12 formas de reutilizar electrodomésticos viejos

Paula Heidemeyer · 30 mayo, 2020
Para reutilizar electrodomésticos viejos solo necesitas un poco de imaginación y algunas herramientas que te ayuden a transformarlos en un objeto nuevo. Aquí te contamos cómo hacerlo.

Reutilizar electrodomésticos puede ser una buena opción para cambiar la decoración del hogar. Hay muchos tipos: ordenadores, lavadoras, lavavajillas, televisores, entre otros, y varios de ellos pueden tener vida útil más allá de su uso principal. Con un poco de ingenio y algunas herramientas, se pueden transformar en objetos originales.

Te contamos 6 ideas divertidas, y fuera de lo común, que pueden servir para reutilizarlos y renovar la decoración de la casa.

6 ideas para reutilizar los electrodomésticos viejos

Esta ideas son una buena opción para que te inspires y la próxima vez que tengas oportunidad de reemplazar un electrodoméstico estropeado, no lo pienses dos veces. No importa si es una nevera o un televisor, porque cada uno puede tener una segunda vida maravillosa.

1. Transforma ese televisor viejo en una pecera

Es importante que sea un televisor antiguo, de los que no son planos. Para hacerlo, debes abrir la consola de madera ubicada detrás del aparato y remover todo lo que haya en su interior, con mucho cuidado, dejando solo la pantalla y las manijas

A continuación, mide el espacio para encontrar la pecera adecuada. Una vez la tengas, personalízala como quieras, introdúcela en el televisor. y vuelve a cerrar la consola.

2. Convierte los tambores de la lavadora en lámparas

Para ello, tendrías que desmontarlas, limpiar bien las piezas, y teñirlas de colores o envolverlas con artículos también reciclados. ¡Seguro que te encantará el efecto! Puedes hacer lámparas de pie o colgantes.

Por otro lado, este tambor de lavadora también puede convertirse en una magnífica barbacoa. Así podrás sacarle partido en las comidas y cenas de verano con tus familiares.

3. Reforma esa nevera pequeña y conviértela en una mesa auxiliar

Esta es una fantástica idea para tener una mesa original y a la vez un sitio donde guardar la vajilla, los vasos o las servilletas. Aunque obviamente la nevera ya no funciona, es ideal para almacenar cosas. Para personalizarla, puedes pintar el exterior con pintura de pizarra y darle un toque creativo a tu hogar.

4. Reutiliza el carrito de tu lavavajillas y el recipiente de los cubiertos

Este consejo es una buena idea para guardar libros o algunos vinilos de colección. Al tener ruedas, te resultará perfecto para manejarlo y esconderlo debajo de la cama o el sofá, si tienes espacio. Por otro lado, el recipiente de los cubiertos también se puede reutilizar para guardar  artículos como bolígrafos y todo tipo de material escolar.

5. Utiliza la nevera como una estantería

Una nevera vieja puede servir para muchas cosas, entre ellas, como una estantería para guardar libros. Intenta remover la puerta y decorarla de forma creativa. De esta manera parecerá una biblioteca muy original.

6. Transforma el tostador viejo

Para transformar este electrodoméstico, puedes añadir azulejos y algunos abalorios, y convertirlo en un elemento de decoración.

Lee también: Maneras sostenibles de decorar el hogar

¿Qué más se puede hacer para reciclar electrodomésticos?

Lo cierto es que pocas personas saben realmente qué hacer con un electrodoméstico estropeado o viejo. Muchas veces, llevarlo al equipo técnico no es una buena opción porque, en cierto modo, es mejor inversión comprarse un aparato nuevo que arreglar el viejo.

En este caso, existen algunas opciones para entregar las neveras, televisores, radios y lavadoras antiguos, rotos o estropeados, ya que no se trata de un residuo cualquiera que se pueda tirar al contenedor más cercano.

Una opción es dejarlos en los establecimientos donde venden electrodomésticos, puesto que allí también se hacen cargo de los aparatos rotos y antiguos que ya no tienen ninguna utilidad. También, se pueden donar a quien lo necesite o venderlo de segunda mano.

Cuando un electrodoméstico es totalmente inservible y se puede ni reciclar ni arreglar, hay que buscar el lugar, recinto o espacio dispuesto en cada ciudad para estos materiales grandes y pesados.

Por último, también existe la opción de recurrir a servicios de recogida directa en la puerta de tu casa. Para ello, es necesario saber qué días pasan por los barrios. Esta puede ser una de las mejores formas de reciclar estos aparatos tan grandes.

No te pierdas: 8 consejos para tener un hogar más sostenible y ecológico ¡Vale la pena!

No olvides las 3 erres: Reducir, reciclar y reutilizar

Como has podido comprobar, se pueden hacer muchas cosas a partir de los electrodomésticos viejos: desde un armario, una pecera o una mesita auxiliar. Es importante tener en cuenta que estas manualidades no son sencillas, requieren de técnicas, paciencia y muchas herramientas.

Sin embargo, si te gusta el reciclaje y cuentas con un espacio para trabajar estos aparatos, no dudes en intentar crear objetos útiles para tu día a día en el hogar. Seguro se te ocurren muchas cosas más; deja volar tu imaginación y seguro encuentras qué hacer con esos electrodomésticos.