6 causas de la menstruación irregular

La menstruación irregular impide a las mujeres cuidarse con el método de los días, ya que nunca pueden estar seguras del período de ovulación.

Se considera menstruación irregular cuando el ciclo menstrual se da antes de los 21 días o después de los 35. Asimismo, también entran en esta categoría aquellos con intervalos de varios meses. O sea, son irregulares todos los ciclos fuera del promedio natural cercano a los 28 días.

Esas alteraciones pueden ser recurrentes o presentarse en algún momento específico de la vida de la mujer. En todos los casos hay que realizar un control ginecológico para determinar las causas. Tratamientos adecuados a cada organismo logran soluciones rápidas y permiten un cuidado más preciso.

6 causas de menstruación irregular

1) Trastornos alimenticios

Trastornos alimenticios: bulimia.

Bulimia y anorexia alteran los ciclos menstruales provocando ausencia de los mismos, por lo menos, tres meses consecutivos. El índice de masa corporal como el consumo de calorías afecta directamente y puede traer consecuencias mayores. En adolescentes retrasa la primera vez o provoca la desaparición de la regla.

Ver también: Bulimia: todo lo que debes saber

2) Estrés

En situaciones de altos niveles de ansiedad y nerviosismo el organismo completo se ve involucrado. La producción de cortisol en exceso impide el trabajo correcto de estrógeno y progesterona. Toda esta revolución interna modifica el tiempo en que se dan los períodos. También el flujo sanguíneo aumenta o disminuye según sea el caso.

3) Las pastillas anticonceptivas

Si bien las píldoras son utilizadas como método para regularizar los ciclos, algunas veces pueden producir una menstruación irregular. Suele suceder cuando no se toman correctamente. Olvidar algunas o tomar varias juntas genera un desarreglo hormonal. También, se da en mujeres que deciden cambiar de marca de anticonceptivos. El cuerpo necesita un tiempo para adaptarse a las nuevas hormonas que poseen.

4) Síndrome de ovario poliquístico

Menstruación irregular: ovarios poliquísticos.

Se producen diferentes quistes en los ovarios que afectan la regularidad de la ovulación. Incluso, puede llegar a desaparecer por un tiempo o causar problemas de fertilidad. Los quistes son sacos que están llenos de líquido y presionan el ovario. Las mujeres propensas  a este síndrome, generalmente, hacen tratamientos con anticonceptivos para prevenir. En los casos más severos se realiza intervención quirúrgica.

5) Otras enfermedades

La diabetes o alteraciones en la glándula tiroidea son, además, enfermedades que causan menstruación irregular. Al igual que en los problemas alimenticios las hormonas no están equilibradas. El resto del cuerpo debe modificar todo su funcionamiento y el período se retrasa o desaparece.

6) Menopausia

Menopausia.

Antes de la menopausia definitiva los ciclos menstruales pueden comenzar a alterarse poco a poco. Es un síntoma de que el fin de la ovulación está próximo en la vida de la mujer. De igual manera, no hay que dejar de utilizar en este tiempo los métodos anticonceptivos. Las posibilidades de fertilidad siguen vigentes y, de hecho, han sorprendido a más de una.

Frente a la presencia de una menstruación irregular es necesario visitar a un profesional para detectar la causa verdadera. Lo primero, es realizar estudios para estar seguros de que no se trata de un embarazo no previsto. Los tratamientos a seguir dependen de cada caso.

Puede resultar muy sencillo volver a la normalidad o bastante más complicado en otros. Hay mujeres que necesitarán apoyo extra o consultas interdisciplinarias. Lo cierto es que en todas deben prevalecer las ganas de estar saludables física y psicológicamente. Si ellas no colaboran resulta muy difícil para los médicos encontrar la solución.

Te recomendamos leer: Dieta perfecta para adelgazar en la menopausia

Para tener en cuenta

Las familias deben estar muy presentes y atentas en los períodos de las hijas adolescentes. Con la cultura actual, los riesgos de caer en trastornos de alimentación son demasiado grandes. Y las pequeñas pueden ocultar como un gran tesoro las consecuencias que ellos le acarrean. Si las madres no lo detectan será prácticamente imposible que lo cuenten por sí solas.

Quienes están en la búsqueda de un bebé se verán favorecidas al regularizar su menstruación. De lo contrario, es muy dificultoso conocer cuándo está ovulando para intentar la fecundación. Los desequilibrios no significan infertilidad, pero sí disminuyen las posibilidades de lograr un embarazo rápidamente.

Entonces se produce un ciclo vicioso del cual no se puede escapar. Frente a algunos fracasos en los intentos, los niveles de ansiedad aumentan y el estrés provoca otro retraso. Es importante tratarlo desde los primeros síntomas para evitar disgustos luego.