5 divertidos deportes acuáticos

Aunque sepamos nadar, siempre que practiquemos deportes acuáticos deberemos llevar puesto un chaleco salvavidas por si, por algún problema, nos desequilibráramos y cayéramos al agua

Si estas planeando tener unas vacaciones inolvidables, y tienes pensado un destino cerca del mar, río o agua, no debes dejar de incluir algunos divertidos deportes acuáticos entre tus actividades.

Así podrás disfrutar con tus amigos o con tu familia, y además de pasarlo bien, te mantendrás en forma durante las vacaciones.

No podemos olvidar que los deportes acuáticos son excelentes para mantener tu cuerpo en forma. Con estos divertidos deportes acuáticos, tu verano y el de tus acompañantes serán realmente inolvidables.

1. Kite surfing

Chica practica kyte surfing.

En primer lugar, te traemos el kite surfing que es conocido como fly surfing o kite boarding. Es un deporte de deslizamiento acuático.

  • Como su nombre en inglés indica, la persona que realiza el deporte se va a encontrar sujetado a una especie de cometa o paracaídas a través de unas cuerdas y un arnés.
  • Mientras, en los pies lleva sujeta una tabla, que le va permitir que se deslice por el agua.
  • Este es un deporte que está condicionado por las características del clima. Depende de la velocidad que tenga el viento y de la fuerza del mar durante ese momento.

Además es considerado de alto riesgo. No obstante, también es muy divertido si es practicado con todos los cuidados que requiere.

El kite surfing puedes realizarlo en sitios como embalses o lagos en donde el viento y el agua se encuentren en calma y se pueda practicar con seguridad.

Los lugares que son más famosos por llevarse a cabo este deporte son la playa de El Médano en Tenerife,  Tarifa, ambos en España, y Cuidad del Cabo, en Sudáfrica.

Leer también: 6 ejercicios para hacer cardio

2. Esquí acuático

El segundo en nuestra lista es el esquí acuático. Este deporte acuático es un fusión entre el esquí y el surf, y fue un deporte de exhibición durante los juegos olímpicos del año 1972.

  • La persona que practica este deporte se debe colocar parada sobre unos esquíes, mientras que es sujetada con unas cuerdas a una lancha de gran potencia.
  • Cuando la persona se encuentre lista, la lancha debe acelerar de manera que el esquiador empieza a tomar velocidad.
  • Tanto la cuerda utilizada como la tabla deben tener unas características específicas que se deben respetar.
  • Este es un deporte muy emocionante que puede realizarse con dos esquíes o con uno solo.

Se estima que es uno de los deportes que más se practica en las costas. Requiere de equilibrio y muy buenos reflejos, además de muchas ganas de aventurar.

3. Rafting

El rafting es el tercero de los deportes acuáticos que te traemos. Este trata de realizar un recorrido a lo largo del cauce de un río, siguiendo la corriente río abajo.

  • Este deporte se realiza generalmente en grupo en embarcaciones como las canoas, las balsas o el kayak.
  • Los ríos donde se suele realizar este tipo de recorridos son llamados ríos de agua blanca, ya que presentan un grado de turbulencia que hace que se produzca una espuma de ese color.
  • El río escogido dependerá de las habilidades que tenga el deportista. La dificultad varía considerablemente de unos a otros, dependiendo del ancho, longitud, caudal, velocidad del agua, cantidad de obstáculos, entre otros.

Así pues, si piensas agregar este deporte en tus vacaciones, investiga bien los requisitos que necesitas para realizarlo.

Ver también: Consejos para elegir qué deporte practicar

4. Jet ski

Pareja subida a una moto de agua.

Otro de los deportes acuáticos que no podíamos dejar de incluir es el jet ski. Una opción muy utilizada, que por supuesto incluye motos de agua, y requiere de espacios grandes como el mar o lagunas.

Aparte de divertirte en gran medida, debes saber que las motos acuáticas son consideradas transportes con motor ecológico, porque cuentan con un sistemas de propulsión de turbina que proporciona oxígeno al agua.

3. Skimboard

Si no lo conocías, te lo presentamos. Es un divertido deporte acuático que se originó en California.

Consiste en lanzar una tabla de tamaño mediana en la orilla de la playa, o un poco más hacia el interior, para luego subirte en ella y tratar de mantenerte encima por el mayor tiempo que sea posible.

Pasar un rato divertido practicando alguno de estos deportes acuáticos es una experiencia que cambia la vida. Si no lo tenías pensado, esperamos que te animes a practicarlos.