10 remedios caseros para no tener olor en los pies

Yamila Papa 3 septiembre, 2015
¿Sabías que la salvia te puede ayudar a eliminar el mal olor tanto de los pies como de los zapatos? Coloca unas hojas en el lugar donde los guardes habitualmente

Sea verano o invierno, si nuestros pies tienen mal olor nos sentimos incómodos y avergonzados.

¿Sabías por qué transpiran tanto y tienen ese aroma a queso rancio? ¡Porque cuentan con más de 250 mil glándulas sudoríparas! Así es, en tan poco espacio.

Pero, más allá de quedarnos con los datos científicos, es importante hacer algo al respecto. Sigue leyendo este artículo para conocer algunos remedios caseros para no tener olor en los pies.

Eliminar el hedor plantal de manera natural

Antes de pasar a las recetas caseras, sería bueno que supieras cuáles son las razones por las que tenemos mal olor en los pies:

  • Estar todo el día con los zapatos puestos sin que los pies puedan “respirar”.
  • Usar calcetines que no absorban bien la transpiración.
  • Hacer ejercicio con el calzado inadecuado.
  • Los hongos entre los dedos o en las uñas.
  • Los cambios hormonales.
  • El estrés o la ansiedad.
  • La ingesta de ciertos medicamentos.
  • La falta de higiene en los pies.
  • Usar calzado que no esté limpio o seco.
  • Mojarse los pies cuando llueve y no quitarse los calcetines.
Eliminar-el-hedor

Como puedes ver, son bastantes las causas del mal olor en los pies. La buena noticia es que también existen muchos remedios caseros para eliminarlo:

1. Limón

Se trata de un ingrediente potente para quitar los malos olores en general, y de los pies en particular. Luego de bañarte corta un limón por la mitad y frota entre los dedos de los pies (el lugar donde más se produce el hedor).

No enjuagues y deja secar. A continuación, ponte calcetines y zapatos como de costumbre.

Te recomendamos leer: La técnica del limón congelado podría combatir los tumores malignos del cuerpo

2. Almidón de maíz

Almidón-de-maíz

Te servirá para mantener los pies secos y evitar la sudoración en exceso. Actúa como si fuera un polvo talco. Pon un poco en los pies y espolvorea también en los zapatos. Absorberá ella humedad y con ello eliminará el mal olor.

Antes de aplicar los pies han de estar totalmente secos porque sino se formará una pasta pegajosa e incómoda.

3. Vinagre

La acidez de este líquido mata las bacterias que se acumulan en los pies. En un recipiente con 2 litros de agua tibia echa 1 taza de vinagre blanco. Sumerge los pies 15 minutos, seca y repite a diario.

4. Sales de Epsom

Sales-de-Epsom

Reducirán el olor de los pies al eliminar las toxinas que se acumulan en la piel. Puedes conseguirlas en las tiendas naturistas.

Ingredientes

  • Medio cubo de agua tibia
  • 2 cucharaditas de Sales de Epsom (9 g)

Preparación

Echa las dos cucharaditas de sales de Epsom en el agua y sumerge los pies durante 15 minutos. Repite esto todas las noches antes de irte a dormir con los pies limpios y secos.

5. Gelatina

Quizás puede sonarte algo extraño, pero este remedio casero te puede ayudar a quitar el mal olor de los pies. No importa cuál sabor sea, eso no cambia en nada.

Prepara la gelatina como indica el paquete y espera a que cuaje. Luego sumerge los pies en el recipiente y deja actuar 20 minutos.

6. Bicarbonato de sodio

Bicarbonato-de-sodio

Es muy eficaz para reducir las bacterias de los pies, pero también las que se hayan podido acumular en los zapatos y calcetines. Antes de calzarte, espolvorea un poco de bicarbonato de sodio.

Otra opción es remojar los pies en un cubo con algunas cucharadas de bicarbonato y agua tibia. Sumerge 20 minutos y seca bien. Repite todas las noches.

7. Vodka

No solo sirve para beber sino que también tiene propiedades antisépticas. Se usa para lavar heridas, por ejemplo. Mata las bacterias causantes del mal olor también.

Solo hay que embeber un algodón con un poco de vodka y pasarlo por los dedos y planta una vez que la zona esté limpia.

8. Salvia

Salvia

Esta hierba puede ayudarte a reducir el mal olor en los pies. Existen diferentes maneras de aprovechar las ventajas de la salvia. Por ejemplo, puedes triturar unas hojas de salvia seca y colocar dentro de los zapatos o calcetines mojados para que absorban el olor y la humedad.

Úsalo como desodorante de calzado cuando lo guardas en el armario. También puedes preparar una mezcla y remojar los pies en ella.

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • 3 cucharadas de salvia (6 g)

Preparación

Prepara un té como de costumbre. Deja reposar 15 minutos, filtra y echa en un recipiente donde puedas meter los pies. Una vez que pasen 20 minutos retira y seca.

Uno de los componentes de la salvia es el ácido tánico. Te ayudará a reducir el sudor causante del olor en los pies.

9. Té negro

Son muchas las propiedades de esta infusión. Una de las últimas descubiertas por las investigaciones es la capacidad de aniquilar las bacterias y al mismo tiempo cerrar los poros evitando así la transpiración excesiva.

Ingredientes

  • 3 litros de agua
  • 4 cucharadas de té en hebras (o 6 saquitos de té) (8 g)

Preparación

Calienta el agua hasta que hierva, añade el té y deja que se realice la decocción durante 15 minutos. Retira del fuego, deja entibiar un poco y échalo en un cubo. Si has usado el té en hebras, filtra primero. Si no, retira los saquitos.

Introduce los pies y déjalos sumergidos media hora.

Ver también: El té negro contra la tensión arterial

10. Jengibre

Jengibre

Compra una raíz de jengibre y rállala lo más fina posible. También puedes adquirir la que viene directamente en polvo. Coloca en un recipiente con agua y hierve durante 25 minutos. Cuela usando un filtro de café.

Utiliza el líquido resultante para masajear los pies con suavidad. Repite este proceso todas las noches antes de dormir durante 2 semanas seguidas.

Te puede gustar