10 claves de la dieta mediterránea

La dieta mediterránea es una de las más saludables según expertos nutricionistas de varios países. Se basa en alimentos naturales y de temporada, entre los que prima el aceite de oliva.

La dieta mediterránea está considerada como una de las más saludables, y enmarcada en un estilo de vida activo puede ayudarnos a vivir más años y en mejores condiciones.  Hoy aprovechamos para darte diez claves de la dieta mediterránea que puedes incorporar en tu día a día.

Claves de la dieta mediterránea

claves de la dieta mediterránea

Son muchos los estudios que avalan los beneficios de la dieta mediterránea para prevenir algunas enfermedades y conseguir una alimentación nutritiva y equilibrada. Los alimentos más destacados son el aceite de oliva, las frutas y verduras de temporada, y los pescados y mariscos frescos. 

Te damos las 10 claves de la dieta mediterránea que puedes incorporar a tu alimentación habitual para aprovechar todos sus beneficios.

1. Cereales y pan integral

Se recomienda tomar cerales integrales en vez de su versión “blanca”, y evitar los panes industriales, como el de molde. Utilizar grano completo para hacer el pan hace que sea más saciante, sea rico en fibra y favorezca el tránsito intestinal.

2. Aceite de oliva

El aceite de oliva es la base de la dieta mediterránea. Un tesoro natural rico en vitamina E y ácidos grasos omega-9. Gracias a sus propiedades favorece la salud cardiovascular y ayuda a absorber muchos nutrientes.

3. Frutas frescas

claves de la dieta mediterránea: frutas

Naranja, manzana, uva, pomelo, granada, melón, sandía… Todas las frutas son ricas en vitaminas y minerales, lo que favorece nuestro sistema inmuniatira. Recuerda que la dieta mediterránea recomienda tomar 5 raciones de fruta y verdura al día.

4. Verduras frescas

Champiñones, tomates, pimientos, berenjenas, cebollas, espinacas, calabacines…son sabrosos y perfectos para cumplir con las 5 raciones de fruta y verdura al día. Asegúrate de tener todos los colores presentes en la mesa; es la única manera de garantizar un aporte de todos los nutrientes necesarios

5. Frutos secos

Claves de la dieta mediterránea: frutos secos

Nueces, almendras, pistachos… los frutos secos aportan magnesio, calcio y fósforo. Son un buen complemento para nuestros desayunos, almuerzos o ensaladas.

6. Alimentos de temporada

Verduras, fruta, pescado, carne… lo mejor es que sea propio de la temporada para garantizar que no han sido procesados ni alterados químicamente.

7. Lácteos fermentados

Los lácteos fermentado, como el kéfir, los yogures o el queso, son muy beneficiosos. Nos aportan microorganismos vivos muy necesarios que ayudan a mantener un adecuado equilibrio en nuestra microbiota intestinal.

8. Carnes magras

Por su alto contenido en proteínas y bajo contenido en grasa se da preferencia a las carnes magras y blancas, como el pollo, en vez de a lasrojas.

9. Pescado azul

claves de la dieta mediterránea: pescado azul

Sardinas, caballas, atunes, salmón… Sus grasas son muy beneficiosas, ricas en omega 6.

10. Una vida activa

Aprovecha la vida social para practicar ejercicio, sal a andar para disfrutar del aire libre y la naturaleza, disfruta del sol y deja que te llene de vitamina D. Practicar alguna actividad mejorará tu calidad de vida y se verá reflejado en tu salud.

  • Sofi, F., Abbate, R., Gensini, G. F., & Casini, A. (2010). Accruing evidence on benefits of adherence to the Mediterranean diet on health: an updated systematic review and meta-analysis. The American Journal of Clinical Nutrition, 92(5), 1189–1196. https://doi.org/10.3945/ajcn.2010.29673
  • Martínez-González, M. A., Salas-Salvadó, J., Estruch, R., Corella, D., Fitó, M., & Ros, E. (2015). Benefits of the Mediterranean Diet: Insights From the PREDIMED Study. Progress in Cardiovascular Diseases, 58(1), 50–60. https://doi.org/10.1016/J.PCAD.2015.04.003
  • Serra-Majem, L., Ribas, L., Ngo, J., Ortega, R. M., García, A., Pérez-Rodrigo, C., & Aranceta, J. (2004). Food, youth and the Mediterranean diet in Spain. Development of KIDMED, Mediterranean Diet Quality Index in children and adolescents. Public Health Nutrition, 7(07), 931–935. https://doi.org/10.1079/PHN2004556
  • Estruch, R., Ros, E., Salas-Salvadó, J., Covas, M.-I., Corella, D., Arós, F., … Martínez-González, M. A. (2013). Primary Prevention of Cardiovascular Disease with a Mediterranean Diet. New England Journal of Medicine, 368(14), 1279–1290. https://doi.org/10.1056/NEJMoa1200303
  • Ortega, R. (2006). Importance of functional foods in the Mediterranean diet. Public Health Nutrition, 9(8A), 1136–1140. https://doi.org/10.1017/S1368980007668530
  • Trichopoulou, A., Martínez-González, M. A., Tong, T. Y., Forouhi, N. G., Khandelwal, S., Prabhakaran, D., … de Lorgeril, M. (2014). Definitions and potential health benefits of the Mediterranean diet: views from experts around the world. BMC Medicine, 12(1), 112. https://doi.org/10.1186/1741-7015-12-112