11 beneficios de jugar con plastilina para los niños

Marilu Caldera · 17 junio, 2018
Jugar con plastilina aporta muchos beneficios a los niños, por medio de esta masa flexible los pequeños materializan las figuras que tienen en su imaginación, desarrollando la creatividad y la motricidad.

Jugar con plastilina tiene grandes beneficios durante el proceso de crecimiento y educación de los niños. Con la plastilina los pequeños de la casa convierten en realidad todas las figuras o formas que tienen en su imaginación.

En efecto, al cumplir el primer año de edad y bajo supervisión, los niños pueden empezar a jugar con plastilina. De esta manera, comienzan a reconocer las texturas y practicar algunos movimientos de las manos como aprender a agarrar o pasar un objeto de una mano a otra.

La plastilina

La plastilina es un plástico flexible que a todos los niños les agrada mucho manipular, ya que puede cambiar de diferentes formas, puede separarse y volverse a unir, sin cambiar en su composición original.

Plastilina

La consigues en tiendas de diferentes colores, también la puedes elaborar de forma casera con aceite, harina, sal, agua, colorante, de forma muy rápida. Este material fue creado para sustituir la arcilla, debido a que no se seca y se compacta tan rápido.

Aunque para algunas madres representa una preocupación, porque jugar con plastilina significa ensuciar o se quede pegada en la ropa, para otras madres forma parte importante del aprendizaje.

Beneficios de jugar con plastilina

A continuación, encontrarás algunos beneficios para los niños cuando juegan con plastilina.

1. Favorece la relajación

Elaborar figuras con plastilina colabora a la relajación de los niños cuando están demasiado inquietos, ya que para trabajar con este material deben estar sentados, concentrados y tranquilos.

2. Desarrollan la motricidad fina

Amasar, separar y luego unir la plastilina, son movimientos que colaboran con el aprendizaje de la escritura. Además, mejoran la fuerza, destreza y agilidad de las manos, en especial de los dedos.

3. Identifican los colores

Para algunos niños es un poco difícil el proceso de identificar los colores. En este sentido, jugar con plastilina es una actividad ideal para que conozcan los diferentes tonos como, por ejemplo, los primarios: azul, rojo y amarillo.

4. Diferencian cantidades

Además de aprender los colores, los niños reconocen la diferencia de las porciones  grandes o pequeñas. Así, poco a poco, irán mejorando la habilidad de comparar y la numérica.

5. Desarrollan los sentidos

Desarrollar los sentidos al jugar con la plastilina

Los niños, cuando juegan con plastilina, desarrollan varios sentidos a la vez: 

  • El olfato, porque generalmente la plastilina tiene un olor agradable
  • El tacto, ya que crea diferentes texturas cuando presionan el plástico
  • La vista, formando e identificando las figuras que elaboran.

Te recomendamos leer: 15 juguetes para estimular el aprendizaje en tus hijos

6. Impulsa la creatividad

Los niños pueden crear todas las formas que imaginen. En la mayoría de los casos, dan vida a sus creaciones.

7. Fomentan el trabajo en equipo

Jugar es ideal como actividad en grupo. Además de enseñarlos a compartir los materiales, a ayudar a otros integrantes a participar en la creación de nuevas figuras.

8. Refuerzan la autoestima en los niños

Crear figuras de plastilina aumenta la autoestima de los niños, ya que se sienten satisfechos al terminar la actividad y ver su trabajo. También en los momentos en que otra persona lo felicita por su creación.

9. Incrementa la capacidad de concentración

Cuando los niños elaboran formas o figuras en plastilina tratan de hacerlo a la perfección, por esta razón, se mantienen concentrados por largo tiempo. Por eso, también es favorable para los padres, ya que no tienen que cambiar de actividad en poco tiempo para distraer al niño.

10. Afirman su autonomía

En el momento que los niños elaboras sus figuras en plastilina, son los que deciden como serán o de qué color serán. De este modo, esta acción refuerza la capacidad de tomar de decisiones y su autonomía.

Niño jugando con plastilina

11. Incrementa el lenguaje de los niños

Los juegos en plastilina amplían el lenguaje de los niños, ya que tienen que aprender nuevos conceptos para poder expresar el significado de las figuras que hacen.

Otros usos que le puedes dar a la plastilina

Cuando comienza la etapa escolar, además de manipular la plastilina para jugar, también la pueden utilizar en:

  • Elaboración de maquetas.
  • Material de apoyo en exposiciones.
  • Como sustitución de las pinturas.
  • Actividades del colegio recreando un momento del día con los personajes.

Debes leer: 5 manualidades para niños de edad preescolar

Por todo ello, ¡pon a jugar con plastilina a los niños! Sin embargo, recuerda que siempre debe ser bajo la supervisión de un adulto, ya que se pueden llevar este material a la boca e ingerirlo.

  • Marie-Elaine Leduc, "Educational benefits of playing with modelling clay or pottery clay", 2015. https://bb.ca/en/articles/article/educational-benefits-of-playing-with-modelling-clay-or-pottery-clay/51/
  • Sunrise Medical, "Juegos para niños con discapacidad: Cómo estimular a los más pequeños", 2016, https://www.sunrisemedical.es/blog/juegos-para-ninos-con-discapacidad