5 remedios naturales con té blanco que te gustará conocer

El té blanco puede ser un gran aliado de nuestra salud tanto si lo consumimos como si lo aplicamos de forma tópica, ya que también ayuda a controlar el acné

El té blanco es un ingrediente natural que se obtiene mediante el secado al sol de los brotes y hojas de la Camellia sinensis.

Es uno de los tés más completos que existen y, a diferencia de otras variedades, no es procesado y conserva la totalidad de sus propiedades.

Es conocido por ser la bebida con más antioxidantes y, además, se valora por su alto contenido de vitaminas y minerales que benefician la salud.

De hecho, suele emplearse como base para algunos remedios naturales, ya que es fácil de preparar y se puede combinar con otros ingredientes para prevenir y tratar algunas enfermedades.

Lo mejor de todo es que, por su popularidad, es fácil adquirirlo en tiendas herbolarias, a un módico precio.

En esta oportunidad te queremos compartir 5 formas de utilizarlo con fines medicinales para que no dudes en probarlo.

¡Toma nota!

1. Remedio para combatir el acné

Prevenir el acné

El té blanco contiene catequinas y vitaminas C y E que ayudan a mejorar la salud de la piel, en especial en casos de acné y eczema.

Estos ayudan a regular la producción excesiva de grasa y, de forma externa, limpian los poros para reducir la formación de granos y espinillas.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 1 cucharada de té blanco (10 g)

Preparación

  • Pon a hervir una taza de agua y agrégale el té blanco.
  • Deja reposar la bebida 10 minutos y, cuando esté tibia, introdúcela en el refrigerador.

Modo de uso

  • Rocía el líquido sobre las zonas afectadas por el acné y déjalo absorber, sin enjuagar.
  • Repite su aplicación 2 veces al día, todos los días.

Ver también: Cómo hacer un limpiador facial de romero y almendras para suavizar tu piel

2. Remedio para combatir el cansancio

Aunque contiene menos cafeína que el té verde, esta variedad de té es ideal para recargar el cuerpo de energía cuando se padece de cansancio matinal.

Su aporte de un aminoácido llamado L-teanina eleva el estado de alerta en el cerebro y ayuda a incrementar la producción de serotonina y dopamina para aumentar el bienestar.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • ½ cucharada de té blanco (5 g)
  • 1 cucharada de miel (25 g) (opcional)

Preparación

  • Calienta una taza de agua y, cuando hierva, agrégale el té blanco.
  • Tápala, déjala que repose 15 minutos y cuélala.
  • Aunque en su estado natural es una bebida dulce, de modo opcional le puedes agregar una cucharada de miel.

Modo de uso

  • Consume una taza de té blanco durante o poco después del desayuno.
  • Tómalo, por lo menos, 3 veces a la semana.

3. Remedio para regular los niveles de azúcar

Diabetes y resistencia a la insulina

Uno de los principales antioxidantes del té blanco, conocido como galato de epigalocatequina (EGCG), actúa de forma beneficiosa sobre la actividad metabólica y, gracias a esto, contribuye a regular los niveles altos de azúcar en la sangre.

Añadido en la alimentación regular optimiza la utilización de la insulina y reduce el riesgo de diabetes.

Ingredientes

  • ½ cucharada de té blanco (5 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • El trozo de una cáscara de naranja
  • 1 cucharadita de zumo de limón (5 ml)

Preparación

  • Vierte el té blanco en una taza de agua hirviendo y, a continuación, agrégale el trozo de cáscara de naranja.
  • Deja reposar la bebida durante 10 minutos, cuélala y agrégale el zumo de limón.

Modo de consumo

  • Ingiere una taza de infusión al día, todos los días.

4. Remedio para desintoxicar el hígado

Las catequinas que contiene el té blanco actúan sobre los tejidos hepáticos, facilitando la eliminación de las toxinas que suelen acumularse.

Estas sustancias, además de su vitamina C, reduce el riesgo de hígado graso y otros trastornos crónicos del sistema.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • ½ cucharada de té blanco (5 g)
  • 1 cucharadita de zumo de limón (5 ml)

Preparación

  • Hierve una taza de agua y agrégale el té blanco.
  • Cuando haya reposado 10 minutos, cuélalo y añade el zumo de limón.

Modo de consumo

  • Toma una taza de infusión en ayunas, mínimo durante 2 semanas.

5. Remedio para bajar de peso

Ayuda a perder peso

Hay varias razones por las que el té blanco es un gran aliado para perder peso.

En primer lugar, sus antioxidantes ayudan a frenar la formación de nuevas células de grasa, facilitando su digestión.

Ayuda a movilizar la grasa de las células adiposas más resistentes y, por si fuera poco, aumenta el ritmo del metabolismo.

Lee también: 6 excepcionales poses de yoga para perder peso

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • ½ cucharada de té blanco (5 g)
  • ½ cucharadita de jengibre en polvo (2 g)
  • ½ cucharadita de zumo de limón (2 ml)

Preparación

  • Pon una taza de agua a fuego alto hasta que llegue a ebullición.
  • Retírala y agrégale el té blanco y el jengibre en polvo.
  • Tapa la infusión y déjala reposar 10 minutos.
  • Cuélala y agrégale el zumo de limón.

Modo de consumo

  • Ingiere una taza de infusión en ayunas y repite su consumo antes del almuerzo.
  • Tómala, por lo menos, 3 veces a la semana.

¿Aún no incluyes este alimento en tu dieta? Si no te has beneficiado con sus nutrientes y propiedades, adquiérelo cuanto antes y prepara estos saludables remedios naturales.

[featured-post url=”https://mejorconsalud.com/5-remedios-naturales-para-combatir-el-acne/”]