12 trucos prácticos para limpiar las cosas más difíciles del hogar

Carolina Betancourth·
24 Julio, 2020
¿Sabías que el jugo de limón puede ayudarte a eliminar el moho y la cal que se acumulan en la ducha o la bañera? También es muy eficaz el agua oxigenada.

Limpiar el hogar en su totalidad es algo que debemos hacer de forma frecuente para evitar la acumulación diaria de suciedad, polvo y otros desechos.

Muchos quizá tienen suerte y cuentan con alguien que les ayude a hacer esta tediosa labor que puede llevarnos mucho tiempo; otros tienen que dedicar largas horas a las diferentes tareas de limpieza que permitirán dejar la casa impecable.

Lo bueno, es que hay muchos trucos de limpieza que pueden ahorrar tiempo y dinero. En esta ocasión vamos a compartir 12 trucos sencillos que seguro te van a ayudar.

1. Tapicerías

Para dejar limpias las tapicerías de muebles y vehículos, basta con preparar una mezcla de agua mineral con gas, jabón y vinagre y utiliza un cepillo de raíces para frotar.

El vinagre, según Antonio Tijero, profesor de Productos Químicos de Consumo en la Universidad Complutense de Madrid (UCM) debe ser mirado con recelo en la utilización como detergente casero, incluso, asegura que “su uso como limpiador es poco eficaz”.

En contraste a esto, la sabiduría popular suele usarlo, en combinación con jabón y agua mineral para la limpieza de algunas tapicerías, sin embargo, si las manchas persisten, tendrás que considerar hacer una mejor limpieza, quizá más profunda, con una máquina de vapor.

2. Ventanales

Para eliminar esas manchas de polvo y óxido que se van formando en los ventanales, prepara una mezcla de bicarbonato de sodio y vinagre blanco, y aplícala utilizando un cepillo o un paño.

Para aquellas áreas de difícil alcance puedes utilizar un bastoncillo de los que se usan para limpiar los oídos.

Ver también: Trucos caseros para limpiar y mantener en buen estado las alfombras

3. Sofás

Para eliminar las manchas de los sofás de microfibra, pero sobre todo para desinfectarlos, se recomienda preparar una solución de alcohol y agua destilada, luego, puedes frotarla usando un cepillo o paño.

Un estudio publicado por la Universidad de Sao Paulo, Brasil, apunta que el alcohol tiene una eficacia y una efectividad de desinfección de materiales bastante alta.

Por ende, al utilizarlo para limpieza y desinfección, pues los resultados suelen ser casi que inmediatos.

4. Encimera y mesa

Encimera-y-mesa

Son áreas difíciles de limpiar y de un cuidado especial por el hecho de ser superficies donde se manipulan alimentos.

Para su limpieza prepara 1 parte de agua oxigenada por 2 de agua y posteriormente rociarla utilizando un pulverizador.

Esta mezcla ayuda a eliminar manchas de alimentos y moho. Otra buena opción consiste en mezclar un poco de bicarbonato de sodio con aceite esencial de limón, y frotar sobre la superficie para desinfectarla y limpiarla.

5. Sacudir rejillas

Las rejillas de los autos y las ventanas son muy difíciles de limpiar por el hecho de ser tan pequeñas. Para eliminar ese polvo que allí se acumula, toma una brocha de maquillaje que ya no utilices y frótala hasta dejar la superficie limpia.

6. Limpiar el horno

La acumulación de grasa y restos de alimentos hacen de la limpieza del horno algo tedioso y molesto.

Para que esta tarea sea fácil y no quite mucho tiempo, pulveriza un poco de agua por todas sus paredes y luego pulveriza un poco de bicarbonato de sodio. Déjalo actuar toda la noche y a la mañana siguiente límpialo con un paño.

7. Pisos

Pisos limpiar

La suciedad y la grasa pueden hacer que el piso luzca sucio. Si la mancha es reciente lo que puedes hacer es aplicar una buena cantidad de talco y dejarlo actuar durante 10 minutos. Pasado este tiempo la mancha se eliminará con solo barrer.

Si la mancha es de más tiempo, una solución es aplicarle jabón para lavaplatos y frotarla con un cepillo. Déjala actuar por 10 minutos y enjuaga.

8. Refrigerador

En el refrigerador se acumulan malos olores, bacterias y restos de alimentos que pueden manchar las superficies.

Para limpiarlo puedes preparar una mezcla de una parte de bicarbonato, otra de agua oxigenada y dos de agua corriente. Pulveriza el líquido por todas las partes del refrigerador, déjalo actuar 10 minutos y luego retíralo con una gamuza.

9. Armarios

Se les puede sacar brillo y dejar completamente limpios con una mezcla de bicarbonato de sodio y agua.

En caso de que tengan manchas difíciles, haz la misma mezcla, pero añadiéndole una parte de vinagre blanco, que al ser elaborado de la fermentación del alcohol puro de caña de azúcar, maíz o malta, pues suele contener propiedades purificadoras muy interesantes para superficies como los armarios.

Entonces, una vez que hayas rociado la mezcla, entonces déjala actuar y luego, retira la suciedad con un paño o cepillo de cerdas extra suaves que cuiden de la madera.

10. Ducha y bañera

Para limpiar el moho y la cal que se acumula en la ducha y la bañera, basta con utilizar un poco de zumo de limón. Agrégale un poco de jugo de limón al estropajo y frótalo por todas las superficies a limpiar. También se puede usar agua oxigenada en lugar de limón.

Te recomendamos leer: El agua oxigenada y sus aplicaciones para el hogar

11. Inodoro

Inodoro

Para eliminar las manchas y moho que se va formando en tu inodoro, prepara una mezcla de bicarbonato de sodio y limón y aplícalo en las superficies utilizando un cepillo. También puedes utilizar vinagre blanco puro.

12. Espejos

Para limpiar tus espejos y cristales solo mezcla 3 partes de agua con 1 de vinagre, pulverízalo y limpia con un paño.

Son muy simples y sencillos estos tips. Recuerda que estos nunca podrán ser sustitutos absolutos de productos químicos que se encuentran en el supermercado, ya que estos últimos cuentan con unas normas y estándares evaluados antes de su distribución al público.

Estas alternativas naturales que pueden hacerse en casa podrían servir en muchas ocasiones y deben utilizarse con suma responsabilidad. Como por ejemplo, utilizando guantes de látex y lentes transparentes para proteger los ojos.