5 remedios naturales para el cuero cabelludo sensible

Daniela Echeverri Castro·
11 Junio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médica Karla Henríquez al
11 Diciembre, 2019
Antes de probar un tónico casero o cualquier otro remedio natural para aliviar la irritación, es recomendable consultar con el dermatólogo.

Tener el cuero cabelludo sensible es algo con lo que hay que aprender a vivir. Por ello, es indispensable seguir las recomendaciones del dermatólogo y mantenerlas en el tiempo, a fin de evitar sufrir molestias.

En algunos casos, hay factores que pueden provocar resequedad e irritación, como los cambios de temperatura por ejemplo. En esos casos, podría considerarse el uso de ciertos remedios caseros para obtener el alivio.

Remedios para cuero cabelludo sensible

A continuación te comentamos cuáles son algunos de los remedios caseros que, según la sabiduría popular, pueden ayudarte a aliviar las molestias cuando tienes cuero cabelludo sensible.

1. Infusión de caléndula

Según creencias populares, lavarse el cabello con la infusión de caléndula puede contribuir con el alivio de la irritación, la comezón y otras molestias asociadas. Sobre todo, en casos de alergia.

La caléndula es una flor muy utilizada en la medicina popular. Generalmente se prepara a modo de emplasto para calmar irritaciones leves, aunque también es posible aprovecharla de otras formas.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml).
  • 3 cucharadas de flores de caléndula (30 g).

Preparación

  • Agrega las flores de caléndula en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida y espera que repose 20 minutos.
  • Cuando esté fría, cuélala y envásala en una botella con atomizador.

Modo de aplicación

  • Separa el cabello en varios mechones y rocía la infusión por todo el cuero cabelludo.
  • Déjala absorber sin enjuagar y repite su uso 2 veces al día.

2. Agua de avena

El batido de avena.

El agua de avena puede ayudar a aliviar las irritaciones y algunas molestias asociadas. No solo en la piel, sino también en el cuero cabelludo.

Prepararla en casa es muy sencillo, tan solo necesitarás un poco de agua y unos cuantos copos de avena.

Ingredientes

  • 1 litro de agua.
  • 3 tazas de avena (300 g).

Preparación

  • Coloca la avena en un recipiente de vidrio junto con el litro de agua (preferiblemente tibia).
  • Deja reposar toda la noche.
  • A la mañana siguiente, cuela el líquido y almacénalo en una botella para comenzar a utilizarlo. 
  • Si lo deseas, puedes aprovechar los copos de avena para preparar una mascarilla junto con un poco miel.

Modo de aplicación

  • Después de haber lavado tu cabello como de costumbre, aplícate el agua de avena.

3. Té verde

Té verde para aliviar los síntomas de la endometriosis

Se considera que el té verde puede aplicarse como tónico para aliviar el cuero cabelludo irritado. Además, se cree que puede ayudar a desinflamarlo, en caso de que se presente este problema y a mejorar la circulación, lo cual contribuiría con la oxigenación capilar.

Ingredientes

  • 3 cucharaditas de té verde (15 g).
  • 1 taza de agua (250 ml).

Preparación

  • Vierte una cucharada de té verde en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida y déjala actuar 20 minutos.
  • Fíltrala con un colador y envásala en un frasco con atomizador.

Modo de aplicación

  • Rocía el té verde por todo el cuero cabelludo antes de acostarte.
  • Déjalo actuar toda la noche sin enjuagar.

4. Aloe vera y miel

En el ámbito popular, la combinación de aloe vera con miel de abejas es un tratamiento hidratante y regenerador. Ayuda a reducir el enrojecimiento y la inflamación en el cuero cabelludo sensible causada por ciertas sustancias químicas.

Su aplicación como mascarilla previene la formación de escamas y ayuda a mantener los folículos limpios y desinfectados.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de miel (50 g).
  • 5 cucharadas de gel de aloe vera (75 g).
  • 2 cucharadas de agua de rosas (30 ml).

Preparación

  • Incorpora todos los ingredientes en la licuadora y procésalos hasta obtener un producto homogéneo y líquido.

Modo de aplicación

  • Frota el tratamiento por todo el cuero cabelludo y déjalo actuar durante 40 minutos.
  • Enjuaga con agua fría y úsalo a diario hasta aliviar los síntomas.

Descubre: Cómo tener un cabello más saludable utilizando aloe vera

5. Infusión de manzanilla

Manzanilla para proteger las uñas

Un tónico con infusión de manzanilla reduce la irritación de los folículos capilares y detiene el enrojecimiento y la comezón en el cuero cabelludo sensible.

A su vez, contribuye a controlar la producción de sebo y previene la aparición de escamas de caspa.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml).
  • 2 cucharadas de flores de manzanilla (30 g).

Preparación

  • Añade las flores de manzanilla en una taza de agua hirviendo y tapa la bebida.
  • Espera que repose de 15 a 20 minutos, hasta que esté apta para su aplicación.
  • Fíltrala con un colador y envásala en una botella con atomizador para facilitar su uso.

Modo de aplicación

  • Rocía la infusión por todo el cuero cabelludo.
  • No enjuagues. Deja secar.

No dejes de consultar con el dermatólogo

Si sientes comezón y otras molestias en tu cabeza y más en concreto, en tu cuero cabelludo, consulta con un dermatólogo antes de aplicarte cualquier remedio. El profesional sabrá orientarte según las necesidades de tu tipo de piel y otros aspectos importantes.