5 mascarillas para tener un cabello suave de la noche a la mañana

Para lograr un cabello suave es conveniente que dejemos las mascarillas el mayor tiempo posible, por lo que deberemos aplicarlas por la noche para que actúen mientras dormimos

No podemos negar que una de las cosas que más nos preocupa es cómo luce nuestro pelo.

Por eso, no es de extrañar que haya un gran número de productos comerciales que prometen darte un cabello suave de la noche a la mañana.

El problema es que algunos de estos son excesivamente caros y no siempre cumplen lo que prometen.

Afortunadamente existen ingredientes que pueden ayudarnos a darle brillo, prevenir su caída y hacerlo más fuerte de forma completamente natural.

Aquí descubrirás que conseguir un cabello suave no es difícil ni tiene que ser caro. Sigue leyendo y descubre las mejores mascarillas para tener un cabello suave de la noche a la mañana.

1. Mascarilla simple de aceite de oliva

Mascarilla simple de aceite de oliva

La primera de las mascarillas para tener un cabello suave de la noche a la mañana es lo más sencillo que encontrarás. Con una mínima inversión obtendrás una mascarilla que:

  • Nutre el cabello desde la raíz hasta las puntas
  • Combate la resequedad evitando la formación de caspa
  • Fortalece el cabello previniendo su caída
  • Otorga volumen

Esta mascarilla se puede utilizar en cualquier tipo de cabello, pero en cabellos grasos debe aplicarse dejando libre, por lo menos, 8 cm desde la raíz.

Esto se debe a que las glándulas sebáceas trabajarán de más por el aceite y empeoran la situación. Para las puntas del cabello seco será fantástico.  

Ingredientes

  • 3 cucharadas de aceite de oliva tibio extra virgen (48 g)
  • 3 cucharadas de crema para peinar o acondicionador (60 g)

Preparación

  • Mezcla los dos ingredientes muy bien.
  • Aplica la mascarilla con una brocha para tinte y, a continuación, frota con cuidado sobre todo tu cuero cabelludo.
  • Coloca un gorro térmico y deja actuar toda la noche.
  • A la mañana siguiente, enjuaga con agua tibia sin aplicar más champú, jabón ni acondicionador.

Te recomendamos leer: Combate la caspa de forma natural con 5 remedios caseros

2. Mascarilla de vinagre de manzana

El vinagre de manzana es bastante económico y fácil de usar. A pesar de que, a simple vista, puede parecer demasiado ácido, en realidad es un buen neutralizador.

Los beneficios de esta mascarilla son:

  • Ayuda a controlar el pH natural del  cabello
  • Hidrata y nutre la fibra capilar
  • Controla la acidez natural

Ingredientes

  • 2 cucharadas grandes de vinagre de manzana (20 ml)
  • 1 taza de agua mineral (250 ml)

Preparación

  • Combina las dos cucharadas de vinagre con el agua.
  • Luego de lavar tu cabello con un champú o jabón de ingredientes naturales, aplica esta mezcla con ayuda de un atomizador.
  • Ayúdate de un peine para que todo el cabello quede bien humedecido.
  • Deja reposar por toda la noche y lava con suficiente agua fresca.

3. Mascarilla de cerveza

Cerveza

¿Tienes un evento por la mañana y tu cabello luce apagado y sin brillo? ¿Tu refrigerador siempre tiene una cerveza extra? Pues estás de suerte, porque es todo lo que necesitas para tener un cabello suave de la noche a la mañana.

Debes saber que:

  • La levadura es rica en B1, B2 y ácido fólico.
  • La cerveza contiene lúpulo, una sustancia que ayuda a reparar daños ocasionados por el sol, el cloro o agentes externos, por lo que suaviza el pelo.

Ingredientes

  • ½ taza de cerveza (125 ml)
  • 1 cucharada de aceite de girasol (15 g)
  • 1 huevo crudo

Preparación

  • Deja reposar la cerveza por dos horas fuera de la lata o botella para que el alcohol se evapore.
  • Coloca la cerveza en un bol y agrega el huevo previamente batido junto al aceite.
  • Mezcla muy bien y aplica sobre el cabello con ayuda de un brocha y un peine.
  • Coloca una toalla o gorro de baño y deja reposar toda la noche.
  • Por la mañana retira con abundante agua fría.

En caso de que tu cabello esté muy maltrado, aplica esta mascarilla una vez por semana. Verás que en pocas semanas tu pelo tendrá un cambio radical.

Ver también: 12 sorprendentes usos de la cerveza en el hogar

4. Mascarilla de miel con huevo

El huevo contiene proteínas que nutren la fibra capilar y es rico en ácidos grasos esenciales. A su vez, la miel otorga brillo y sedosidad.

Esta mascarilla es perfecta para combatir la caspa e hidratar el cuero cabelludo. Te recomendamos aplicarla una vez por semana hasta que el problema se soluciones. Después bastará con aplicarla dos veces por mes.

Ingredientes

  • 1 huevo entero
  • 3 cucharadas de miel (75 g)

Preparación

  • Bate el huevo hasta lograr una mezcla uniforme.
  • Entibia la miel para hacerla manipulable y añádela al huevo.
  • Mezcla muy bien y aplica sobre el cabello dando un suave masaje.
  • Cubre con una toalla o gorro de baño.
  • Deja reposar toda la noche y, al día siguiente, lava tu cabello como siempre.

5. Mascarilla de avena, leche de coco y fresas

Mascarilla de avena, leche de coco y fresas

 

Esta es una mascarilla rica en minerales que aporta una hidratación profunda a tu cabello.

Los tres ingredientes de esta mascarilla para tener un cabello suave nutren la fibra capilar y te dan un cabello más elástico.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de avena molida (20 g)
  • 5 fresas en puré
  • ¼ taza de leche de coco (62 ml)

Preparación

  • Une las fresas a la avena molida hasta crear una pasta.
  • Agrega la leche poco a poco, mientras revuelves. Debe quedar todo bien integrado.
  • Deja actuar la mascarilla toda la noche y lava con agua tibia, sin aplicar champú ni acondicionador.

Esta mascarilla es ideal para todo tipo de cabello, así que no dudes en aplicarla. Por ser tan neutra, puedes usarla dos veces por semana en cabellos muy dañados.

Categorías: Belleza Etiquetas:
Te puede gustar