4 ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Elisa Morales el 6 diciembre, 2018
Hay una serie de ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma a la vez que cuidan de tu salud e incluso te permiten bajar de peso.

¿Quieres ponerte en forma practicando natación, pero no sabes por dónde empezar? Hoy descubrirás 4 ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma mientras realizas una actividad muy completa y divertida.

La natación es un ejercicio muy recomendado, ya que ayuda a ejercitar todos los músculos del cuerpo. Además, podemos practicarlo no sólo en la piscina de un gimnasio, sino también en la playa o en algún río si estamos en verano y deseamos disfrutar de estos lugares.

Ejercicios de natación

1. El crol

Ejercicios de natación para estar en forma crol

El crol es el primero de los ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma. Además, es el primero que se suele enseñar en todas las escuelas o gimnasios donde se instruye a las personas que no saben nadar.

La manera de llevar a cabo este estilo de natación es alternar los brazos, estirando hacia delante primero uno y, después, el otro. Al mismo tiempo, llevaremos nuestra cabeza hacia el brazo contrario al que estamos estirando para poder respirar.

Es un ejercicio que permite un avance rápido y es el que la mayoría de las personas suelen poner en práctica cuando nadan.

Si no lo dominas, es importante que intentes llevar a cabo este ejercicio en un lugar en el que hagas pie hasta que estés seguro de que puedes realizarlo correctamente.

Lee este artículo: 7 recomendaciones en caso de ahogamiento por agua

2. La braza

Ejercicios de natación

 

El segundo de los ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma es la braza. Con este estilo de nado no vamos a avanzar tan rápido como en el anterior, pero los movimientos que haremos nos resultarán mucho más cómodos.

Para llevar a cabo este ejercicio se mueven los brazos y las piernas de manera simultánea. Los brazos se estirarán hacia adelante y volverán hacia atrás haciendo un círculo. De la misma manera se hará con las piernas.

El movimiento nos permitirá elevar el pecho y sacar la cabeza para poder respirar sin prisas.

Muchas personas, realizan este ejercicio de una manera mucho más suave; es lo que algunos denominan “la rana”. No obstante, tan sólo es una variante más relajada.

3. La mariposa

Estilo mariposa ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma

Descubre: 5 consejos para tener a tus hijos seguros en la piscina

La mariposa es otro de los ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma y es el más moderno, si lo comparamos con los anteriores.

Este estilo es adecuado para personas que controlen los estilos de nado ya mencionados, ya que se requiere fuerza y coordinación.

Los movimientos son similares a los del crol. No obstante, en esta ocasión no vamos a alternar el movimiento, sino que haremos el mismo con ambos brazos.

Sin embargo, el cuerpo va a hacer una especie de “S” durante la realización del estilo mariposa. Esto ayudará a poder elevar un poco el cuerpo para poder realizar las inspiraciones pertinentes.

4. Espalda

Ejercicios de natación: estilo espalda

Este último de los ejercicios de natación que te ayudarán a estar en forma se realiza, tal y como su nombre indica, de espaldas. Es una modalidad bastante tranquila en la que nos ayudamos de los brazos para avanzar, al mismo tiempo que nuestro cuerpo se mantiene a flote.

Muchas personas denominan a este ejercicio el “crol de espalda” ya que los brazos se moverán estirados hacia atrás de manera alterna. Las piernas tampoco se quedarán quietas, sino que se darán una serie de patadas continuadas, como en el estilo de crol.

Este ejercicio es muy cómodo, no hay que preocuparse por aguantar la respiración, ya que permaneceremos con la cabeza siempre fuera del agua y lo podemos realizar sin prisas. Al igual que los demás, es ideal para ponerse en forma.

Todos estos ejercicios de natación son ideales para fortalecer los brazos, la espalda y las piernas. Llevarlos a cabo será muy positivo para no acostumbrarnos a la vida sedentaria.

Muchas veces, cuando tenemos vacaciones y viajamos a otros lugares, nos olvidamos de nuestra rutina diaria de ejercicios.

Por este motivo, la natación puede convertirse en una gran aliada para aprovechar cualquier momento en el que estemos disfrutando de unos días en la playa, por ejemplo, para ejercitarnos.

¿Sueles practicar natación? ¿Qué estilos de nado dominas? Te animamos a que los pruebes todos y a que intentes, si no es dominarlos, llegar a saber realizar cada uno de ellos.

  • Arribas, I. S. (2002). Natación y flexibilidad. Revista Internacional de Medicina y Ciencias de La Actividad F\’\isica y Del Deporte.
  • Roberto Cejuela Anta. (2006). ANÁLISIS DE LA NATACIÓN. Sport Training Magazine. https://doi.org/10.1017/CBO9781107415324.004
  • Rebollo Roldán, J. (2008). Estudio cualitativo y comparativo sobre los beneficios en salud de un programa de natación terapéutica. Fisioterapia. https://doi.org/10.1016/j.ft.2008.09.002