10 trucos para combatir el calor

Aunque no lo creamos, ducharnos con agua fría puede hacer que tengamos aún más calor, ya que nuestro organismo eleva la temperatura para mantenerla estable. Lo ideal es hacerlo con agua templada

El verano es sinónimo de vacaciones, pasar mucho tiempo al aire libre y disfrutar del clima caluroso.

Si vives en una zona en donde el clima cálido se torna insoportable en algunas ocasiones, entonces te serán útiles esta serie de recomendaciones y trucos que te ayudarán a combatir el calor.

1. Transpirar y beber agua

Sudar es un mecanismo natural de defensa para regular el calor y ayuda al cuerpo a mantenerse fresco.

Este proceso de refrigeración se realiza por millones de glándulas sudoríparas ubicadas en distintas zonas del cuerpo (apocrinas) y en la piel (ecrinas).

Sin embargo, transpirar durante un par de horas puede dar como resultado deshidratación, por lo que es necesario beber agua de manera regular.

A diferencia de la creencia popular, el sudor no tiene olor. Este se desprende de la acción con las bacterias situadas en la piel o en el vello corporal. Por eso, te sugerimos tener una buena higiene y una buena alimentación.

Visita este artículo: 8 alimentos que ayudan a la hidratación

2. Evitar ducharse con agua fría

Bañarse de inmediato

Cualquier persona podría pensar que un buen baño de agua fría reduciría la temperatura corporal.

No obstante, el efecto que produce es activar el organismo elevando la temperatura para no perder calor.

Por otra parte, el agua tibia es lo suficientemente fría para bajar la temperatura, pero también caliente como para que el organismo no retenga el calor.

3. Comer picante

La comida picante estimula la sudoración y, como hemos mencionado anteriormente, la transpiración ayuda a regular la temperatura corporal.

En la medida de lo posible, trata de incluir algunos ingredientes picantes en tus comidas.

4. Usa ropa ligera, floja y transpirable

ser agradecido

Gracias a las corrientes de aire seco sobre el cuerpo, se incrementa la pérdida de calor por evaporación del sudor.

Procura usar prendas de tejidos livianos si tu exposición al sol es reducida.

5. Usar ropa negra

Usualmente se recomienda el uso de ropa de colores claros, pues los colores en tonalidades oscuras concentran el calor.

Sin embargo, hay que reconocer que el cuerpo humano es otra fuente de calor. La ropa blanca refleja la temperatura cálida del cuerpo pero no la deja salir, sino que regresa al propio organismo, mientras que la ropa negra simplemente lo absorberá.

Ahora bien, el uso de prendas claras u oscuras dependerá de las condiciones climatológicas.

  • En caso de que exista viento junto con calor seco, lo más apropiado sería usar ropa negra. 
  • El secreto radica en que el viento, por convección, se lleva el calor que absorbe la ropa negra. Esa es la razón por la que los antiguos beduinos cruzaban por el desierto con ropa negra.
  • No obstante, si las condiciones son calor húmedo sin viento, la opción serán las prendas blancas más ajustadas.

6. Usa sombrero o gorra

4-tips-para-cuidar-tu-piel-del-sol-de-manera-practica

Estos accesorios son importantes para protegerse de los rayos solares. Procura que sean de fibras sintéticas que no absorban el sudor.

Además, deben tener ventilación para permitir la transpiración y que el calor se disipe.

7. Hacer comidas ligeras

Consumir comidas ricas en vitaminas y minerales ayudará a hidratarte y a gozar de buena salud.

Los mejores alimentos, por su alto contenido en agua, son:

  • Brócoli
  • Zanahorias
  • Espinacas
  • Lechuga
  • Tomates
  • Pepino
  • Melón
  • Sandía
  • Manzanas
  • Peras

8. No abusar de bebidas con cafeína, alcohol o azucaradas

Evita el consumo de alcohol y cafeína

Los helados, refrescos, jugos procesados, e incluso la cerveza, en lugar de proporcionar mayor frescura, activan la pérdida de líquido corporal y, en algunos casos, aumentan el calor.

¿Quieres conocer más? Lee: 10 remedios naturales para dejar la cafeína

9. Estar delgado

En una persona, la producción de calor es proporcional al volumen.

Es decir, las personas robustas están en desventaja en ambientes cálidos frente a las delgadas. Por lo tanto, cuidar de tu peso es otra clave para sufrir menos en la época de calor.

Si quieres bajar unos kilos de más, te invitamos a leer el siguiente enlace: Las 5 mejores dietas para perder peso

10. Enfriar zonas clave

Aplicar frío en zonas como las muñecas, detrás de la rodillas, nuca y cuello, es una opción sencilla y útil.

La razón es que las venas y arterias están mucho más cerca de la piel.

De esta manera, al estar en contacto con una bolsa de agua fría, la temperatura del flujo y circulación sanguínea disminuye. El efecto: mayor frescura en tu cuerpo.

Como ves, estos trucos no son tan difíciles de aplicar, así que esperamos que te ayuden para que tu verano sea increíble y, sobre todo, disfrutes de la temporada de calor.

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar