6 consejos clave para recargar tus energías a la hora del almuerzo

A la hora de comer es importante dejar de lado los dispositivos electrónicos ya que, aparte de no dejarnos desconectar de las obligaciones, distraen a nuestro cerebro y podemos comer de más

Muchas personas suelen hacer bruscos y constantes cambios en su alimentación diaria como producto de su estilo de vida agitado y cargado de actividades.

Lo que pocas veces tienen en cuenta es que omitir alguna de las comidas principales o no ingerir los alimentos adecuados afecta de forma directa la salud física y mental.

Por el contrario, cuando se aprovechan estos momentos del día para aportarle al cuerpo los nutrientes esenciales que necesita para su funcionamiento, hay una recarga de energías que sirve para continuar de la mejor manera cada una de las actividades.

El almuerzo, en especial, es una de las comidas más importantes para todas las personas, sobre todo durante sus jornadas laborales.

Esta hora del día es esencial para mejorar la productividad durante la tarde y evitar esos bajones que pueden interrumpir las actividades.

Por esta razón, a continuación queremos compartir esos 6 consejos clave que todos pueden tener en cuenta para sacarle más provecho. ¡Conócelos!

1. No omitir el almuerzo

La regla número uno para no desaprovechar los beneficios del almuerzo es no omitirlo por ninguna razón.

Puede que haya mucho trabajo y poco tiempo, pero de nada servirá ignorar este momento de alimentación si más tarde se produce sensación de debilidad o fatiga.

Ver también: Recetas de almuerzos rápidos y bajas calorías

Es esencial comer un almuerzo en porciones moderadas, en lo posible a base de verduras, cereales y carnes magras.

2. Evitar el uso de dispositivos electrónicos

Evitar el uso de dispositivos electrónicos

En la actualidad la mayoría de personas están enganchadas con los dispositivos electrónicos. Es difícil despegarse de estos incluso en la hora del almuerzo.

Lo que todos deben tener presente es que, para disfrutar mejor este momento, es mejor hacer a un lado las tabletas, celulares y cualquier otro aparato similar, ya que estos desconcentran al cuerpo al alimentarse y pueden mantener la mente en los asuntos de trabajo.

Siempre que sea posible, es mejor alejarse de estos elementos y buscar un lugar tranquilo para almorzar sin interrupciones.

3. Tomar suficiente tiempo para comer

Muchos trabajadores le dedican solo unos minutos al almuerzo, ingiriendo comidas rápidas o alimentos no tan saludables.

En este momento todos deberían evitar mirar el reloj y tratar de tomar el tiempo que sea necesario para comer bien.

Elegir un almuerzo completo y saludable y masticar bien cada alimento ayuda a aumentar la sensación de saciedad y aumenta las energías.

4. Comer carnes magras

Comer carnes magras

Las carnes magras son aquellas con menos contenido de grasa en comparación con otros tipos de carne. Puede provenir de varias partes del cerdo y la ternera, aunque también incluye el pollo sin piel y el pavo.

Estas contienen una cantidad importante de proteínas y no suelen causar efectos negativos en la salud.

Contienen un aminoácido esencial conocido como tirosina, cuyo efecto en el cuerpo aumenta la concentración y el estado de alerta.

Además, son carnes con una elevada cantidad de vitamina B12, esencial para combatir los estados de depresión y cansancio.

5. Ingerir vegetales de hojas verdes

Cualquier momento del día es perfecto para disfrutar los beneficios de los vegetales verdes.

Sin embargo, al incorporarlos a la hora del almuerzo se le aportan al cuerpo nutrientes esenciales para recuperarse de la primera parte de la jornada y continuar con las mejores energías para el resto de la tarde.

Estos son muy bajos en calorías y contienen propiedades nutricionales de gran valor energizante como:

  • Clorofila.
  • Vitaminas A, C, B, E y K.
  • Minerales como el hierro, magnesio, potasio y calcio.
  • Fibra.

Algunos de los más destacados son:

  • Espinacas.
  • Acelga.
  • Apio.
  • Brócoli.
  • Berro.
  • Coliflor.
  • Coles.
  • Rúcula.
  • Lechuga.
  • Escarola.

El más recomendado es la espinaca, ya que su riqueza vitamínica y su elevado contenido en hierro hacen que sea una gran aliada para recargas las “pilas” de todo el cuerpo.

Te recomendamos leer: 10 beneficios que desconocías de la espinaca

6. Hacer ejercicios de estiramiento

Hacer ejercicios de estiramiento

En lugar de tomar una siesta en los minutos que quedan de la hora del almuerzo, se sugiere hacer algunos ejercicios de estiramiento.

Estos movimientos son una gran terapia para aliviar la tensión muscular y reducir el estrés que ocasiona el permanecer por mucho tiempo sentados o en una misma posición.

Sin duda es una de las mejores formas de evitar los dolores y otras molestias que suelen aparecer en la jornada.

Omitir el almuerzo o no tomarse el tiempo suficiente para comer de manera adecuada es dejar sin combustible al cuerpo. Como consecuencia se pueden producir síntomas como dolor de cabeza, debilidad e incluso mareos.

Se le debe dar mucha importancia a esta comida y dedicarle el tiempo necesario a pesar de las ocupaciones.