4 remedios caseros para eliminar las pulgas - Mejor con Salud

4 remedios caseros para eliminar las pulgas

Procura peinar a tu mascota después de emplear los remedios caseros recomendados para asegurarte de eliminar las pulgas. Asimismo, puedes combinar los aplicables con otros para colocar por casa

¿Tu mascota tiene pulgas? No te culpes, a diferencia de lo que solemos pensar, estas no aparecen porque tu perro esté sucio.

Los insectos se alimentan de sangre y se quedan en los lugares donde creen que van a vivir mejor.

El pelo de los animales los convierten en el hogar ideal para los parásitos. El pelaje se transforma en su refugio, así como en el lugar perfecto para dejar sus huevos.

Por tanto, si has encontrado alguna en casa, puedes ponerte manos a la obra para eliminar las pulgas sin problemas de conciencia.

Ya sabemos que en el mercado hay una amplia variedad de productos para tal fin, pero si nosotros nos tratamos con remedios caseros, ¿por qué no hacer lo mismo con nuestra mascota?

Los productos sintéticos tienen un efecto similar en ella que en el cuerpo humano. Por un lado, perjudican la salud de la epidermis y, por otro, se filtran al organismo y empeoran la calidad de su sangre.

Cómo eliminar las pulgas

1. Un baño con vinagre de manzana

El vinagre

El vinagre de manzana tiene propiedades fungicidas y antibióticas. Así, lograremos deshacernos de las pulgas, al tiempo que desinfectamos la zona.

Esto último es importante, ya que al eliminarlas, la cavidad por la que se alimentan queda abierta. Por tanto, existe un riesgo de infección que tratamos con este remedio.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de vinagre (30 ml)
  • 4 tazas de agua (1 litro)

utensilios

  • Una esponja
  • Un peine especial para ellos

Preparación y aplicación

  • Calienta el agua: tú lo conoces bien y sabes a qué temperatura elevarla para que no pase frío.
  • Vierte el vinagre.
  • Empapa bien la esponja en el preparado y pásala por el pelo.
  • No te olvides de prestar atención a determinadas zonas, como detrás de las orejas o en el cuello.
  • Permite que se seque al aire.
  • Para terminar, peínalo para que las pulgas que estén adheridas se peguen a las cerdas.

Ver también: Los 7 mejores usos domésticos que le puedes dar al vinagre de manzana

2. Agua de limón para eliminar las pulgas

agua de limón

El olor del limón ahuyenta a las pulgas. Además, como en el caso anterior, cuenta con propiedades desinfectantes.

Ingredientes

  • 1 limón
  • 4 tazas de agua (1 litro)

Utensilios

  • Peine

Preparación y aplicación

  • Calienta el agua y corta en rodajas el limón.
  • Cuando el agua llegue a ebullición, añade el limón.
  • Retira del agua del fuego y deja que repose unas doce horas fuera del frigorífico.
  • Extiende el preparado por el pelo de tu mascota.
  • Cepíllala para acabar con las pulgas que queden.

3. Ajenjo en casa

infusión de ajenjo

Esta es la mejor opción cuando no quieres molestar al animal, ya que basta con colocar la planta de ajenjo en la vivienda.

La clave está en que su olor nos ayuda a eliminar las pulgas. Este repele a los insectos, por lo que serán ellas solas las que se marcharán.

Para conseguirlo, puedes optar por cultivarlas en casa o comprar saquitos de infusiones y colocarlos en los lugares más transitados por tu mascota.

Te recomendamos leer: Aceite de citronela: un buen repelente para mosquitos, piojos y pulgas

4. Aceite de tomillo

Las-propiedades-antiparasitarias-del tomillo

Este tratamiento resulta perfecto para complementar los anteriores. Hay zonas a las que es más difícil de acceder, por lo que es bueno que reforcemos la terapia con elementos como este.

Eso sí, debemos estar pendientes al olor que desprende. En el instante que se pierda, es hora de volver a ponerlo si crees que aún quedan o si prefieres prevenir antes de curar.

Ingredientes

  • 3 manojos de tomillo

Utensilios

  • Un mortero
  • Un colador
  • Un recipiente con cuentagotas

Preparación y aplicación

  • Deshoja el tomillo.
  • Lava bien las hojas con agua y sécalas.
  • Ponlas en el mortero para que suelte la grasa.
  • Cuando notes que ya has extraído todo el aceite, usa el colador para separar las hojas del jugo.
  • Vierte el aceite en el recipiente.
  • Aplica el aceite de tomillo en los lugares más conflictivos.

Con estos remedios caseros es muy sencillo eliminar las pulgas. Además, no pondrás en riesgo la salud de tu amigo peludo, ya que no lo expones a elementos químicos, que son más susceptibles de provocar efectos secundarios.

Él se merece que lo cuides con mimo y dedicación, ¿acaso no es verdad eso de que pocas personas aman con la misma entrega que los animales?