5 recetas con agua de rosas para embellecer tu rostro

08 Julio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la médica Karla Henríquez
Podemos preparar nuestra propia agua de rosas en casa de una forma muy fácil. ¡Apunta los trucos que te revelaremos a continuación!
 

Se dice que para tener un cutis sano y bonito hay que aplicarse agua de rosas con regularidad. ¿Alguna vez lo has probado o estás considerando hacerlo? En caso de que sí, a continuación te ofreceremos algunas recetas con agua de rosas.

El agua de rosas es un líquido muy conocido en el ámbito de la belleza y el cuidado personal. Deja tu piel suave, fresca y tersa, porque ayuda a tonificar el cutis y promueve la salud de la piel. Además, tiene un aroma muy agradable.

Lo mejor de todo es que se puede preparar fácilmente en casa y, según la sabiduría popular, se puede adaptar bien a distintos tipos de piel.

La base, lo más esencial

Antes de darte las recetas con agua de rosas que te ayuden a embellecer tu rostro, es importante que sepas cómo preparar la base. Una vez la tengas, podrás ponerte manos a la obra con el resto.

Pétalos de rosas

Ingredientes

  • Pétalos de rosas (500 g).
  • 2 tazas de agua destilada (500 ml).

Utensilios

  • 1 cacerola con su tapa.
  • 1 botella de cristal con cierre hermético.

Preparación

  • Selecciona los pétalos de rosas (se dice que las rosas rojas son las que tienen mejor fragancia).
  • Llena la cacerola con medio litro de agua destilada, añade los pétalos de rosas y calienta a fuego alto.
  • Cuando el agua comience a hervir, baja el fuego, con cuidado de que el vapor no escape, ya es el que contiene los aceites esenciales de las rosas.
  • Mantén bien tapado por 10 minutos más.
 
  • Apaga el fuego y deja reposar por una hora sin destapar la olla.
  • Una vez haya bajado todo el vapor, pasa todo el contenido por un filtro.
  • Guarda el agua en la botella de cristal, cierra bien y deja en la nevera.

Recetas con agua de rosas para embellecer tu rostro

Ahora que ya tienes la base de todo –el agua de rosas– puedes elaborar tus preparaciones embellecedoras caseras. A través de las siguientes recetas verás que se trata de procesos muy sencillos.

1. De glicerina y avena

Avena
La avena es un alimento que contribuye a una buena digestión. Además, también promueve la sensación de saciedad.

Se dice que esta mezcla es adecuada para pieles grasas porque ayuda a regular la cantidad de grasa que produce este tipo de piel, sin resecarla ni dañarla. Todo ello gracias al toque de harina de avena, un ingrediente que además de adaptarse bien, también ayuda a combatir molestias como el enrojecimiento, la picazón y la inflamación.

Ingredientes

  • 4 gotas de glicerina.
  • 2 cucharadas de agua de rosas (20 ml).
  • 1 cucharadita de harina de avena (5 ml)

Preparación

  • Mezclar el agua de rosas con la glicerina y la harina de avena.
  • Con ayuda de un algodón, aplica esta mezcla en el rostro todas las noches.
  • Espera a que seque y enjuaga con agua tibia.
 
  • Para terminar, aplícate tu crema hidratante de costumbre.

Descubre: 5 productos que nunca debes usar en la piel del rostro

2. Agua de rosas, patata y miel

Se dice que esta mezcla es un remedio casero para hidratar la piel a profundidad y prevenir el envejecimiento prematuro de la misma. En especial, por su contenido de miel de abejas

Ingredientes

  • 1 patata mediana.
  • 1 cucharadita de miel (7,5 g).
  • 3 cucharadas de agua de rosas (30 ml).

Preparación

  • Pela una papa y pícala en trozos.
  • Licúa la papa hasta obtener un puré y añade el agua de rosas, la miel y el jugo de limón y mezcla hasta formar una pasta de consistencia suave.
  • Aplica la mascarilla y deja actuar durante 15 minutos.
  • Lava bien con agua templada.

3. Agua de rosas, cúrcuma y sándalo

Remedio con cúrcuma
En países como la India, la cúrcuma se emplea en la cosmética como coadyuvante para retirar el vello corporal.

¿Tu rostro está inflamado y maltratado por culpa del maquillaje y la contaminación? En ese caso, esta receta que tiene un toque de cúrcuma es justo lo que necesitas. Además de tener un aroma increíble, cuenta con propiedades antiinflamatorias.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de agua de rosas (30 ml).
  • ½ cucharadita de cúrcuma (2 g).
  • 2 cucharadas de sándalo en polvo (20 g).

Preparación

  • Mezcla los tres ingredientes en un bol hasta que queden perfectamente integrados.
  • Con ayuda de una brocha, esparce la mascarilla desde el cuello hasta el rostro. Asegúrate de cubrir perfectamente toda la piel.
 
  • Deja reposar unos minutos y enjuaga con agua fría.

4. Jugo de tomate y agua de rosas

Se cree que esta preparación puede ayudar a aliviar la piel después de haberse expuesto al sol durante periodos de tiempo prolongados.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de agua de rosas (20 ml)
  • 2 cucharadas de jugo de tomate natural (20 ml)

Preparación

  • Mezcla el jugo de tomate con el agua de rosas y aplica en rostro quemado por el sol.
  • Deja actuar unos minutos y luego enjuaga con abundante agua.
  • Aplícate tu crema hidratante de costumbre.

5. Agua de rosas y mango

Mangos rojos y amarillos.

¿Buscas recetas con agua de rosas que aporten muchas vitaminas a tu piel? En ese caso, debes probar esta mascarilla. Además de tener una textura increíble, es una buena fuente de antioxidantes y vitamina C. Esta mascarilla es ideal si tu piel es muy seca y quieres hidratarla sin sensaciones grasas.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de agua de rosas (20 ml).
  • 1 cucharada de pulpa de mango (10 g).

Preparación

  • Combina ambos ingredientes muy bien y aplica la mezcla sobre tu cuello y rostro.
  • Deja reposar durante 20 minutos y enjuaga con agua fría.
  •  Si la piel de tu rostro tiende a la sequedad puedes repetir dos veces a la semana este procedimiento.
 

¿Quieres empezar a cuidar mejor tu piel?

Tanto si quieres rejuvenecer tu piel como si quieres empezar a cuidarla mejor, puedes incluir estas recetas con agua de rosas en tu rutina de belleza. Además, ten en cuenta que si tienes dudas acerca de cómo cuidar tu piel de la forma más adecuada, según sus características y necesidades, siempre puedes consultar con un dermatólogo.

  • Bhushan, B., & Nosonovsky, M. (2010). The rose petal effect and the modes of superhydrophobicity. Philosophical Transactions of the Royal Society A: Mathematical, Physical and Engineering Sciences. https://doi.org/10.1098/rsta.2010.0203
  • Dawson, S., Eaton, C., Joseph, L. B., & Bertram, C. (2006). Antiaging benefits of French rose petal extract. Cosmetics and Toiletries
  • Yeh, K.-Y., Cho, K.-H., Yeh, Y.-H., Promraksa, A., Huang, C.-H., Hsu, C.-C., & Chen, L.-J. (2014). Observation of the rose petal effect over single- and dual-scale roughness surfaces. Nanotechnology. https://doi.org/10.1088/0957-4484/25/34/345303