5 usos cosméticos del huevo para la piel y el cabello

Tanto la clara como la yema del huevo son ricas en nutrientes esenciales que pueden ser muy beneficiosos para elaborar diferentes tratamientos de belleza en casa

El huevo es uno de los alimentos más consumidos en todo el mundo.

Pese a que tuvo mala fama por su relación con el colesterol, se considera una fuente de nutrientes saludable e infaltable en los planes de alimentación.

Se destaca por su alto contenido de proteínas de alta calidad, además de vitaminas, minerales y otras sustancias importantes que le confieren una amplia variedad de beneficios.

Además, dado que tiene propiedades para la salud de la piel y el cabello, puede utilizarse como ingrediente principal de muchos tratamientos cosméticos caseros.

Y es que, aunque muchos lo han ignorado, sus nutrientes contribuyen a hidratar, reparar los tejidos y prevenir los signos del envejecimiento prematuro.

De hecho, cuenta con un poderoso antioxidante llamado carotenoide que mejora la elasticidad de la piel y minimiza los efectos negativos de los radicales libres sobre las células.

Debido a esto, a continuación queremos compartir 5 interesantes formas de incorporarlo en la rutina de belleza.

¡No dejes de probarlo!

1. Tratamiento para las bolsas bajo los ojos

Bolsas-en-los-ojos

La clara de huevo es uno de los mejores ingredientes naturales para mejorar el aspecto de los ojos inflamados o con “bolsas”.

Sus compuestos activos estimulan la eliminación de líquidos retenidos y, al mejorar la circulación, reducen de forma notable la hinchazón.

Ingredientes

  • La clara de un huevo

¿Qué debes hacer?

  • Frota un poco de clara de huevo en el contorno de los ojos, sobre todo en las áreas visiblemente inflamadas.
  • Deja que actúe durante 10 minutos y enjuaga con agua tibia.
  • Repite el tratamiento todos los días al levantarte.

¿Quieres conocer más? Lee: 6 consejos para mantener tus ojos sanos

2. Mascarilla para piel grasa

El huevo es un excelente aliado para limpiar los poros y eliminar el exceso de grasa causado por un desequilibrio en el pH de la piel.

Su aplicación reduce el aspecto brillante y deja una sensación de frescura por más tiempo.

Ingredientes

  • La clara de un huevo
  • 3 cucharadas de harina de avena (30 g)

¿Qué debes hacer?

  • Bate la clara de un huevo y mézclala con la harina de avena hasta obtener una pasta espesa.
  • Extiende la mascarilla por todo el rostro y, pasados 15 minutos, realiza suaves movimientos circulares.
  • Enjuaga con agua tibia y repite su uso tres veces a la semana.

3. Acondicionador natural

Yema-de-huevo-cabello

Este ingrediente tiene propiedades muy beneficiosas para el cabello reseco y con daños causados por el sol y los elementos de calor.

Dado que se combina con otros ingredientes, es idóneo para remplazar los acondicionadores químicos que venden en el mercado.

Como resultado podrás conseguir una melena suave, manejable y libre de agresiones.

Ingredientes

  • 1 huevo
  • ¼ de taza de yogur natural (50 g)
  • 1 cucharada de aceite de coco (15 g)

¿Qué debes hacer?

  • Bate un huevo entero y combínalo en un cuenco con el yogur natural y la cucharada de aceite de coco.
  • Tras humedecer el pelo, aplícate el acondicionador y déjalo actuar entre 30 y 40 minutos.
  • Pasado este tiempo, enjuaga con agua tibia.
  • Repite su uso dos o tres veces a la semana.

4. Tratamiento para el cuero cabelludo graso

El cuero cabelludo graso es un problema estético que hace lucir la melena sucia y pegajosa.

Por su capacidad para regular el pH, la clara de huevo es una buena solución contra este problema y, a diferencia de otros productos, no altera la producción de aceites naturales.

Ingredientes

  • La clara de un huevo
  • 2 cucharadas de jugo de limón (20 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Agrega dos cucharadas de jugo de limón sobre una clara de huevo y bátelos enérgicamente hasta que queden bien integrados.
  • Extiende la mezcla sobre el cuero cabelludo con suaves masajes y déjalo actuar media hora.
  • Lávalo con tu champú habitual y repite su uso cada dos días.

Visita este artículo: Tratamientos caseros del cabello graso

5. Remedio para los puntos negros

Mascarilla de huevo y limón

Las propiedades de la clara de huevo son útiles para remover esos antiestéticos puntos negros que se forman en varias partes del rostro.

Combinada con la cáscara de naranja nos brinda un tratamiento natural para exfoliar, limpiar y dejar un aspecto renovado.

Por si fuera poco, brinda elasticidad natural y ayuda a disminuir los signos tempranos de la flacidez.

Ingredientes

  • 1 clara de huevo
  • 1 cucharada de cáscara de naranja rallada (10 g)
  • 1 cucharada de yogur natural (12,5 g)

¿Qué debes hacer?

  • Ralla una cáscara de naranja y mézclala en un cuenco con la clara de huevo y una cucharada de yogur.
  • Tras obtener una pasta, frótala sobre el rostro y déjala actuar hasta que se seque.
  • Antes de enjuagarla, realiza suaves movimientos circulares para facilitar la exfoliación.
  • Quita los excesos con agua tibia y, para finalizar, aplícate una loción hidratante.

¿Estás lista para incluir huevo en tus cuidados estéticos? Como puedes notar, este ingrediente que suele estar en tu despensa es un excelente aliado para la piel y el cabello.

Úsalo según cada una de las recomendaciones y comprueba que es una buena opción para consentirte sin gastar demasiado.

 

 

Te puede gustar