5 tipos de preliminares para encenderte con tu pareja

Los preliminares son la excusa perfecta para aprender a conocer el cuerpo de la pareja y, de este modo, mejorar la experiencia sexual. ¿En qué consisten? ¿Cómo disfrutarlos? Te lo contamos.

Hay muchos tipos de preliminares que pueden ayudar a incrementar el placer al momento de tener relaciones sexuales. Su práctica no solo aumenta la complicidad en pareja, sino que prepara el cuerpo para disfrutar con total plenitud el encuentro íntimo.

Aunque no siempre se les dio importancia, hoy son un componente erótico casi imprescindible para un buen sexo. De hecho, tanto hombres como mujeres se han interesado por innovarlos, pues son claves para llevar la excitación de su pareja a lo más alto.

Lo mejor de todo es que son la excusa perfecta para explorar otras zonas erógenas que despiertan agradables sensaciones. De esta manera, la estimulación es mucho más completa y la persona consigue alcanzar orgasmos más intensos. ¿Te animas a probarlos?

¿En qué consisten los juegos preliminares?

Los juegos preliminares son todas aquellas estimulaciones que se realizan antes del sexo con penetración. Su práctica eleva el deseo sexual y produce reacciones físicas y psicológicas que potencian la sensación de placer en todo el encuentro.

Por ejemplo, en el hombre potencia la erección para disminuir el riesgo de impotencia sexual y eyaculación precoz. Además, en la mujer aumenta la dilación y lubricación de la vagina para que no haya dificultades en el momento de la penetración.

Ahora bien, estos preámbulos no se limitan solo a las caricias y besos; también pueden incorporar juguetes sexuales, disfraces, fantasías y muchos otros complementos que despiertan los sentidos. ¿Por qué son tan recomendables?

Básicamente porque actúan como una “vía” hacia la plenitud y el orgasmo de los implicados. Dado que crea un ambiente de complicidad y confianza, ambos aumentan su disposición para probar distintas experiencias y sensaciones.

Tipos de preliminares para disfrutar en pareja

Hay tantas maneras de despertar el placer, que los tipos de preliminares son casi ilimitados. Inclusive, usando su creatividad, cada pareja puede inventar sus propios juegos para encenderse.  Pero como no todos saben hacerlo, podemos repasar algunos de los favoritos. ¡No te los pierdas!

¿Sabes cuáles son?: Zonas erógenas del hombre

1. Juegos eróticos

Sexo sadomasoquista.

Hay un sinfín de posibilidades para introducir juegos eróticos en las relaciones sexuales. De hecho, es uno de los tipos de preliminares que más prefieren las parejas, ya que ponen a volar la imaginación y acaban con esa monotonía que hace aburrida la experiencia.

Estos juegos pueden incluir lubricantes íntimos, disfraces eróticos o alguna fantasía en específico. Además, son perfectos para incorporar todo tipo de juguetes sexuales con el fin de lograr sensaciones más intensas.

2. Besos y caricias

Las manos y la lengua son excelentes aliadas para activar la pasión durante el encuentro sexual. Sin embargo, es importante saber usarlas a favor y no limitarlas. Una buena sesión de besos y caricias puede ser suficiente para un encuentro más romántico y excitante.

Por eso, es bueno aplicarlos sobre las zonas erógenas, a distintos ritmos. El cuello, los lóbulos de las orejas, la espalda y las zonas cercanas a los genitales son súper sensibles e idóneos para lograr esta estimulación. Pero ojo, la forma de tocarlos o besarlos puede variar de acuerdo a las preferencias de la pareja.

3. Baile erótico o striptease

Lencería sexual.

Desvestir a la pareja puede ser uno de los momentos más excitantes antes de llegar a la acción en el sexo. Ya sea algo romántico, pasional o desenfrenado, produce una ligera sensación de ansiedad y placer que es estimulante para ambos. ¿Cómo disfrutarlo como juego previo?

Es muy simple. Los clásicos bailes eróticos o striptease siguen vigentes como preámbulo para aumentar el deseo en el otro. Lo importante es hacerlo con seguridad, dejando la vergüenza a un lado. Un poco de música sensual puede hacerlo más interesante.

Nunca dejes que la rutina gane: 9 tips para una relación sexual más placentera

4. Sexo oral

Hay quienes ven el sexo oral como un acto sexual pleno y no como un juego previo. Pero sea cual sea la opinión, es uno de los tipos de preliminares más excitantes antes de la penetración. Tanto la felación como en cunnilingus estimulan las partes íntimas para un mayor disfrute del sexo.

5. Masturbación

Los más atrevidos pueden convertir la masturbación en su mejor herramienta para estimular a la pareja. Hay quienes disfrutan viendo como su pareja se masturba y, por supuesto, también están aquellos que prefieren que los masturben antes de entrar en acción. ¿Qué te gusta más?

Ahora que sabes los tipos de preliminares que te ayudan a encender a tu pareja, no dejes de dedicarles tiempo. Aunque muchos están acostumbrados a ir “directo al grano”, estos juegos previos tienen muchos beneficios.

Te puede gustar