nunca comiences quitándole la ropa o masturbándolo. Ve despacio. Las caricias, los besos, y la exploración del cuerpo, impregnan un aroma agradable a ese momento especial que estabas esperando y donde se incrementa amorosamente el calor de la intimidad.
  • No existe la edad perfecta ni tampoco una edad en la que debas tener relaciones. El primer encuentro carnal es un proceso personal y la razón es que no todos alcanzamos la madurez sexual a la misma edad, es un estado que se da según factores como la familia, la cultura o la religión.
  • Controla tus expectativas. No necesariamente debes saberlo todo. La sexualidad es una característica tuya que irás descubriendo poco a poco.

Visita este artículo: Por qué mi novio no quiere casarse conmigo

En la cama

ejercicios-pareja

Saca de tu mente el hecho de que una vez que te encuentres tendida en la cama todo será de ensueño. Lo cierto es que se trata de un proceso de exploración y de mucha madurez para evitar algunas consecuencias negativas.

  • Usa protección. Tu mejor aliado para el sexo por primera vez es el preservativo. Infórmate sobre los riesgos de embarazo por olvidar el condón y, sobre todo, de las ETS (Enfermedades de Transmisión Sexual) para que no conviertas un momento de placer en una situación traumática. Recuerda que siempre que haya contacto del pene con la vagina existe peligro de embarazo no deseado.
  • No te preocupes si no hay orgasmo. Es muy probable que no alcancen el orgasmo debido a que requiere un poco más de aprendizaje sobre los gustos de ambos.
  • Deja que te vea. Los hombres piensan diferente a las mujeres, no andan pendientes de estrías o celulitis, lo que más les importa es que por fin ven a su pareja desnuda. Ten presente esta ventaja y acepta tu cuerpo para que le proyectes seguridad.
  • Comunícate. Si no has tenido relaciones, debes hacérselo saber a tu pareja para que él, si ya ha tenido, sea más cuidadoso contigo. Despeja todas tus dudas sexuales. Y si, por el contrario, eres tú la que lo ha experimentado primero, guíalo para que te trate como te hubiera gustado que te trataran.
  • Trabaja en equipo. Así como la relación, el acto sexual es un trabajo en conjunto. De tu parte está el comunicarle suavemente a tu novio lo que te gusta y cómo te gusta para que él se sienta bien, tranquilo y seguro.

¿Y después qué?

Al día siguiente, si es que amanecieron juntos, asume la situación con calma. El sexo es solo una parte de la relación que debe ir construyéndose. Dale tiempo al tiempo, como se dice, para que se conozcan y definan a su vez lo que desean en conjunto.