5 requisitos para poder dialogar con los hijos de una manera sencilla

Mantener un buen diálogo con tus hijos es importante para fortalecer los lazos de unión familiar. Para esto, hay que tomar en cuenta los requisitos indispensables para tener una buena conversación.

Dialogar con los hijos, es una costumbre que siempre se debe mantener en casa. La tarea de conversar con los niños se tiene que realizar a diario. Con esto les enseñas como se deben expresar, la comunicación y como interactuar con otras personas.

A menudo como padres, queremos que los niños cuenten sus experiencias, lo que piensan de las conversaciones que se tiene en un momento determinado en familia. Hasta llegar al punto de convertirnos en interrogadores, sermoneadores o ambos.

En el momento que esto ocurra, no se está logrando establecer una buena comunicación. Por esta razón es importante aprender a escuchar, aunque al principio sea difícil.

Dialogar con los hijos

Parece fácil hablar con los hijos, sin embargo, conversar con los pequeños de la casa es una acción que se tiene que practicar a diario, desde que son muy pequeños. Por otro lado, hay padres que intentan crear un clima de diálogo con sus hijos y prueban a hablar absolutamente de todo.

Madre e hijo felices.

En el momento que los padres se sientan a dialogar con los hijos, se logra el espacio, la oportunidad de conversar sobre su rutina y su punto de vista de algún acontecimiento. El aprendizaje que se obtuvo de ese momento, además de los consejos que les puedes dar sobre algún tema en particular es muy valioso ya que sirve para fortalecer los lazos de unión familiar.

Te interesa leer: 8 consejos para educar a tus hijos

Requisitos para establecer un buen diálogo con tu hijo

Aunque comiences la práctica diaria de dialogar con tus hijos, desde que son pequeños, debes tener presente unos requisitos para lograrlo exitosamente. Aquí te explicamos algunos:

1. Crear ambiente ideal para conversar con los hijos

Buscar un lugar donde el ambiente sea agradable y cómodo. Donde tus hijos se sientan en confianza y puedan contarte lo que le sucede o las inquietudes que tiene.

Aunque existirán momentos en los que ellos te contarán o preguntarán cosas urgentes y no estén en el lugar adecuado, lo importante es que le dediques el tiempo que necesitan, así sabrán que tú siempre estarás allí para escucharlos y apoyarlos.

2. Transmitir seguridad y tranquilidad

Ante la revelación de secretos o confidencias importantes  debes evitar la reacciones exageradas, no lo reprendas o castigues. Con esta reacción tus hijos no volverán a contarte nada. Transmite confianza y serenidad.

3. Fomentar la motivación al conversar con tu hijo

Aprovecha el momento para identificar sus intereses y opiniones. cuando estén dialogando demuestra que su opinión sobre el tema es importante. Adicionalmente puedes incluir  temas de su interés como la música, deporte, películas y  su personaje favorito si está en la edad para ello.

Motivación en los niños.

El diálogo debe servir  para reforzar las aspectos positivos,  ya que si al momento de conversar con tu hijo solo escucha llamadas de atención, no lograrás que él tenga confianza para hablar contigo.

4. Hacer uso de argumentos sólidos

Explícales y demuéstrales con argumentos sólidos tu punto de vista sobre el tema que estéis conversando. Trata de evitar enfrentamientos con ellos, no caigas en discusiones y mucho menos en gritos, ya que en esas situaciones nadie gana.

Enséñales a los pequeños que tienen derecho a opinar y expresar lo que piensan. Pero también tienen que aprender a razonar acerca de sus pensamientos, así podrán tener bases para defender su opinión.

5. Valerse de diálogos para lograr acuerdos

Cuando se crea un convenio se genera un compromiso, y este se debe cumplir. Aprovecha los momentos de diálogo con tu hijo para establecer acuerdos que beneficien la relación de ambos.

Habrá momentos en que ambos  tendrán que ceder a ciertas peticiones. Recuerda que dialogar con tu hijo es más que hablar de cosas comunes. Busca un equilibrio entre lo formal y lo divertido para ganar su buena disposición.

Frases positivas

Es bueno que los hijos sientan que pueden confiar en sus padres. Por eso, al conversar con ellos diles frases como estas:

  • “Estoy seguro de que eres capaz de hacerlo.”
  • “Estoy muy orgullosa de ti.”
  • “Noto que cada día eres mejor.”
  • “Tú lo lograrás.”
Madre orgullosa de su hijo

Leer también: 5 frases de amor que debes decir a tu hijo

Estas frases reforzarán el autoestima de los hijos, así como a ser personas optimistas al momento de enfrentar situaciones difíciles.

Finalmente, para dialogar con los hijos, además de aplicar los requisitos que acabamos de enumerar, es importante que lo realices como una rutina. De esta manera, los hijos se acostumbrarán y la conversación será más espontánea.