4 tipos de blanqueamiento dental

Existen diferentes tipos de blanqueamiento dental que se adaptan a las necesidades de cada persona. Cada uno de ellos tiene diferentes especificaciones que es preciso tener en cuenta.

Existen hasta 4 tipos de blanqueamiento dental dependiendo de las circunstancias en las que nos encontremos. No es lo mismo blanquear unos dientes sanos, que unos que tienen diversos problemas o que han pasado por procesos como endodoncias. Sin embargo, hoy también descubriremos qué diferencias presenta cada tipo de blanqueamiento.

En la actualidad contamos con la posibilidad de blanquearnos los dientes en nuestro propio hogar. No obstante, tenemos que ser conscientes de que el resultado no será el mismo que el que obtendríamos si fuéramos a una clínica especializada en blanqueamiento dental. Optar por este segundo caso puede hacer que el dinero invertido se rentabilice mucho más.

Tipos de blanqueamiento dental

A continuación, vamos a descubrir los 4 tipos de blanqueamiento dental más utilizados hoy en día. Veremos sus características, cómo se llevan a cabo, en qué casos no están recomendados y los resultados que podemos obtener.

Ver también: 3 efectivos tratamientos caseros para remover el sarro de tus dientes

1. Blanqueamiento dental en casa

Existen varias marcas que ofrecen la opción de blanquearte tú mismo los dientes desde la comodidad de tu hogar. Una opción más económica, apta para todos los bolsillos y que promete resultados. Pero, ¿realmente es así? ¿Cómo se lleva a cabo este proceso?

Tipos de blanqueamientos dentales.

El proceso de blanquear los dientes en casa suele consistir en utilizar un gel o pasta de dientes blanqueante y una férulaque se deja sobre los dientes un determinado tiempo. Al retirarla, tus dientes estarán un poco más blancos.

Realizar este proceso una sola vez no dará resultados. Debe de ser un proceso constante que puede durar de unos días a unas semanas dependiendo del producto. El problema está en que cuando se deja de utilizar, los dientes empiezan a perder ese blanco obtenido hasta volver a como estaban al principio.

2. Blanqueamiento en clínica especializada

Es probablemente la opción que más público atrae. Se trata de clínicas especializadas donde analizan el estado de nuestros dientes y, en base a él, nos proporcionan un blanqueamiento duradero.

Blanqueamiento dental en una clínica.

El proceso se suele desenvolver de la siguiente manera: primero se protegen las encías con una funda especial, después se aplica un gel blanqueante y, luego, se utiliza una luz que fija que potencia las propiedades de ese gel. Se suelen utilizar unas gafas para proteger los ojos durante el tratamiento.

Tras este proceso, se recomienda no tomar café o fumar durante 72 horas.. Normalmente se tarda un tiempo en tener que volver a pasar por este proceso al ser bastante duradero. No obstante, en el hogar se recomendará el uso de una pasta blanqueadora para mantener el máximo tiempo posible los efectos que se han obtenido. Unos buenos cuidados serán necesarios para que nuestros dientes nos duren blancos mucho más tiempo.

3. Blanqueamiento dental mixto

Este tercer tipo de blanqueamiento combina el blanqueamiento dental en clínica con el que podemos realizar en casa. En muchos casos, la clínica nos ofrecerá una férula y una pasta blanqueadora que cada cierto tiempo deberemos utilizar.

Blanqueamiento dental mixto.

Los dientes muy amarillentos o deteriorados puede que requieran este tipo de tratamiento, puesto que una sesión en la clínica puede no bastar para lograr el blanqueamiento buscado. Es un tratamiento intensivo y si seguimos al pie de la letra las indicaciones del especialista tendremos el éxito garantizado.

Lee también: Productos naturales que te ayudarán a blanquear tus dientes

4. Blanqueamiento dental interno

El último de los tipos de blanqueamiento dental de los que vamos a hablar se trata del blanqueamiento dental interno. Esto quiere decir que la pasta o gel blanqueante se va a utilizar desde el interior del diente. Es una opción pensada para personas que han sufrido una endodoncia.

Debido a las endodoncias los dientes pueden oscurecerse. Por ese motivo, realizar el tratamiento blanqueante desde el interior del diente es la mejor opción. No obstante, lleva un tiempo conseguir los resultados deseados. Se necesitan varias sesiones.

¿Alguna vez te has animado a experimentar algunos de estos blanqueamientos? Es necesario decir que aquellos que se realizan en clínicas son totalmente seguros para la salud de tus dientes. No debes temer que se dañen, que se debiliten o que vayan a perder su brillo.

  1. Joiner A. Whitening toothpastes: A review of the literature. In: Journal of Dentistry. ; 2010. doi:10.1016/j.jdent.2010.05.017
  2. Fearon J. Tooth whitening : concepts and controversies. Int Dent SA. 1993. doi:10.1371/journal.pone.0042178
  3. Joiner A. Tooth colour: A review of the literature. J Dent. 2004. doi:10.1016/j.jdent.2003.10.013