4 especias ideales para equilibrar tu organismo

Además de aportar un sabor peculiar y delicioso a todas tus recetas, gracias a estas especias conseguirás múltiples beneficios para tu organismo

Las especias aromáticas que usamos a la hora de cocinar nos permiten dar diferentes toques de sabor a los platos. No obstante, su gran virtud es la de aportarles beneficios medicinales para que cada receta sea también una manera de mantenernos saludables.

En este artículo te explicamos cuáles son las 4 especias que te ayudarán a reequilibrar el organismo de una manera sencilla y placentera, así como algunos trucos para usarlas diariamente sin aburrirte de ellas.

Cúrcuma

La cúrcuma es la reina de las especias y, posiblemente, uno de los alimentos más medicinales que existen. En la cultura asiática es uno de los componentes del curry y se caracteriza por un color amarillo mostaza muy llamativo que tiñe los alimentos con mucha intensidad.

Si nos acostumbramos a añadir cúrcuma diariamente a nuestros menús podremos tener la convicción de que estamos tomando uno de los mejores suplementos anticancerígenos, antioxidantes y antiinflamatorios que existen.

Por ejemplo, las personas que sufren fibromialgia, fatiga crónica o agotamiento y dolores continuados sin motivo aparente no pueden dejar pasar la oportunidad de tomar este alimento cada día.

Además, aunque la cúrcuma tiene un sabor muy específico, nos permite incluirla tanto en platos salados como dulces, siempre en cantidades moderadas.

Su uso más habitual es en arroces y guisos, aunque cada vez se está incluyendo más en recetas dulces como flanes, natillas y postres cremosos similares. La cúrcuma les aporta un sabor original y el típico color amarillo.

Jengibre

Plantar-jengibre

El jengibre también nos llega de Oriente, concretamente de la cocina hindú. Esta raíz de curiosa forma retorcida es un milagro para la salud.

Sus propiedades más destacadas son las digestivas, circulatorias y respiratorias, a la vez que nos permite estimular el organismo de manera natural y acelerar el metabolismo. Este detalle es fundamental para intentar evitar los estimulantes tóxicos como el café, el tabaco o el alcohol y conseguir unos efectos energéticos mucho más sanos con alimentos medicinales.

El jengibre se caracteriza por un sabor fresco y picante que aporta jugosidad a las recetas y facilita la digestión de platos ricos en grasas. Por este motivo es muy recomendable añadirlo en pequeñas cantidades a los guisos de pescado y de carne.

Esta especia tan aromática también es excelente para nuestros bizcochos, ya que potencia el sabor de otros ingredientes y además se consigue una textura más jugosa.

Canela

Especias-canela

La canela es otra especia con propiedades estimulantes y un delicioso sabor que permite su uso en múltiples recetas. Las abuelas se referían a algunos platos como “canela fina” o “canela en rama” para describir algo delicioso, y su aroma se valora muchísimo incluso en perfumería.

Además de ser un estimulante y digestivo natural igual que el jengibre, la canela tiene la sorprendente propiedad de regular los niveles de azúcar en sangre. Esta virtud no solo la hace adecuada para quienes sufren diabetes, sino que nos ayuda a evitar los picos de hambre y a mejorar la función del páncreas.

Sin embargo, no todas las canelas son iguales. De entre todas ellas destaca la canela de Ceilán, procedente de Sri Lanka y diferente a la canela china, por su sabor delicado y por su alta calidad.

La canela es muy adecuada acompañar para todo tipo de postres y bebidas lácteas, pero también para dar un toque de sabor a los platos de carne.

Albahaca

Especias-albahaca

La albahaca se usa mucho en la cultura mediterránea. Una de las grandes ventajas de usar esta planta medicinal es que la podemos tener de manera sencilla en casa, plantada en una maceta, y beneficiarnos así de las hojas frescas, las cuales desprenden un delicioso aroma.

La albahaca destaca también por sus propiedades digestivas. No obstante, una virtud más desconocida es la de regular el sistema nervioso. Este beneficio nos ayuda a equilibrar la mente y las emociones, ya que combate estados de estrés, ansiedad, depresión, insomnio, etc.

Un organismo equilibrado necesita un sistema nervioso que funcione correctamente, ya que muchos estudios han demostrado hasta qué punto influye en nuestra salud.

De este modo podemos acostumbrarnos a añadir hojas frescas de albahaca a los platos de arroz, pasta, sopa y ensalada. También podemos probar a preparar una deliciosa salsa pesto con las hojas de esta planta.