5 trucos para combatir el síndrome premenstrual

Para combatir el síndrome premenstrual, debemos centrarnos en ciertos aspectos como: la retención de líquidos, los antojos, los dolores y la ansiedad.

A pesar de que existen mujeres a las que no les afecta en absoluto la menstruación, la gran mayoría debe recurrir a ciertos trucos para combatir el síndrome premenstrual.

El síndrome premenstrual es un conjunto de síntomas diversos. Por lo general, estos suelen desaparecer por sí solos en un plazo de tiempo de 1 a 2 días cuando ya ha comenzado la menstruación.

En algunas mujeres puede aparecer como un malestar leve y en otras puede incluso alterar el organismo, a tal punto que la persona requiera pasar un día o más, en cama.

5 consejos para combatir el síndrome premenstrual

1. Toma menos sal para evitar la inflamación

Dolor-menstrual

Durante los días previos a la menstruación, la mujer puede notar cómo su área abdominal se inflama. Aunque es cierto que parte de ese proceso se debe a la inflamación de los ovarios, también es normal que se produzca cierta retención de líquidos.

Para combatir el síndrome premenstrual, se recomienda reducir el consumo de sal, ya que el sodio propicia la retención de líquidos y esto deriva en otras molestias.

Si te cuesta comer sin su sabor puedes probar otros condimentos en tus platos o bien optar por añadir una pizca de la sal marina. Esta última no está refinada, por lo que los niveles de sodio son mucho más bajos.

Lee también: 6 irregularidades del periodo menstrual que no debes ignorar

2. Aumenta la ingesta de verduras verdes

Este truco tiene que ver con el anterior. Dichas verduras son muy diuréticas, cuestión que paliará esa sensación tan molesta en el abdomen durante el síndrome premenstrual.

Muchas mujeres notan  cómo se les inflaman los tobillos e incluso se puede creer que se trata de un aumento de peso. Esto se aliviará con el consumo de verduras verdes, diuréticas.

Además, durante esos días, suele presentarse un aumento del apetito y, por supuesto, llegan los antojos de aquello que tiene más calorías. En este sentido, los vegetales también serán unos buenos aliados, ya que tienen un efecto saciante.

De este modo, se reducen los antojos y las tentaciones. No hay nada peor que estar continuamente reprimiéndote, ¿verdad?

3. Come chocolate negro

Chocolate-negro

Otros de los síntomas del síndrome premenstrual son la ansiedad y la tristeza. El chocolate negro es una de las mejores opciones para luchar contra ellas. Este alimento resulta muy agradable y placentero. Además ayuda a que el cerebro libere serotonina.

Se recomienda el chocolate negro y no otras variedades porque es la opción más sana. Por un lado, está libre de azúcares añadidos y no contiene leche. Los productos lácteos tienen muchos beneficios para la salud pero la leche entera tiene demasiada grasa y estriñe.

Ver también: Cómo poner fin al síndrome premenstrual de manera definitiva

4. Infusiones relajantes

Durante el síndrome premenstrual es común que cueste conciliar el sueño, más que de costumbre. En vista de lo anteriormente expuesto, además de otros posibles factores como el estrés y la ansiedad de la rutina diaria. Por ello, lo ideal es tomar infusiones relajantes para combatir el síndrome premenstrual.

Existen muchas opciones para combatir el insomnio o el mal dormir, pero lo mejor sería que decantarse por aquellas opciones naturales. Entre ellas, se encuentran ciertas plantas y hierbas como: la manzanilla, la melisa, la menta poleo, el azahar, o el jengibre.

Las infusiones naturales favorecerán la eliminación de líquidos y producirán un alivio significativo

5. Come plátano

Platano

Al plátano se le teme por sus calorías. Sin embargo, las ventajas de comerlo son incontables. En relación con la inestabilidad anímica, destaca por sus niveles de triptófano. Este componente genera una sensación de bienestar en el cerebro.

En segundo lugar, es tan sabroso como saciante. De nuevo, se trata de un compañero ideal para alejarte de las tentaciones que te llevan a elevar nuestro peso, así como a ingerir alimentos perjudiciales para el organismo.

No podemos olvidarnos del potasio. Estamos hablando de un mineral muy eficaz para aliviar el dolor. Esta es una de las razones por la que los deportistas recurren tanto a él. Amén de ser una gran fuente de energía, es ideal para controlar las contracciones propias de este momento.

El síndrome premenstrual es un proceso natural. Tanto como el crecimiento del cabello o de las uñas. En consecuencia, no tenemos por qué ocultarlo ni por qué sonrojarnos cuando surge. Pero tampoco deberíamos resignarnos a sufrirlo.

Te puede gustar