15 superalimentos para limpiar naturalmente tu hígado

Valeria Sabater 8 octubre, 2015
Además de facilitar la digestión, la infusión de diente de león favorece la descomposición de las grasas y estimula la producción de aminoácidos, que desintoxican y regeneran el hígado

El hígado es la glándula de desintoxicación más importante de nuestro cuerpo. Si no te has detenido nunca a pensar en este órgano, te diremos que gran parte de tu bienestar depende de su salud.

Nuestros hábitos de vida, de alimentación e incluso los contaminantes del ambiente que nos rodea afectan directamente a su equilibrio.

Es vital que aprendemos a cuidarnos un poco más y a tomar conciencia de que nuestro bienestar depende muchas veces de los actos más simples como elegir un tipo de comida y no otra, o incluso evitar la automedicación.

Hoy en nuestro espacio queremos explicarte cuáles son los mejores superalimentos que te ayudarán a limpiar naturalmente tu hígado.

1. Las espinacas

Las espinacas son uno de los alimentos más ricos en glutatión. Si nunca has oído hablar de este elemento, te diremos que es esencial para cuidar de nuestro hígado:

Descubre cómo disfrutar de una buena digestión

  • Es un compuesto formado por 3 aminoácidos: cisteína, glutamato y glicina.
  • Es un potente antioxidante que nos protege del ataque de los radicales libres.
  • El glutatión presente en las espinacas ayuda al hígado a depurar sustancias nocivas y elementos de desecho.

2. Los limones

Agua-tibia-con-limón

¿Sigues nuestro consejos y tomas ya cada mañana un vaso de agua tibia con limón? Gracias a este poderoso cítrico aumentamos nuestro nivel de vitamina C y estimulamos al hígado para que sintetice y elimine materiales tóxicos.

Además, los limones son ricos en antioxidantes y múltiples minerales, muy necesarios para optimizar las funciones hepáticas.

3. Las coles de Bruselas

Sería muy adecuado que, al menos dos veces por semana, tomaras un plato de coles de Bruselas con aceite de oliva. Las crucíferas, como la col, el repollo o las coles de Bruselas contienen isotiocianatos, un tipo de enzimas hepáticas que nos permiten eliminar toxinas.

4. La  cúrcuma

Cúrcuma

La cúrcuma es una de las especias más saludables para el hígado. Puedes utilizarla como condimento e incluso como colorante para tus platos.

  • La cúrcuma facilita la desintoxicación del hígado.
  • Nos ayuda a reducir la inflamación hepática.
  • Facilita las digestiones y estimula la producción de la bilis.

5. Las nueces

Las nueces son una buena fuente de glutatión y de ácidos grasos omega-3. Tampoco podemos olvidar que estos frutos secos contienen arginina, muy adecuada para favorecer la limpieza del hígado y eliminar en especial el amoníaco.

¿Qué te parece si cada día incluimos en nuestro desayuno 4 nueces?

6. Los aguacates

Batido-agucate

Hay quien evita consumirlos porque son muy calóricos. La clave está en el equilibrio. No pasa nada si consumimos cada día medio aguacate, son ricos en nutrientes y en glutatión.

No dudes en combinarlos en tus ensaladas, sus ácidos grasos son muy saludables y cuidarán de tu bienestar.

7. Las manzanas

Comernos cada día una manzana con piel es un modo estupendo de protegernos de múltiples enfermedades. Tienen un alto contenido en pectina y otros componentes esenciales que favorecen la digestión, la absorción de nutrientes y la salud del hígado.

Si además de cuidar de tu salud hepática deseas reducir el índice de grasa no dudes en consumir una manzana verde al día.

Descubre los beneficios de una manzana verde en ayunas

8. Los ajos

Propiedades antibacterianas del ajo

Tomar un diente de ajo en ayunas acompañado de un vaso de agua nos ayuda a depurar el organismo y nos aporta alicina y selenio. Estos dos minerales favorecen la depuración hepática, actúan como poderosos antibióticos y reducen la inflamación.

Si te preocupa el mal aliento solo tienes que masticar después un poco de menta. ¡Tu salud lo va a notar!

9. Infusión de diente de león

Si tomas cada día una infusión de diente de león después de tus comidas principales, favorecerás tu digestión y, además, ayudarás al hígado a descomponer las grasas y a producir aminoácidos que cuidarán de tu salud.

¡Empieza hoy mismo!

10. Los espárragos

Esparrago

Espárragos blancos o espárragos verdes o trigueros (de cultivo o silvestres), los que tú desees. Cuaquier tipo es adecuado para favorecer la eliminación de líquidos y cuidar de la salud de tus riñones e hígado.

Son la cena ideal con unos huevos revueltos: proteínas y minerales que tu organismo va a agradecer.

11. El té blanco

En nuestro espacio te hemos hablado muchas veces de los múltiples beneficios del té blanco:

  • El té blanco es la bebida más rica en antioxidantes, mucho más que el té verde.
  • Esta bebida natural es rica en catequinas, un compuesto conocido para ayudar a la función hepática.
  • Puedes tomar dos tazas de té blanco al día.

12. El aceite de oliva

Aceite-de-oliva

Busca el mejor aceite de oliva virgen extra, de producción orgánica y lo más natural posible. Gracias a sus aceites orgánicos prensados ​​en frío cuidarás cada día de tu hígado y lo protegerás de la inflamación y de exceso de toxinas.

13. Los beneficios del trigo sarraceno

El trigo sarraceno es uno de los granos enteros más beneficiosos para nuestro hígado. Lo ayudará a producir enzimas que favorecerán su depuración y la metabolización de aminoácidos y vitaminas.

14. Licuado de remolachas y zanahorias

Jugo de remolacha

¿Lo has probado ya? Es un remedio sencillo y eficaz para estimular y depurar el hígado. Gracias a las múltiples vitaminas contenidas tanto en las zanahorias como en las remolachas, depuramos el organismo, evitamos el estreñimiento, mejoramos las digestiones y nos beneficiamos de sus flavonoides y del beta-caroteno.

¿Quieres leer más? Aprende a hacer un licuado estimulante de remolacha y zanahoria

15. Los tomates

Los tomates son ricos en vitaminas, en licopeno y en glutatión. Nos ayudan a mejorar nuestra salud cardiovascular y la hepática. No tengas miedo de cocinarlos, puesto que una rica salsa de tomate hecha con aceite de oliva estimula aún más sus propiedades.

No dudes en tomar cada día varios de estos alimentos… ¡Tu hígado lo agradecerá!

Te puede gustar