5 remedios caseros para humedecer la garganta reseca

Dado que la hidratación es fundamental para evitar la proliferación de las bacterias, es importante que consumamos tés y remedios que nos aporten, además, nutrientes para fortalecer el organismo.

La sequedad en la garganta es un síntoma bastante molesto que suele ocurrir en los días más fríos del año, aunque también puede aparecer en cualquier otro momento dependiendo de su causa. Pero ¿cómo podemos humedecer la garganta reseca?

Por lo general, la garganta reseca aparece cuando existe algún tipo de irritación, ya sea por una infección o por algún tipo de trastorno respiratorio como la gripe, el resfriado y las alergias.

En algunos casos, la garganta reseca surge como consecuencia de hacer deporte tal y como señala este libro. Es muy probable que, en algún momento, todos experimentemos esa necesidad de humedecer la garganta reseca por diferentes motivos.

Humedecer la garganta reseca

La garganta reseca casi siempre viene acompañada de otros síntomas como la picazón, el ardor e incluso dolor.

Por eso, muchas personas buscan algún tipo de calmante que les ayude a suavizar la zona y eliminar aquellas posibles bacterias que la pueden estar perjudicando.

La buena noticia es que existen diversos remedios caseros que pueden ayudar a aliviar esta molestia casi de inmediato. En esta ocasión vamos a compartir los 5 mejores.

1. Gárgaras de agua tibia con sal

Agua tibia con sal

Una sencilla mezcla de agua con sal puede ayudar a calmar la irritación en la garganta proporcionándole humectación. Lo importante es considerar que esta agua no se debe ingerir dado a su elevado contenido de sal.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de sal (5 g).
  • 1 vaso de agua (200 ml).

¿Cómo debes prepararlo?

  • Disuelve la cucharadita de sal en el vaso de agua y con un pequeño sorbo realiza gárgaras entre 15 y 20 segundos.
  • Para mejores resultados lo idóneo es que repitas este procedimiento varias veces al día.

Ver también: 10 alimentos que debes comer cuando tienes dolor de garganta

2. Té de cebolla y limón

Tanto la cebolla como el limón tienen una acción antiséptica y antiviral que puede detener y combatir el crecimiento bacteriano en la boca y la garganta.

Este sencillo té reúne ambos ingredientes para hacer un poderoso remedio con propiedades hidratantes, antibióticas y antiinflamatorias, ideal para combatir cualquier molestia y sequedad en esta área.

Ingredientes

  • 1 litro de agua.
  • 1 cebolla.
  • 1 cucharadita de azúcar (5 g).
  • 1 limón.

¿Cómo debes prepararlo?

  • Pela la cebolla, trocéala y viértela en un cazo con un litro de agua y una cucharadita de azúcar.
  • Coloca a hervir la mezcla durante 10 minutos a fuego lento y remueve con frecuencia para que todo se integre bien.
  • Cuando el té esté listo, parte en rodajas un limón limpio y agrégalo en la bebida.
  • Puedes consumir hasta tres tazas al día.

3. Miel y limón

Miel y limón

La miel y el limón tienen una poderosa acción antibiótica que se puede utilizar en el tratamiento de infecciones y enfermedades como la gripe, la tos y los resfriados.

De hecho, desde los tiempos más antiguos, ambos ingredientes se han combinado en un solo remedio para aliviar todo tipo de molestias asociadas con la garganta.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de miel (7,5 g).
  • ½ limón.

¿Cómo debes prepararlo?

  • Exprime el jugo de medio limón, caliéntalo un poco y mézclalo con la cucharadita de miel.
  • Puedes consumir este remedio dos o tres veces al día.

Te recomendamos leer: 8 beneficios de la miel con limón para la salud, el cabello y la piel

4. Gárgaras de regaliz

El regaliz funciona como un buen hidratante para la garganta ayudando a controlar síntomas como la sequedad, el dolor y la inflamación.

Cuenta con propiedades antibacterianas y antiinflamatorias que pueden combatir los gérmenes patógenos que generan con frecuencia esta molestia.

Ingredientes

  • 10 gotas de extracto de regaliz.
  • 1 vaso de agua tibia (200 ml).

¿Cómo debes prepararlo?

  • Diluye 10 gotas de agua tibia en un vaso de agua tibia, toma un sorbo y haz gárgaras durante 15 o 20 segundos.
  • Repite este tratamiento dos o tres veces al día.

5. Vinagre de sidra de manzana

Vinagre de sidra de manzana

Este popular ingrediente que de seguro tienes en tu despensa puede ser tu mejor aliado para humedecer la garganta reseca.

Sus propiedades antibióticas combaten las bacterias que causan infecciones y, además, cuenta con un ligero afecto alcalino que disminuye la acidez del cuerpo.

Ingredientes

  • 1 cucharada de vinagre de manzana (10 ml).
  • 1 cucharada de miel (25 g).
  • 1 vaso de agua tibia (200 ml).

¿Cómo debes prepararlo?

  • Diluye el vinagre de manzana y la miel en un vaso de agua tibia y consúmelo.

Todos estos remedios naturales pueden humedecer la garganta reseca, pero es probable que vuelva a reaparecer dependiendo de su causa.

Si la irritación y sequedad se debe a infecciones o algún tipo de enfermedad es esencial combatirlas con otros tratamientos para eliminar por completo los microorganismos que las provoca.

En estos casos, lo mejor es consultar al médico para recibir un diagnóstico adecuado.

  • Luchesi, K. F., Mourão, L. F., & Kitamura, S. (2010). Ações de promoção e prevenção à saúde vocal de professores: uma questão de saúde coletiva. Rev. CEFAC12(6), 945–953. https://doi.org/10.1590/S1516-18462010005000112
  • Palacios, Javier (2000). Plantas diaforéticas y depurativas en la medicina tradicional china. Natura Medicatrix: Revista médica para el estudio y difusión de las medicinas alternativas. ISSN 0212, págs 30-33.
  • Ulloa, J. A., Mondragón, P. M., Rodríguez, R., Reséndiz, J. A., & Rosas-Ulloa, P. (2010). La miel de abeja y su importancia. Revista Fuente2(4), 11–18.