4 tipos de superdotación intelectual

Muchas veces el tipo de superdotación intelectual responde al medio en el que crecemos, ya que depende de los recursos que tengamos a nuestro alcance para desarrollarla adecuadamente

Las personas superdotadas son más inteligentes que la media, de hecho, su cociente intelectual supera los 130, algo muy destacable.

Sin embargo, aunque sabemos lo que es la superdotación intelectual, desconocemos los tipos que existen.

La superdotación intelectual puede darse hasta de 4 formas diferentes. Hoy veremos cada una de ellas para que observemos sus diferencias.

Lee: 7 pasatiempos creativos que te harán más inteligente y productivo

1. Superdotación intelectual creativa

Jugar al ajedrez

Este tipo de superdotación intelectual hace referencia a aquellos niños cuya originalidad e imaginación sorprende a todo su entorno, en especial, a los profesores.

  • Las personas que este tipo de superdotación son muy creativas.

No obstante, si hay algo que las caracteriza es su gran sentido del humor y su predisposición para realizar cualquier tipo de actividad que tenga que ver con el juego.

  • Les encanta todo lo que les permita aprender de forma divertida y creativa.

Actualmente, hay un serio problema para identificar este tipo de superdotación, pues los test de coeficiente intelectual utilizados hasta el momento no se encuentran preparados para reconocerla. Sin embargo, existe un test específico para ello, el The Torrance Test of Creative Thinking.

2. Superdotación privilegiada

Este tipo de superdotación intelectual la denominamos “privilegiada” porque las personas que la tienen viven en un contexto en el que pueden acceder a la educación, además de que pertenecen a una clase media o incluso alta.

  • Acceder a la educación de manera obligatoria y porque así lo exige el Estado supone un problema para muchos jóvenes que no se divierten con el modelo de enseñanza establecido.
  • Sin embargo, los jóvenes superdotados que se encuentran dentro de esta categoría sí lo hacen.

Descubre: ¿Cómo incentivar el amor por los libros a los niños?

Ellos ven la enseñanza como algo divertido. Además, todas las asignaturas se les dan muy bien. Suelen ser, también, personas muy productivas, ya que tienden a dormir menos horas que los demás.

El problema que tienen es que, a veces, pueden considerarse superiores a sus compañeros o aburrirse en clase debido a lo sencillo que les resulta todo. Esto puede hacer que se vuelvan vagos.

3. Superdotación con escasos recursos

Niño pobre estudiando

Con el término superdotación con escasos recursos nos referimos a todos aquellos jóvenes que no disponen de los recursos económicos necesarios y tienen un gran miedo al fracaso por esta realidad.

Lo positivo de este tipo de superdotación intelectual es que las personas suelen ser muy queridas, pues suelen ser humildes, agradables y entablar una relación sana con los demás.

Lee: 7 claves de las personas exitosas al crear relaciones interpersonales

Su superdotación los lleva, a veces, a ser líderes sin convertirse nunca en superiores a los demás, convirtiéndose en un modelo.

Las personas con este tipo de superdotación son muy sensibles y empatizan mucho con los demás. Quizás, por eso, congenian tan bien con otras personas.

Sin embargo, en ocasiones pueden sentirse culpables por tener unas capacidades más altas que sus compañeros.

4. Superdotación con trastornos mentales graves

Niño agresivo

En este último grupo de superdotación intelectual vamos a recoger un tipo que no incluye solo un coeficiente intelectual elevado, sino un trastorno grave.

Por ejemplo, la esquizofrenia, el trastorno de la personalidad o la psicosis son algunos de los más frecuentes que se suelen presentar junto con esta superdotación.

Lo curioso de las personas que se encuentran en este grupo es que se refugian en lo intelectual en un intento de huir de ese trastorno que tanto les confunde y agobia.

Actúan como las personas que cuando tienen ansiedad comen, aun sin tener hambre, para escapar de esa sensación.

En ocasiones, pueden actuar de manera agresiva e inesperada. Además, de que se vuelven intransigentes para tolerar determinadas conductas por parte de los demás.

Por ejemplo, compañeros que no atienden en clase o que realizan actividades de otra materia.

Antes de irte no te pierdas: Lo mejor para educar niños buenos es hacerlos felices

Aunque la superdotación intelectual a veces se ve como una cualidad muy interesante, lo cierto es que, en ocasiones, acarrea muchos problemas para las personas que la tienen.

La manera en la que se relacionan con el mundo es muy diferente a la de los demás. Sin tener en cuenta si se encuentran en un tipo de superdotación u otra. Cada una con sus particularidades, sus problemas, sus ventajas y sus desventajas.

¿Alguna vez has lidiado con la superdotación intelectual dentro de tu propia familia? ¿Sabrías encuadrarla en alguno de los tipos anteriormente señalados?