3 tips para cuidarte sin necesidad de renunciar a tu vida social

En lugar de renunciar a tu vida social por querer practicar deporte o cuidarte procura incluir a tus amigos en la práctica de ejercicio para que ellos también obtengan beneficios.

Mucha gente cree que mantener un estilo de vida saludable requiere de mucho tiempo. Por ello, te mostramos algunos consejos para cuidarte sin renunciar a tu vida social.

Tener una alimentación equilibrada y realizar ejercicio físico frecuente no va en contra de mantener un vida social activa.

1. Integra la alimentación sana en tu día a día

El primer factor clave para mantener un estilo de vida saludable es seguir una alimentación sana y equilibrada. Existen una infinidad de menús recomendados para lograr este tipo de alimentación. Por ello, es fácil darse cuenta de que conseguir los productos adecuados para elaborar platos sanos y equilibrados es muy sencillo.

Mercado de comida saludable.

Saber dónde conseguir nuestros alimentos sanos favoritos nos permitirá reducir el tiempo necesario para realizar las compras. Por otro lado, elaborar un menú semanal equilibrado y con platos sencillos de preparar también es muy fácil. De esta forma, todo el tiempo que ahorremos en comprar y cocinar podremos dedicarlo a otras actividades.

También podemos encontrar alimentos saludables en la mayoría de bares y restaurantes, puedes cuidarte sin renunciar a tu vida social. Tan solo hace falta tener unos conocimientos básicos sobre nutrición para saber diferenciar un plato sano y equilibrado de uno que no lo sea. Gracias a esto, no nos veremos obligados a renunciar a ir a ciertos sitios con nuestros amigos.

Sencillamente, debemos ser conscientes de qué tipo de alimentos nos convendrá más tomar.

Leer también: 4 tipos de alimentos claves para una dieta sana y equilibrada

2. Realiza deporte en grupo: cuidarte sin renunciar a tu vida social

Otro de los factores clave a la hora de mantener un estilo de vida saludable será realizar actividad física de manera regular. En relación con esto, una excelente forma de socializar será extender nuestra vida social al entorno en el que realicemos deporte.

La gran mayoría de gimnasios ofrecen clases en grupo para realizar actividades como yoga, spinning, etc. Apuntarnos a este tipo de actividades nos ayudará a conocer gente nueva con la que compartamos cierta pasión por el deporte. Así podremos extender nuestra vida social al deporte.

Por otro lado, en todas las ciudades hay clubes relacionados con actividades físicas muy variadas. Por ejemplo, si tienes perro, puedes buscar grupos de canicross que se reúnan en tu ciudad. Estos grupos se dedican a correr junto con sus canes.

Deporte en grupo.

Con estas actividades conocerás gente con la que tengas más cosas en común, como tener mascota además de realizar deporte. Además, para tu perro también será muy positivo hacer ejercicio y relacionarse con otros miembros de su especie con frecuencia.

Otros tipos de clubes habituales son aquellos que se reúnen en parques para hacer yoga, ejercicios de musculación o para practicar deportes en grupo como fútbol o baloncesto. Con todas estas actividades podrás mantener una interesante y activa vida social mientras te preocupas por cuidar tu organismo.

3. Extiende la actividad física a tus grupos habituales

Algo que preocupa a muchas personas que desean comenzar a realizar deporte de forma habitual es la dificultad para mantener su relación frecuente con ciertos amigos que no sean tan partidarios de hacer deporte.

Esto no tiene por qué ser especialmente complicado. Por supuesto, nuestros amigos no siempre querrán reunirse para hacer deporte, pero también nos ocurrirá a nosotros.

No pasa nada por basar una reunión con nuestro amigos en un bar o en un restaurante, siempre que seamos conscientes del primer consejo y ser precavidos a la hora de tomar ciertos alimentos.

Sin embargo, una forma de extender nuestro gusto por el deporte e integrarlo en todos nuestro círculos sociales será tratar de convencer a nuestro amigos para que se unan a nosotros. No tiene por qué ser con opciones como salir a correr o practicar algún deporte en grupo, ya que pueden no resultarles atractivas.

Acampada con amigos.

Ante esto, un buen plan puede ser proponer excursiones al campo para hacer montañismo o senderismo. Este tipo de actividades suelen resultar más interesantes, y nos permitirán realizar una buena cantidad de actividad física mientras socializamos con nuestros amigos.

Debes leer: Beneficios de vivir en el campo

Con este último consejo podrás incluso incentivar el interés de tus amigos por el deporte, ayudándote a conocerles aún más e integrándoles en tus actividades de interés, para poder cuidarte sin renunciar a tu vida social. Además, siempre es agradable estar acompañado de nuestros familiares o amigos al hacer deporte, ya que hará que cualquier actividad sea más placentera e interesante.

Te puede gustar