4 remedios con arcilla para curar afecciones cutáneas

La arcilla no solo hará lucir más bella y sana, también tiene propiedades curativas que debes aprovechar. Recuerda hacer una prueba en una zona determinada antes, para descartar alergias

La arcilla es un material rico en minerales compuesto por sedimentos de rocas. Se utiliza con diversos fines pero uno de los más comunes es el de complemento en las rutinas de belleza. Además, debido a sus propiedades curativas, se pueden hacer remedios con arcilla para tratar afecciones propias de la piel y otras patologías.

En términos generales, la arcilla es antiséptica, antiinflamatoria, calmante, estimulante de los sistemas inmunitario, circulatorio y linfático, y también regenera los tejidos, por lo que sus usos curativos son diversos.

Existen varios tipos de arcilla y cada una de ellas tiene determinadas bondades curativas. La arcilla blanca y la verde son las más usadas para tratar infecciones cutáneas.

La arcilla blanca es un excelente calmante, estira la piel y es antiséptica. Por su parte, la arcilla verde es ideal para eliminar impurezas de la piel, depura, equilibra los niveles de grasa, desinfecta, baja la inflamación y calma el dolor.

Aunque algunas veces la arcilla se utiliza como una bebida diluida para tratar enfermedades estomacales, te contaremos sobre sus usos tópicos beneficiosos para la piel. Presta atención a estos 4 remedios con arcilla para decirle adiós a las afecciones cutáneas.

1. Remedio con arcilla verde para el acné y piel grasa

La arcilla indicada para combatir el acné es la verde porque tiene fácil absorción y limpia impurezas. Con ella puedes hacer una mascarilla facial astringente.

Ingredientes

  • 2 fresas
  • ½ pepino
  • El jugo de 1 limón
  • 1 cucharada colmada de arcilla verde (20 g)
  • 3 gotas de aceite esencial de árbol de té
  • 3 gotas de aceite esencial de geranio

Preparación

  • Exprime el jugo del limón y añádelo a la licuadora. Lava muy bien las fresas y el pepino (con concha), agrégalos a la licuadora también y licua.
  • Toma un recipiente de madera, vierte la mezcla en él y agrégale la cucharada colmada de arcilla.
  • Remueve con una paleta hasta que la mezcla quede homogénea y con la textura de una mascarilla, ni muy espesa ni muy líquida.
  • Finalmente agrega las 3 gotas de aceite de árbol de té y 3 gotas de aceite de geranio.
  • Se recomienda aplicar esta mascarilla al menos una vez por semana luego de lavar muy bien tu cara.
remedios con arcilla

2. Cataplasma de arcilla verde para la urticaria

Otro de los remedios con arcilla para tratar enfermedades cutáneas es el cataplasma de arcilla. En este caso, la arcilla verde es muy efectiva para tratar y desaparecer la urticaria y sus síntomas. Gracias al cataplasma la comezón desaparecerá debido a las propiedades cauterizadoras y reparadoras de la arcilla verde.

Ingredientes

  • 3 cucharadas colmadas de arcilla verde (60 g)
  • Agua (la necesaria)

Preparación

  • En un recipiente de madera mezcla las 3 cucharadas de arcilla con un poco de agua hasta que quede una pasta homogénea, ni muy líquida ni muy espesa.
  • Para aplicarla debes tomar una gasa o tela de algodón del tamaño de la zona afectada. Unta la mezcla sobre la tela y luego ponla directamente sobre tu piel.
  • Toma otro pedazo de tela para amarrar el cataplasma y dejarla fija sobre la zona que quieres tratar. Puedes mantener la mezcla sobre tu piel por un par de horas, luego retírala y lava la zona.
  • Aplica este remedio cada vez que tengas comezón y verás que se aliviará de inmediato.

3. Remedio con arcilla blanca para la dermatitis

Entre las afecciones cutáneas más comunes en bebés se encuentra la dermatitis, una inflamación de la piel que provoca comezón y enrojecimiento. La arcilla blanca es un remedio natural muy seguro para tu bebé y hará que su malestar se alivie en poco tiempo.

Ingredientes

  • 3 cucharadas colmadas de arcilla blanca (60 g)
  • Aceite vegetal de caléndula
  • 3 gotas de aceite esencial de lavanda
  • 3 gotas de aceite esencial de manzanilla

Preparación

  • En un recipiente mezcla las 3 cucharadas de arcilla con el aceite de caléndula. Puedes utilizar la cantidad de aceite que quieras hasta que la mezcla tome una consistencia cremosa.
  • Añade 3 gotas de aceite esencial de lavanda y 3 gotas de aceite esencial de manzanilla.
  • Revuelve todos los ingredientes hasta que resulte una mezcla homogénea y envásala.
  • Unta la mezcla en la zona afectada de tu bebé 2 o 3 veces al día hasta que la dermatitis desaparezca.

Este remedio también puede ser utilizado para tratar la dermatitis en adultos.

4. Arcilla verde para eliminar forúnculos

El forúnculo es una infección localizada de la piel que se presenta en forma de absceso y produce dolor, inflamación y enrojecimiento. La arcilla verde es maravillosa para que el forúnculo se seque y desaparezca al cabo de unos días.

Ingredientes

  • 3 cucharadas colmadas de arcilla verde (60 g)
  • Agua

Preparación

  • Mezcla las 3 cucharadas de arcilla con agua en un recipiente hasta formar una pasta.
  • Aplica la mezcla directamente sobre la piel y déjala por 10 minutos, luego retírala y limpia la zona.
  • Puedes untar la arcilla varias veces al día y mantener el tratamiento hasta que el forúnculo se seque completamente.

Gracias a estos remedios con arcilla podrás recuperar la suavidad y salud de tu piel. Lo mejor es que son opciones naturales, no invasivas ni agresivas con tu piel.

De igual forma recuerda que si alguna afección cutánea se complica tal vez lo remedios con arcilla no sean suficiente, por lo que debes asistir al dermatólogo. La piel es el órgano más grande que tenemos, ¡cuídalo muy bien!

Te puede gustar