5 maneras de utilizar bicarbonato de sodio y limón en la limpieza del hogar

Daniela Echeverri Castro · 30 abril, 2020
Combinando bicarbonato de sodio con zumo de limón se puede obtener un limpiador para desinfectar varios tipos de superficies. Te contamos cómo utilizarlo en el hogar.

Hay varias formas de emplear la mezcla de bicarbonato de sodio y limón en la limpieza doméstica. Muchas personas han optado por utilizar esta fórmula ecológica, ya que ambos ingredientes tienen propiedades desinfectantes que ayudan a eliminar los gérmenes de diversas superficies.

Asimismo, los dos ayudan a blanquear las manchas de moho y a limpiar los residuos de grasa, polvo y otras sustancias que producen olores desagradables. Lo mejor de todo es que usarlos no causa daños ambientales. ¿Aún no pruebas esta combinación? Descubre cómo volver incorporarlos a tu batería de productos.

Propiedades del bicarbonato de sodio y el limón

El uso de bicarbonato de sodio y limón en la limpieza del hogar no es una simple tendencia ecológica. A pesar que se ha vuelto popular por estos días, en realidad es uno de esos viejos trucos de la abuela que se usan desde hace muchos años.

El bicarbonato de sodio tiene propiedades que pueden eliminar la suciedad de muchas superficies. Por ejemplo, un estudio de 2012 publicado en Mycopathologia afirma que es útil para remover hongos de las superficies.

No obstante, es sumamente importante ser cautos en su manipulación, dado que puede ser corrosivo en algunas superficies.

Una investigación realizada en Brasil descubrió que, pese a ser efectivo para desinfectar teclados de computadora —combinado con alcohol—, este elemento también produjo ‘daños estéticos’ en ellos. Dicho estudio fue publicado en 2018 por Environmental Monitoring & Assessment.

Por su parte, el zumo de limón es antibacteriano, como afirma un estudio publicado en Journal of Food Safety en 2008. Asimismo, se dice que es también un agente quitagrasas, aunque no hay evidencia científica al respecto y esto se basa únicamente en las creencias populares.

¿Cómo utilizar bicarbonato de sodio y limón en el hogar?

A continuación, enumeraremos algunos de los usos más extendidos de esta combinación. Como dijimos, es recomendable ser cuidadosos con su uso y utilizar guantes, para así evitar el contacto con la piel. De igual modo, hay que evitar su contacto con la mucosas del cuerpo, es decir, ojos, nariz, boca y partes íntimas.

Como señala una tesis presentada en 2011 en la Universidad de El Salvador, el bicarbonato puede ser nocivo para la dermis y causar reacciones alérgicas si se administra en dosis elevadas. El limón, por su acidez, también podría tener efectos similares en el cutis.

Por otra parte, también es importante tener en cuenta que las dosis descritas se basan en preparaciones tradicionales, pero no han sido avaladas por la ciencia. Se recomienda prudencia al intentar utilizarlas en la limpieza del hogar.

1. Limpiador multiusos

Limpiar el baño con bicarbonato de sodio y limón.

Este limpiador con bicarbonato y limón puede ser útil para desinfectar pisos, azulejos y baños. Su aplicación directa puede ayudar a eliminar los microbios que se acumulan sobre estas superficies y, a su vez, quitar las manchas de humedad.

Ingredientes

  • El zumo de un limón.
  • 1 taza de agua tibia (250 mililitros).
  • 2 cucharadas de bicarbonato de sodio (30 gramos).

Preparación

  • Diluye el bicarbonato de sodio y el zumo de limón en una taza de agua tibia.

Modo de uso

  • Rocía la solución sobre el espacio deseado y déjala actuar cinco minutos.
  • Luego, frótala con un cepillo o esponja y enjuaga.

2. Detergente para prendas blancas

Uno de los usos del bicarbonato de sodio y limón más destacados popularmente es el de detergente especial para ropa blanca. En teoría, esto se debe a que concentra activos blanqueadores que podrían ser efectivas para eliminar las manchas.

A pesar de esta ‘fama’, no hay estudios científicos que corroboren la efectividad de este uso. Te recomendamos hacer la prueba primero con una sola prenda; si funciona, intenta utilizarlo en las demás.

Ingredientes

  • El zumo de dos limones.
  • 3 tazas de agua caliente (750 mililitros).
  • ½ taza de bicarbonato de sodio (100 gramos).

Preparación

  • Agrega el bicarbonato de sodio en un barreño y enseguida añade el zumo de los limones y el agua caliente.

Modo de uso

  • Sumerge las prendas blancas durante una hora y enjuágalas como de costumbre en la lavadora.
  • Para manchas difíciles, frota la mezcla de bicarbonato de sodio y limón sobre la ropa.

Lee: 5 tips caseros para evitar que la ropa destiña al lavarla

3. Desengrasante para la cocina

No es necesario recurrir a productos industrializados para limpiar el horno de la cocina.

Según creencias populares, el ácido cítrico que contiene el zumo de limón ayudaría a desprender esa grasa que se acumula en varias superficies de la cocina y dentro del horno. Siguiendo lo que afirman estas recomendaciones de limpieza caseras, el bicarbonato potenciaría estos efectos y haría la tarea mucho más sencilla.

Ingredientes

  • El zumo de un limón.
  • ½ taza de bicarbonato de sodio (100 gramos).
  • 3 cucharadas de vinagre blanco (30 mililitros).

Preparación

  • Para empezar, vierte el bicarbonato de sodio en un recipiente hondo.
  • Agrega el zumo de limón y espera que pase el efecto efervescente.
  • Por último, añade el vinagre blanco.

Modo de uso

  • Rocía el preparado sobre las partes engrasadas y déjalo actuar unos minutos.
  • Frótalo con una esponja y enjuaga.

4. Pulidor de metales

Los elementos de metal que hay en el hogar suelen adquirir un aspecto opaco debido a la acumulación de suciedad y restos de detergentes. Usando bicarbonato de sodio y limón, se les podría devolver su brillo natural, sobre todo a la hora de remover manchas de moho, gracias a las acciones del bicarbonato descritas con anterioridad.

Ingredientes

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio (15 gramos).
  • 1 cucharada de zumo de limón (10 mililitros).

Preparación

  • Combina el bicarbonato de sodio con zumo de limón hasta obtener una pasta.

Modo de uso

  • Frota la solución sobre los elementos metálicos y déjala actuar unos minutos.
  • Por último, púlelo con un paño suave.

Descubre: Cómo usar el limón y otros productos naturales para la limpieza

5. Lavavajillas

¿Se acabó tu lavavajillas convencional? ¿Necesitas fregar las tazas de café? Entonces prepara una solución de bicarbonato de sodio y limón. Por su supuesta capacidad para desengrasar y desinfectar, se dice que esta es una buena alternativa para dejar la vajilla limpia.

Ingredientes

  • El zumo de dos limones.
  • ½ taza de bicarbonato de sodio (100 gramos).

Preparación

  • Haz una pasta sólida con el bicarbonato de sodio y el limón. Prepárala en un recipiente hondo para evitar derrames por el efecto efervescente.

Modo de uso

  • Frota el producto sobre la vajilla usando la esponja.
  • Retíralo con abundante agua.

Usa el bicarbonato de sodio y limón con cuidado

Como hemos podido ver, la combinación de bicarbonato de sodio y limón en la limpieza del hogar podría facilitar muchas tareas, siempre que se mantengan las precauciones necesarias.

En este sentido es importante recordar que el objetivo de tener precaución es, principalmente, evitar reacciones adversas, tales como alergias o irritaciones de la piel.

  • Letscher-Bru, V., Obszynski, C.M., Samsoen, M. et al. Antifungal Activity of Sodium Bicarbonate Against Fungal Agents Causing Superficial Infections. Mycopathologia 175, 153–158 (2013). https://doi.org/10.1007/s11046-012-9583-2
  • Nepomuceno DB, Lima DV, Silva MO, Porto JC, Mobin M. 2018. Evaluation of disinfectants in order to eliminate fungal contamination in computer keyboards of an integrated health center in Piauí, Brazil. Environmental Monitoring & Assessment. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/30255210
  • Ajbani, K., Chansky, ME y Baumann, BM (2007, 27 de diciembre). Remedio casero, toxicidad casera: ingestión de bicarbonato de sodio para la dispepsia. Recuperado de https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0736467907006026
  • Landaverde, R., Madai, E., Velásquez, R. e Ivania, G. (2011, 1 de mayo). Investigación de la demanda comercial y calidad fisicoquímica del bicarbonato de sodio dispensado en las farmacias comerciales del área metropolitana de San Salvador. Recuperado de http://ri.ues.edu.sv/id/eprint/614/