10 síntomas de leucemia que se suelen pasar por alto

Aunque estos síntomas también pueden deberse a otras condiciones de menor importancia es fundamental acudir al especialista ante la menor duda para que nos examine y obtener así un diagnóstico precoz

Leucemia es el término utilizado para hacer referencia al cáncer que afecta los tejidos que forman la sangre en el cuerpo. Involucra de forma directa los glóbulos blancos, dado que se caracteriza por su inadecuada formación.

Los glóbulos blancos son una parte importante de los mecanismos de defensa del cuerpo. Estos crecen y se dividen de forma organizada a medida que el cuerpo los necesita.

Sin embargo, en los pacientes con leucemia, la médula ósea los produce de forma anormal y, aunque aumenta su producción, no pueden cumplir su función de proteger el cuerpo, ya que son defectuosos.

Conforme la enfermedad avanza, se producen interferencias en la producción de otras células sanguíneas, como los glóbulos rojos y plaquetas.

Es entonces cuando se dan episodios graves de anemia, hemorragias y un alto riesgo de contraer varios tipos de infecciones.

Lo más preocupante es que muchos desconocen o confunden sus síntomas, lo cual dificulta su diagnóstico oportuno.

Por esta razón, a continuación queremos compartir en detalle las 10 manifestaciones clínicas que no se deben pasar por alto.

1. Manchas púrpuras o rojas en la piel

petequias-piel

Conocidas en términos médicos como petequias, son unas manchas rojizas o púrpuras que aparecen en racimos, por lo general en el pecho, espalda o brazos.

Se producen cuando la sangre se coagula y no fluye de forma adecuada, y muchas veces se confunden con una erupción cutánea.

Ver también: 5 alimentos para tener una sangre de mejor calidad

2. Dolor en los huesos o articulaciones

Hay muchas enfermedades que pueden causar dolor en los huesos y articulaciones. Sin embargo, en el caso de la leucemia en particular, el dolor aparece cuando se acumulan los glóbulos blancos defectuosos.

Los pacientes sienten un pinchazo agudo o dolor sordo, cuya intensidad puede variar en función de la zona afectada.

3. Dolor de cabeza

dolorcabeza

El dolor de cabeza es uno de los síntomas de leucemia que más se ignoran. Aparecen sobre todo en los casos de leucemia aguda, y tienden a ser severos y duraderos.

Se producen porque el flujo sanguíneo hacia el cerebro y la médula espinal está restringido, tal y como sucede en los casos de migraña, cuando los vasos sanguíneos se contraen.

4. Ganglios inflamados

Cuando la leucemia compromete la producción de glóbulos blancos y rojos, la capacidad del cuerpo para responder contra las infecciones se disminuye.

Esta situación altera los procesos inflamatorios y conduce a glándulas y ganglios linfáticos hinchados o pequeños bultos indoloros de tono azul o púrpura.

5. Debilidad y cansancio

fatiga

Es difícil sospechar de leucemia cuando se manifiesta con sensación de debilidad y cansancio. No obstante, no se debe ignorar que estas señales también son producto de esta enfermedad.

La disminución de glóbulos rojos sanos afecta la capacidad del cuerpo para transportar oxígeno y nutrientes, lo que conlleva a cuadros de anemia y fatiga crónica.

6. Sangrados inusuales

Todos los sangrados inusuales e inexplicables pueden ser una clara señal de leucemia. La disminución del recuento de plaquetas interfiere en la coagulación sanguínea, por lo que incrementa la susceptibilidad de hemorragias.

7. Fiebres e infecciones frecuentes

she suffers a cold

Cualquier forma de leucemia disminuye la capacidad del sistema inmunitario para responder contra los agentes patógenos que causan infecciones.

Por este motivo, los pacientes con esta afección experimentan continuos episodios de fiebre e infecciones respiratorias como la gripe.

Esto se debe en gran medida a que las células sanguíneas cancerosas inhiben la capacidad de los glóbulos blancos para actuar contra los virus y bacterias.

8. Pérdida de peso inexplicable

Como ocurre con cualquier tipo de cáncer, la leucemia puede hacer que el paciente pierda peso de forma alarmante e inexplicable.

Esto puede ser un efecto secundario de la fatiga extrema y la disminución del apetito con que viene acompañada.

Te recomendamos leer: Principales causas de la pérdida del apetito

9. Falta de aliento

falta-aliento

La falta de aliento o dificultad para respirar se produce por la disminución de la oxigenación de las células que se da por las interferencias en el flujo de la sangre.

Algunas personas lo experimentan como una incapacidad para recuperar el aliento, mientras que otras sienten que no obtienen el alivio de una recuperación de oxígeno.

10. Dolor abdominal o hinchazón

Cuando la leucemia se extiende, puede producir una hinchazón del hígado o bazo, manifestándose con recurrentes dolores abdominales o sensación de plenitud debajo de las costillas.

Algunos pacientes, inclusive, sienten un ligero dolor en la espalda baja o experimentan náuseas, vómitos y alteraciones en la actividad intestinal.

El tratamiento contra la leucemia ha tenido importantes avances en los últimos años; sin embargo, gran parte de su éxito depende de la detección precoz de la enfermedad.

Por este motivo es primordial atender cualquiera de las señales mencionadas, aunque puedan manifestarse por problemas de menos cuidado.