6 consejos para ayudar a un adulto mayor a sobrellevar una enfermedad

Cuando un adulto mayor es diagnosticado con una enfermedad grave ocasiona una fuerte impresión, por lo que es fundamental ayudarle a lidiar con ella de la mejor forma.

La tercera edad empieza a los 65 años y es donde existe mayor riesgo de contraer enfermedades. No obstante, esto será determinado por el estilo de vida que la persona haya llevado y por el paso del tiempo.

Cuando un adulto mayor es diagnosticado con una enfermedad grave se enfrenta al hecho de que no podrá continuar con su anterior estilo de vida. Este hecho puede causarle una fuerte impresión, tanto a él como a su entorno familiar.

En estos casos, se deben buscar las maneras adecuadas para que dicho proceso sea lo más llevadero posible. Por ello, ofrecemos seis consejos útiles para sobrellevar las enfermedades en adultos mayores.

1. Sé honesto

Es muy importante ser honesto y sincero con el diagnóstico de la enfermedad. Junto con el apoyo familiar y una buena orientación médica, se deben buscar las palabras correctas para poder informar sobre el diagnóstico con claridad.

Es importante evitar crear un ambiente de tristeza, desesperación o desesperanza en el adulto mayor. No se debe ocultar a una persona mayor el hecho de estar enferma, por más grave que sea la situación, pero se debe tener mucho tacto.

2. Escucha y respeta la decisión del adulto mayor

Un adulto mayor es una persona que ha adquirido mucha experiencia durante el transcurso de su vida. Por ello, y tomando en cuenta los estragos y la gravedad de la enfermedad, se debe siempre respetar su decisión.

Es importante explicarle las consecuencias del padecimiento para que decida si desea  seguir un tratamiento o desea continuar un estilo de vida diferente, pero saludable. En ese aspecto, es fundamental que la familia brinde su apoyo a la hora de tomar la decisión. Esto reducirá el estrés y peleas con el paciente.

Lee este artículo: 10 consejos de adultos mayores de 60 años para tener una vida más plena

3. Procura ayudar al paciente para que viva de la forma más normal posible

Un diagnóstico de enfermedad en un adulto mayor no implica necesariamente que la persona deba postrarse en una cama. Todo lo contrario, debe seguir realizando sus actividades diarias con total normalidad, aunque con ayuda y colaboración de sus seres queridos.

  • Asimismo, es recomendable alentarle a desarrollar nuevas actividades que beneficien su estado de salud física y mental.

4. Toda la familia debe apoyar al paciente

Es aconsejable que la familia brinde atención constante al adulto mayor en cuanto a sus cuidados y asistencia. Se pueden crear turnos o rutinas, de manera que todo el grupo familiar colabore.

Dentro de cada rutina se deben incluir las visitas, ratos para charlar, y en el caso de las personas más cercanas al adulto mayor, el tiempo para el cuidado. De esta manera se evitará un sentimiento de abandono y que ciertos miembros de la familia se sientan angustiados, agotados o sobrecargados de responsabilidades.

5. Busca ayuda psicológica

Mujer en el psicólogo

Es muy recomendable la ayuda médica profesional al momento de lidiar y sobrellevar la enfermedad de una persona mayor.

La intervención de un psicólogo experto en pacientes mayores puede ayudar a que el paciente drene sus emociones, sentimientos o inquietudes acerca de su nueva etapa. Esto también ayudará a los familiares a sobrellevar el proceso.

Una buena alternativa es buscar a un tanatólogo que apoye a toda la familia. Este proceso puede ayudar a que todos se unan y mejoren sus relaciones.

Descubre: Cómo la soledad afecta la salud de los adultos mayores

6. Mantén o fomenta un estilo de vida saludable

Se debe alentar al adulto mayor a tener un mejor estilo de vida a partir del momento en que se detecta la enfermedad. Como se dijo anteriormente, ello equivale a realizar nuevas actividades como el hacer ejercicio o el alimentarse de forma saludable.

  • El primer paso es controlar el consumo de comidas o bebidas que puedan ser dañinas para su estado de salud.
  • Además, se le debe animar a salir de casa, a dar un paseo y a conocer nuevas personas.

Esto permitirá que el adulto mayor se sienta mejor a pesar de su condición. Incluso puede darse el caso de que la salud general de la persona mejore hasta aumentar su calidad y tiempo de vida.

Y tú, ¿cómo has lidiado con las personas mayores que han visto afectada su salud? Aunque cada uno tiene formas distintas de enfrentar la situación, es importante que siempre procures mantener el control.

Turner, J., & Kelly, B. (2000). Emotional dimensions of chronic disease. Western Journal of Medicine172(2), 124–128. "Helping pays off: People who care for others live longer." ScienceDaily. ScienceDaily, 22 December 2016. <www.sciencedaily.com/releases/2016/12/161222094834.htm> Warburton, D. E. R., Nicol, C. W., & Bredin, S. S. D. (2006). Health benefits of physical activity: the evidence. CMAJ : Canadian Medical Association Journal174(6), 801–809. http://doi.org/10.1503/cmaj.051351