10 removedores de maquillaje caseros para piel seca, grasa y sensible

Aída Campos · 14 junio, 2019
Presume una piel fresca, limpia y sana utilizando removedores de maquillajes caseros. Estos te permitirán obtener el cutis anhelado, de una manera fácil y eficaz para tu tipo de piel.

Al desmaquillarnos no solo removemos el maquillaje, sino que además nos deshacemos del polvo, impurezas y bacterias que se han adherido a la piel durante el día, ensuciándola. Es por ello que los removedores de maquillaje son una parte importante dentro de nuestro ritual de limpieza facial.

Al igual que otros productos cosméticos, para elegir los removedores de maquillaje correctos, necesitamos conocer bien las características de nuestro tipo de piel. De esta forma, le brindaremos el producto que tengas las composición más apta para sus necesidades y, a su vez, evitaremos maltratarla.

Características y cuidados de los tipos de piel 

Piel seca

piel seca

La piel seca se origina por la pérdida de agua, la poca actividad de las glándulas sebáceas, los factores ambientales, la exposición a rayos del sol y el uso de productos no apropiados. Tiene tendencia a envejecer más rápidamente que los otros tipos de piel, lo cual propicia la aparición de las arrugas y líneas de expresión.

Características de la piel seca

  • Tirantez.
  • Aspecto opaco. 
  • Pierde fácilmente su hidratación.
  • No suele presentar muchos poros abiertos.
  • Tendencia a la descamación.
  • Baja producción de aceite naturales (lípidos).

Cuidados para la piel seca

  • Usar productos ricos en agua y nutrientes.
  • Usar tónicos y removedores de maquillaje suaves libre de alcohol.
  • Aplicarse una crema nutritiva tanto por la mañana como por las noches.
  • Aplicarse mascarillas hidratantes por lo menos cada 15 días.
  • Evitar exfoliar la piel sin antes consultar con el dermatólogo.

Ver también: Removedores de maquillaje caseros para piel seca, grasa y sensible

Piel grasa

El cutis grasoso es común en las mujeres y se nota más en la adolescencia. Se dice que las personas la padecen por lo menos 1 ó 2 veces durante su vida. Aunque, en ocasiones puede durar la vida entera.

Este tipo de piel presenta problemas con algunos maquillajes dada su durabilidad. No obstante, tiene otras ventajas a la hora de resaltar nuestro rostro. Por ejemplo, gracias al cebo del cutis el maquillaje no se verá opaco. Pero, necesitarás de algunos trucos para lucir un acabado perfecto, como el uso de una pre-base para matizar la grasa y lograr que el maquillaje perdure.

Características de la piel grasa 

  • Aspecto brillante.
  • Tendencia a presentar poros abiertos, espinillas así como brotes de acné.

Cuidados para la piel grasa

  • Aplicarse tónicos astringentes.
  • Aplicarse filtro solar libre de grasa y cremas humectantes. 
  • Usar maquillajes mates, especiales para piel grasa y removedores de maquillaje apropiados.
  • Evitar permanecer más de 5 horas consecutivas con el rostro maquillado. Es preferible tomarse un momento para renovarlo, para no promover la aparición de impurezas.
  • Evitar exfoliar la piel sin antes consultar con el dermatólogo.
  • Antes de acostarse a dormir, limpiar la cara con un jabón neutro y agua y aplicarse un humectante apropiado ligero.
  • Realizar limpiezas profundas periódicamente con un profesional.

Piel sensible

Piel sensible

Un cutis sensible requiere de mayor cuidado, a diferencia de otros tipos de piel. Debes consultar con tu dermatólogo cuáles productos usar y cuáles no y seguir siempre sus indicaciones. También deberás procurar aplicarte solo cosméticos hipoalergénicos o especiales para pieles sensibles.

Características de la piel sensible

  • Tirantez.
  • Irritabilidad.
  • Barrera cutánea deficiente y permeable.
  • Tendencia a la resequedad, la descamación, el enrojecimiento y las erupciones. 
  • Inestabilidad; es decir, su aspecto puede variar muy fácilmente con la influencia de ciertos factores.

 Cuidados para la piel sensible

  • Usar productos especiales para el cuidado de la piel sensible: desde el jabón de uso diario  y el protector solar, hasta la crema humectante para la noche.
  • Evitar los agentes irritantes en la medida de lo posible.
  • Evitar exfoliar la piel sin antes consultar con el dermatólogo.

Removedores de maquillaje caseros, una buena opción

Los principales beneficios de utilizar removedores de maquillaje caseros son:

  • Son económicos.
  • Son fáciles de preparar.
  • Los puedes preparar tú mismo.
  • Haces la cantidad que quieras.
  • Los puedes conservar en recipientes bien cerrados.

A continuación, te revelamos las recetas para que prepares tus propios removedores de maquillaje caseros con ingredientes naturales.

1. Removedor a base de glicerina, aceite de almendras y rosas

recetas con agua de rosas

Esta receta es ideal para personas con piel grasosa, ya que la glicerina y el extracto de rosas permitirá cerrar los poros. Mientras que el aceite le brindará elasticidad al cutis.

Ingredientes

  • 1 taza de glicerina pura (200 g).
  • 1 taza de agua mineral (250 ml).
  • 20 gotas de aceite de almendras (1 ml).
  • 15 gotas de extracto puro de rosas (15 ml).

Procedimiento

  • En una botella con atomizador mezcla todos los ingredientes.
  • Bate muy bien la botella para que se condense la mezcla.
  • Déjalo en la nevera durante la noche.
  • Al siguiente día, cuando vayas a quitarte el maquillaje, rocía la solución en el rostro.
  • Retíralo con gasas o toallitas de bebé realizando movimientos circulares.
  • Ten cuidado con tus pestañas para que no la rompas.
  • Enjuaga con agua.
  • Aplica las lociones que normalmente utilizas.

Lee también: Removedores de maquillaje con sábila

2. Desmaquillante con aceite de coco extra virgen

El aceite de coco es un elemento único como removedor de maquillaje natural para todo tipo de piel.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de aceite de coco extra virgen (15 ml).
  • 1 mota de algodón.

Preparación

  • Frota el aceite virgen de coco en la palma de tu mano hasta que tome forma líquida.
  • Aplica el aceite en toda la cara.
  • Realiza pequeños masajes.
  • Limpia la cara con el algodón.
  • Enjuaga la cara con agua tibia para eliminar el exceso de maquillaje y aceite.
  • Para limpiar los ojos, agrega aceite en una pelotita de algodón.

Las personas con acné no deben utilizar aceite de coco.

3. Removedor de leche

Removedor de leche

La leche es un excelente removedor de maquillaje y es mucho más barato que otros removedores. El contenido de grasa y proteínas de la leche hidrata la piel y retiene humedad. Es ideal para personas con piel seca.

Ingredientes

  • ½ taza de leche entera  (250 ml).
  • 2 o 3 bolitas de algodón.

Procedimiento

  • Poner la leche en un tazón pequeño.
  • Sumergir una bola de algodón en la leche.
  • Apretar la bola de algodón para sacar el exceso de leche.
  • Frote la bola de algodón en la cara.
  • Finalmente enjuague con agua.

4. Desmaquillante de aloe vera

El gel de aloe vera al ser resbaladizo elimina más fácilmente el maquillaje, dejando la piel limpia y con más brillo. Es bueno para todo tipo de piel, en especial para piel sensible, ya que contiene nutrientes y elementos que no causan reacciones alérgicas.

Ingredientes

  • 3 cucharaditas de gel de aloe vera (15 g).
  • 1 bola de algodón.

Procedimiento

  • Poner el aloe vera en la bola de algodón.
  • Pasar el algodón por toda la cara.
  • Enjuagar con agua.
  • Secar.
  • Aplicar una crema hidratante ligera.

5. Removedor de maquillaje de plátano

Removedor de maquillaje de plátano

Este hidrata tu piel mientras se limpia el maquillaje de la cara. Las enzimas que posee el plátano elimina la suciedad desde lo más profundo de los poros.

Ingredientes

  • 1 plátano maduro.
  • 3 cucharadas de miel (30 ml).

Procedimiento

  • Tritura el plátano hasta tener una pasta.
  • Añade la miel a la pasta de plátano.
  • Mezcla bien.
  • Aplica la pasta en el rostro.
  • Deja actuar por 5 minutos.
  • Limpia con un paño caliente para piel suave.

6. Desmaquillante de aguacate para los ojos

Es muy bueno para desmaquillar los ojos, además es un gran hidratante de la piel.

Ingredientes

  • 3 cucharaditas de puré de aguacate (15 g).
  • Hisopos de algodón.

Procedimiento

  • Tritura un trozo de aguacate maduro hasta tener un pasta.
  • En un recipiente coloca una cucharada de aguacate.
  • Sumerge un hisopos de algodón en la pasta.
  • Desliza de manera suave alrededor de los ojos para quitar el maquillaje.
  • Limpia los ojos con un paño húmedo.

7. Removedor de maquillaje de aceite de oliva y tomillo

Aceite de oliva

Ingredientes

  • 1 vaso de agua (250 ml).
  • 5 cucharadas de aceite de oliva (75 ml).
  • 1 bolsita de tomillo molido (50 g).
  • Otros: algodón, embudo, frasco de vidrio.

Procedimiento

  • Poner el agua al fuego.
  • Cuando hierva agrega el tomillo.
  • Permite enfriar y luego con el embudo colocamos la infusión en el frasco.
  • Se agrega el aceite de oliva y se mezcla.
  • Con una bolita de algodón la pasamos por la cara.
  • También se puede usar para desmaquillar los ojos.

8. Desmaquillante de yogur 

Ingredientes

  • 1 cucharada de yogur natural (10 g).
  • Bolitas de algodón o toallitas.

Preparación

  • Mezcla los ingredientes en un recipiente.
  • Humedece el algodón con el yogur.
  • Remueve el maquillaje de tu rostro, cuello y escote aplicando masajes circulares.
  • Limpia con una toallita limpia y agua fría.

9. Tónico de manzanilla

Desmaquillante de limón y manzanilla

Ingredientes

  • ½ vaso de infusión de manzanilla (125 ml).
  • Algodón.

Preparación

  • En un recipiente agrega la infusión de manzanilla.
  • Deja enfriar. 
  • Humedece un poco de algodón en la manzanilla.
  • Aplica sobre el rostro limpio, a modo de tónico.

10. Desmaquillante de miel

Este desmaquillante es muy bueno para piel o cutis graso. También previene la aparición de barros, espinillas. 

Ingredientes

  • 3 cucharaditas de miel (15 ml).
  • 1 vaso con agua (250 ml).
  • Algodón.

Preparación

  • En un recipiente agrega los ingredientes.
  • Mezcla muy bien.
  • Empapa un algodón con la mezcla.
  • Desmaquíllate suavemente.

A tener en cuenta

Para poder lucir una piel sana y bonita es importantísimo llevar a cabo una buena rutina de limpieza y cuidado. Dentro de dicha rutina, los removedores de maquillaje tienen un papel clave.