4 trucos para sacar el agua del oído

Aunque en un principio pueda no molestarnos en exceso, sacar el agua de los oídos es fundamental para evitar problemas de audición e incluso infecciones.

A todos alguna vez nos ha pasado que vamos a una piscina o a la playa y, por alguna causa, nos entra agua al oído. Esta sensación es una de las más desagradables que pueden presentarse, ya que no se escucha bien y se siente un constante zumbido realmente agobiante. ¿Cómo sacar el agua del oído?

Lo que hace más desesperante esta situación es lo difícil que se vuelve la tarea de sacar el agua del oído. Esta situación se convierte en una serie de piruetas y acrobacias para tratar de eliminar toda el agua residual; lamentablemente, muchas veces ni siquiera logramos los resultados deseados.

Aunque no lo creas, existen muchos trucos y remedios caseros realmente efectivos que pueden ayudarte con este problema. Comúnmente, se dice que dando golpecitos o acostándote de ese lado saldrá el agua, pero esto no siempre funciona. Te mostramos los trucos más efectivos para sacar el agua del oído.

Trucos para sacar el agua del oído

El agua en los oídos es un padecimiento muy común, sobre todo en verano. Por eso, se han ideado miles de trucos y estrategias para hacer su salida algo más fácil. En el mercado existen unas gotas especiales para sacar el agua del oído cuya fórmula es muy parecida a la del alcohol.

Por otra parte, es muy importante saber que, si el agua no sale fácilmente y viene acompañada de otros síntomas, es conveniente acudir al médico para evaluar qué puede estar sucediendo.

Entre estos síntomas, podemos encontrar:

Ahora sí, procederemos a detallarte algunos métodos sencillos y naturales con los que puedes sacar el agua del oído. ¡Recuerda estas sugerencias para la próxima vez que las necesites!

1. Efecto vacío

7 remedios caseros para sacar el agua de los oídos

Es muy común que, al entrar agua en el oído, nos asustemos y comencemos a golpear el lado contrario de la cabeza. Aunque esta técnica puede funcionar, una opción más práctica es colocar la palma de la mano sobre el oído afectado y ejercer presión para crear una especie de vacío que ayude al agua a bajar por el conducto auditivo.

Es muy importante que la cabeza esté inclinada y que no ejerzas mucha presión, para evitar que el agua se introduzca todavía más en el canal auditivo.

Lee también: 4 cosas que nunca debes hacerle a tus oídos

2. Cabeza de lado

Existen muchas modalidades para poner en práctica este consejo:

  • Puedes ladear la cabeza y golpear con tu mano la nuca o bien el otro oído para hacer que el agua se ‘destapone’ y baje.
  • Cuando el agua se encuentra muy adentro, otra forma es saltar con la cabeza de lado. Esto logrará que la presión ejercida por el salto expulse el agua.
  • Si quieres una ayuda extra con esto, puedes jalar del lóbulo de la oreja para abrir más el conducto auditivo. Así, facilitarás la expulsión del agua de cualquiera de las dos maneras.

3. Acostarte de lado sobre la cama

Al dormir

Este truco es realmente efectivo y muy fácil. Solo tienes que acostarte sobre el oído afectado y dejar que la gravedad actúa por sí sola.

Puedes inclinar un poco la cabeza para lograr que esté paralela a la cama; de esta manera, el conducto auditivo estará recto y el agua bajará sola.

Te recomendamos leer: Cómo destaponar los oídos de forma natural

4. Secador de cabello

Usar un secador de cabello será ideal para evaporar el agua dentro del oído. Lo recomendable es encenderlo en la potencia más baja y colocarlo a una distancia prudencial, para evitar quemaduras, y dejarlo unos minutos. Esto hará que el agua salga por el viento que despide el secador, o bien que se seque y evapore por el calor.

Remedios caseros para sacar el agua del oído

Alcohol boricado

Toallas de alcohol

Este alcohol es muy efectivo para absorber el agua. En situaciones como estas, es muy eficaz. Para usarlo, tan solo tienes que verter unas gotas dentro del oído afectado y dejarlo reposar por 5 minutos; después, voltea tu cabeza y deja que todo el líquido caiga.

Si no tienes este alcohol, puedes hacerlo sin ningún problema con el alcohol de farmacia que todos tenemos en casa. Recuerda que dejar el agua dentro del oído puede ocasionar infecciones.

Vinagre y alcohol

Este es otro método sumamente efectivo para eliminar el agua del oído. Para su uso, mezcla alcohol con vinagre y vierte unas gotas sobre tu oreja. Después, dejálo reposar por 5 minutos y voltea la cabeza para que el agua salga.

Esto ayudará a que el agua baje mucho más fácil y a que se evaporen los residuos que queden dentro. Este pequeño truco también es muy bueno para eliminar la cera de los oídos.

Agua oxigenada

El agua oxigenada puede servir para sacar el agua del oído.

Al igual que el alcohol, basta con agregar unas gotitas de piscinahttps://mejorconsalud.com/5-consejos-hijos-seguros-en-la-piscina/ en el oído afectado y dejarlo reposar por 5 minutos. Acto seguido, voltea la cabeza y deja que salga todo el agua.

En definitiva, cualquiera de estas soluciones caseras y naturales puede serte de ayuda para prevenir infecciones y dolores innecesarios. Si vas a pasar un día refrescándote en la piscina o en el mar, procura sacar el agua del oído al finalizar la jornada.