10 trucos para aguantar con tacones todo el día

Andrea Caillet Bois · 4 diciembre, 2019
A diario, lo más recomendable es prescindir del uso de zapatos de tacón. Ahora, si no puedes resistir la tentación, al menos trata de aplicar ciertos cuidados para evitar maltratar tus pies.

Existen algunos trucos para usar tacones durante varias horas, sin sufrimiento. Ahora bien, esto no quiere decir que sea recomendable usar este tipo de calzado a diario ni por periodos de tiempo prolongados. Por lo tanto, hay que utilizar estos trucos solo cuando sea estrictamente necesario llevar tacones por muchas horas seguidas.

Lo ideal sería llevar un calzado cómodo a diario, que permita tener estabilidad, pero también que sujete bien los pies y brinde espacio suficiente a los dedos. Un par de zapatos que no sean completamente planos, pero tampoco muy elevados y en ángulos de inclinación que luego acaban causando dolor.

10 trucos para usar tacones y disminuir o eliminar las molestias

Al usar tacones el peso que soporta normalmente el pie cambia por completo su punto de apoyo. Al aumentar la altura del talón, la parte anterior debe soportar hasta un 75 % más del peso al que está normalmente acostumbrada. Por tal motivo, puede producir daños en el pie, rodillas y hasta cambiar la postura de la columna vertebral.

A continuación, apunta estos trucos y minimiza los efectos adversos de usar tacones.

1. Acostúmbrate poco a poco

No es para nada aconsejable usar tacones altos por primera vez durante todo el día. De hecho, hay que utilizarlos por periodos de tiempo cortos y, de ser posible, hacer descansos. Cambiar de postura, sentarse, quitárselos un rato y así.

Aunque puedan lucir bonitos, los pares que tienen tacones de más de 5 cm son los menos recomendables, sobre todo para quienes no están acostumbradas a llevarlos.

  • Cuando están nuevos, siempre es recomendable usarlos por periodos de tiempo cortos y caminar distancias cortas (dentro de la casa). 
  • Si sientes que te molestan en la parte de los dedos, lo mejor es que humedezcas ligeramente un papel periódico, lo arrugues y conviertas en una bola y se lo coloques a los zapatos durante un par de noches. Este es un truco para «ablandar» un poco esa zona para evitar roces.

Descubre: 5 tips para evitar que tus zapatos nuevos te tallen

2. Comienza por usar tacones anchos

Si no estás acostumbrada a llevar zapatos de tacón y quieres empezar a llevarlos, o bien tienes un evento puntual y quieres completar tu atuendo con un par de ellos, es recomendable que optes por aquellos que tienen un tacón grueso.

Los zapatos que tienen un tacón muy fino (aguja) son difíciles de soportar y más aún por periodos de tiempo prolongados. Otra opción sería llevar zapatos de plataforma en lugar de tacones como tal. 

3. Haz pequeños descansos

consecuencias del uso de tacones

Con cualquier tipo de calzado de tacón se aconseja tomar descansos, incluso si se trata de periodos breves. Esto evitará que los pies se hinchen y que las piernas acaben sintiéndose como peso muerto al final del día.

  • Sería recomendable que, durante los descansos, procurases masajear los pies un poco, para reactivar la circulación.
  • Si estás en casa, es recomendable que te quites los zapatos y sumerjas los pies un rato en agua tibia con sal. Esto ayudará a aliviar las molestias y a desinflamar la zona.
  • También es recomendable que coloques los pies en alto durante al menos 15 minutos al día, antes de irte a dormir.

4. Usa siempre tu talla

Aunque parezca una obviedad, hay que recordar que los zapatos siempre deben ser de la talla correcta. De lo contrario, pueden ocasionar múltiples molestias.

  • Si el zapato es pequeño, puede llegar a lastimar y producir ampollas. Por otra parte, si es de mayor tamaño, el pie puede deslizarse de un lado a otro e, instintivamente, terminarás intentar sujetarlo haciendo mayor fuerza con la parte anterior del empeine, para evitar que se salga.

5. Trata de escoger los que se enganchan en el tobillo

Los zapatos de tacón que tienen pulsera en el tobillo y tiras en los empeines serán mucho más fáciles de llevar, porque el pie estará mejor sujeto. En cambio, los que carecen de correas y son prácticamente descubiertos, suelen causar con mayor facilidad molestias.

  • Truco: elegir los que tienen un escote en forma de T.

6. Usa almohadillas

En el mercado se pueden encontrar pequeñas almohadillas que se colocan en dos lugares diferentes del pie. Dependiendo de qué zona duela más, puedes colocar en la parte debajo de los dedos o en el talón. 

7. Hidrata tus pies

Es sumamente importante tener los pies bien hidratados, con crema. De este modo, podremos evitar las rozaduras.

  • Truco: aplica un poco de crema hidratante por dentro del zapato, espárcela bien y déjala secar. Repite el procedimiento varios días seguidos para ablandar un poco el material.

8. Enfría tus zapatos, el mejor de los trucos para usar tacones

  • Dentro de los zapatos, coloca bolsas llenas de agua.
  • Ahora, toma otra bolsa y guarda en ella los zapatos.
  • Coloca la bolsa en el refrigerador y déjala allí durante varias horas.
  • Al cambiar del estado líquido a sólido, el agua va a hacer presión en el zapato y lo «agrandará» un poco más, lo cual evitará que causen rozaduras.

9. Intercambia los tacones por las plataformas

Optar por plataformas es aumentar unos centímetros más la suela del zapato. Por tanto, este truco permite poder llevar más cómodo un tacón más alto sin que el pie lo note demasiado. Como se eliminan 2 o 3 cm, todo el pie y la pierna sentirán alivio.

Lee también: 10 curiosos trucos para dejar tus zapatos como nuevos

10. Evita usar los que tienen las suelas delgadas

Las suelas delgadas proporcionan poco apoyo para la parte anteroinferior del pie. Por tanto, son mejores las plataformas de goma ya que estas absorben la presión al caminar, aliviando el dolor producido en la planta de los pies.

Sigue estos trucos para usar tacones y lucirás espléndida sin molestias ni dolores.

Recuerda siempre que el uso continuo de zapatos de tacón no es recomendable. Dale prioridad al calzado cómodo.