4 aceites para reparar el cabello dañado

El poder regenerador del aceite de oliva nos ayuda a que nuestro cabello crezca sano y fuerte. Además, lo hidrata en profundidad y reduce el encrespamiento

En la actualidad, es normal que tanto las mujeres como los hombres mantengan al pendiente de la caída y daño de su cabello.

Estos problemas se presentan por las alteraciones del medio ambiente, los químicos, la planchas, los secadores, los tintes, las pinzas, entre otros más. Esto, a su vez, provoca que el cabello vaya perdiendo brillo, vitalidad, y belleza.

Hoy en día es un problema tanto de vanidad como de salud. Por lo tanto, para darle una solución a ello, hemos decidido compartir contigo algunos tips, para hacer que tu cabello recupere su vitalidad.

Aceites para reparar el cabello dañado

Entre los principales aceites para la reparación del cabello, podemos encontrar:

  • Aceite de argán.
  • El aceite de coco.
  • Aceite de oliva.
  • Aceite de almendras.

Estos aceites son los mejores aliados para darle brillo y vitalidad al cabello, además de ayudar en el sellado de las puntas abiertas. Conozcamos en detalle cada uno.

Ver también: 5 aceites esenciales y sus beneficios

Aceite de argán

Es uno de los aceites con más propiedades y beneficios en la actualidad. Es llamado “El oro líquido de Marruecos”. Será muy útil para tu rutina de belleza capilar. Contiene:

  • Ácido graso de omega 3.
  • Niveles altísimos de vitamina E.
  • Ácido graso de omega 6.
  • Ácido graso de omega 9.

Modo de uso

  • Aplicar algunas gotas en la palma de la mano y esparcirlas generosamente en las puntas del cabello maltratado. Esto ayudará a cerrar la puntas abiertas y dará flexibilidad y fuerza.
  • Aplicarlo directamente en la raíz y dejarlo actuar durante 25 min. Enjuagar como de costumbre. Esto ayudará a restaurarlo y rejuvenecerlo.

Aceite de coco

Coconut oil for alternative therapy

Para darle brillo y salud a tú cabello sólo bastan unas gotas de aceite de coco, ya que estas ayudan a evitar la resequedad y la aparición de caspa.

No obstante, el mejor aceite es el aceite virgen, está científicamente comprobado, ya que es capaz de fortalecer y nutrir desde la raíz hasta las puntas.

Modo de uso

  • Agregar unas cucharadas de aceite en un recipiente y luego sumergirlo en agua caliente.
  • Aplicar uniformemente sobre el cuero cabelludo y dejar actuar durante 20 minutos utilizando un gorro plástico.
  • Enjuagar como de costumbre, con abundante champú y acondicionador.

Aceite de oliva

Es uno de los aceites más utilizados como cosmético natural, pues tiene un alto contenido de vitamina E, por lo que hace que el cabello crezca fuerte y sano.

Tiene propiedades regenerativas que ayudan al crecimiento y embellecimiento del cabello; reduce el frizz y ayuda a potencializar y tonificar el cabello deshidratado.

Modo de uso número uno

  • Masajear el cabello con aceite de oliva extra virgen de la raíz hasta las puntas y poner una toalla caliente sobre él durante 5 min.
  • Luego lavar normalmente y repetir el procedimiento cada 15 días.
  • Esto es ideal para cabellos tinturados y que están expuestos al secador y a la plancha continuadamente.

Modo de uso número dos

  • Utilizar cuatro cucharadas de aceite de oliva mezcladas con un huevo batido.
  • Aplicar en todo el cabello y dejar actuar durante quince minutos.
  • Lavar con agua templada.
  • Realizar el tratamiento una vez por semana para obtener una revitalización completa.

Modo de uso número tres

  • Mezclar tres cucharadas de aceite de oliva más 2 de miel.
  • Dejar fermentar durante 24 horas.
  • Aplicar en el cabello húmedo y limpio y dejar actuar durante 15 minutos.
  • Lavar de nuevo con abundante agua.
  • Esta es una excelente mascarilla regeneradora.

Aceite de almendras

Almendras

Te puede interesar: 5 aceites aromáticos para relajarte después del trabajo

Este aceite ayuda a recuperar el cabellos dañado y disminuye su volumen. Para ello, es ideal buscar mascarillas, champús y tratamientos que lo contengan, ya que no es muy recomendable aplicarlo directamente sobre el cuero cabelludo, pues lo puede dejar con aspecto sucio.

Modo de uso

  • Utilizar el aceite de almendras dulce, pero sólo en las puntas, haciendo un buen masaje, de tal manera que el aceite penetre bien.
  • Humedecer un toalla con agua caliente —la temperatura que más soportes— y ponerla sobre el cabello durante 5 minutos.
  • Después, lavar el cabello dos veces o hasta eliminar cualquier rastro de aceite.

No te quedes sin probar las increíbles propiedades de cada uno de estos aceites. Recuerda elegir el que mejor se adapte a tus necesidades y verás que en poco tiempo lograrás excelentes resultados.