5 remedios naturales para los cólicos del lactante

Aunque siempre deberemos pedir consejo previo al pediatra, estos remedios naturales, gracias a sus propiedades, pueden ser de gran ayuda para aliviar y reducir la incidencia de los cólicos en los lactantes.

Los cólicos del lactante son motivo de preocupación para muchos padres. Aunque no suelen indicar un trastorno grave, el llanto intenso y prolongado del bebé puede ser angustioso.

A este problema también se le conoce como cólico de los tres meses o cólico de gases y está descrito como un llanto vigoroso que puede extenderse por más de tres horas al día, tres días a la semana.

Por lo general, empieza cuando el bebé tiene entre dos y tres semanas de edad. Su causa exacta se desconoce, pero se sospecha que es el aire que se va quedando atrapado en la cavidad abdominal.

La mayor parte de las veces desaparece a los 4 o 6 meses de edad; sin embargo, puede ser un inconveniente para bebés un poco mayores.

Por fortuna, hay varios remedios de origen natural cuyas propiedades pueden ayudar a calmar a tu pequeño. Si bien es importante seguir las indicaciones del pediatra, estas soluciones puede ser una gran alternativa.

¡Descúbrelas!

Remedios para los cólicos del lactante

1. Compresas tibias

bebe-colicos

Uno de los antídotos caseros para asistir a los lactantes en caso de cólicos son las compresas tibias. Su aplicación en la zona abdominal del bebé ayuda a eliminar los gases y tiene un efecto calmante.

¿Qué necesitas?

  • Toalla o paño absorbente
  • Agua tibia (la necesaria)

¿Qué debes hacer?

  • Sumerge una toalla en un recipiente con agua tibia.
  • Pon la toalla en la panza del bebé.
  • Frótala con suaves movimientos circulares durante 3 o 5 minutos.
  • Repite el tratamiento 2 veces al día para ayudar al movimiento de los gases.

Nota: Evita utilizar bolsas calientes o calefacción en los bebés.

2. Infusión de menta

Las hojas de menta tienen propiedades calmantes que resultan útiles para el alivio de los cólico del lactante.

Si bien no es aconsejable emplearlas en exceso o en forma de aceite esencial, su infusión resulta adecuada contra este problema.

Ingredientes

  • ½ cucharadita de hojas de menta (3 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Incorpora las hojas de menta en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida, déjala reposar 20 minutos y fíltrala con un colador.

Modo de uso

  • Dale 2 o 3 cucharadas de infusión al bebé.
  • Repite su uso 2 o 3 veces al día si lo consideras necesario.

Nota: El mentol puede resultar un poco fuerte para los lactantes; por ello, no se debe emplear más menta de lo aconsejado. En caso de reacción desfavorable, suspende de inmediato su uso y consulta al médico.

3. Infusión de manzanilla

manzanilla

Las propiedades antiespasmódicas y relajantes de la manzanilla pueden calmar el malestar estomacal en el bebé. Es idónea para ayudarle a expulsar los gases, una de las principales causas del cólico.

Ingredientes

  • ½ cucharadita de manzanilla (3 g)
  • ½ taza de agua (125 ml)

Preparación

  • Vierte la manzanilla en media taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida y déjala reposar 20 minutos.
  • Cuando esté tibia o fría, cuélala.

Modo de uso

  • Dale 2 cucharadas de infusión al bebé, varias veces al día.

4. Masaje relajante

La aplicación de un masaje relajante puede ser una terapia útil para calmar el llanto causado por los cólicos del lactante.

Los movimientos suaves en la región abdominal del pequeño ayudan a estimular la eliminación de los gases y, a su vez, disminuyen el dolor.

¿Qué necesitas?

  • Aceite de bebé o aceite esencial (lavanda, rosas, etc.)

¿Qué debes hacer?

  • Aplica varias gotas de aceite en tus manos y frótalo un poco para calentarlo.
  • Luego, masajea el vientre del bebé con suaves movimientos circulares en el sentido de las agujas del reloj.
  • Repite los movimientos durante 3 o 5 minutos, hasta que el bebé se calme.

5. Infusión con semillas de hinojo

semillas-hinojo

Otra fórmula suave que puede tratar este problema en los bebés es la bebida natural de manzanilla y semillas de hinojo. Ambos ingredientes tienen propiedades digestivas que pueden controlar los gases y las molestias estomacales que influyen en la aparición del cólico.

Ingredientes

  • ½ cucharadita de manzanilla (3 g)
  • ½ cucharadita de semillas de hinojo (3 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Agrega la manzanilla y las semillas de hinojo en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida y déjala reposar alrededor de 20 minutos.

Modo de uso

  • Cuando la infusión este tibia, casi fría, dale 2 o 3 cucharadas al bebé.
  • Repite su uso si las molestias persisten.

Nota: Limita las tomas a un máximo de 3 veces al día.

Los cólicos del lactante son normales y pueden aparecer por varios meses. Trata de no alarmarte y procura tener mucha paciencia.

Recuerda que antes de probar estos remedios naturales en tu hijo es recomendable que consultes con tu médico pediatra.

  • Ortega Páez, E., D. B. E. (2013). Cólico del Lactante. Flashes Pediátricos AEpap. https://doi.org/10.4321/S1139-76322013000300009
  • Alonso Álvarez, M. a, & García Mozo, R. (2006). Protocolos de Digestivo. Trastornos digestivos menores en el lactante. Bol Pediatr.
  • Márquez-Doren, F., Poupin-Bertoni, L., & Lucchini-Raies, C. (2007). Efectos del Masaje para el recién nacido y el lactante- Copia. Index Enferm.