6 consejos para calmar el llanto del bebé

Marilu Caldera 31 agosto, 2018
El llanto es el lenguaje que utilizan los bebés para comunicar sus sentimientos. Sin embargo, los padres suelen angustiarse cuando no encuentran la manera de tranquilizar a sus pequeños.

El llanto es la forma de comunicación que tienen los bebés. Es la única manera que tienen para expresar sus sentimientos, emociones y necesidades.

Sin embargo, esta forma de comunicación suele generar en los padres estrés, angustias y cansancio. El problema es que no comprenden lo que quiere transmitir y tampoco saben cómo calmar el llanto del bebé.

Consejos para calmar el llanto

A continuación te mencionaremos algunos consejos que te ayudarán a calmar el llanto del bebé.

1. Relájate

Si los padres oyen el llanto desconsolado de su bebé y no consiguen calmarlos es imposible que no se preocupen. La cuestión es que los bebés son muy sensibles y fácilmente perciben el estado de angustia de sus padres.

Por lo tanto, lo más recomendable es mantener la calma para transmitirle al pequeño paz y seguridad. En el caso que los padres estén muy nerviosos, es mejor dejar acostado por un momento al bebé. Luego de que los padres se logren calmar se puede iniciar nuevamente el proceso para poder tranquilizarlo.

Lee este artículo: ¿Cómo interpretar el llanto de tu hijo?

2. Identifica la causa del llanto

 

Hay diversas causas que producen el llanto del bebé. Generalmente puede llorar por hambre, aunque también existen otros motivos, por ejemplo:

  • El pañal está sucio.
  • Tiene sueño.
  • Tiene calor o exceso de frío.
  • Hay mucho ruido.

También existen otras causas relacionadas con la salud, pero que son difíciles de identificar. Es el caso de los cólicos después de tomar el biberón, dolor de oído, picaduras de insectos y malestares de dentición. En esto casos el pequeño debe ser medicado. Por tal motivo, es fundamental identificar la causa para proceder a calmarlo.

3. Dale pecho

En caso que la madre todavía esté en la etapa de amamantar, darle pecho al bebé es la solución más saludable. Mientras le está suministrando una sana alimentación, también lo tranquiliza.

Debemos tener en cuenta que la lactancia materna le transmite al pequeño el calor y la seguridad de la madre. El contacto de piel con piel y el sonido del corazón de la mamá es la mejor forma de calmar el llanto del bebé.

No te pierdas: Cuidados en los primeros meses del bebé

4. Dale un objeto para distraerlo

Si el bebé es de 6 meses en adelante, puedes utilizar la distracción suministrándole algún objeto. También, puedes darle algún juguete con música relajante, esto suele ser muy efectivo.

5. Revisa la ropa que usa

Los bebés tienen una piel muy sensible al tacto con la ropa. Por lo cual, es importante retirar toda la vestimenta y revisar el cuerpo. Luego examina cuidadosamente las prendas de vestir y, si observas que el tejido es muy áspero o tiene etiquetas, puede que le esté incomodando.

También puede ser que la ropa le quede muy ajustada; generalmente sucede con los pañales, las medias y los zapatos. Esto puede impedir la circulación.

6.- Usa la técnica del Dr. Hamilton “The Hold”

Esta técnica es recomendada para ayudar a calmar a los bebés hasta los 3 meses. Se realiza en los siguientes 4 pasos:

  • Levanta al bebé de forma que mire hacia el suelo y dobla sus brazos con cuidado, apretándolos contra su pecho.
  • Coloca tu mano sobre sus brazos, asegurando que se mantengan en esa posición. Esa mano también sirve de apoyo para la barbilla del bebé.
  • Sujeta las nalgas del bebé con la otra mano. “Utiliza la palma de la mano, no los dedos”, advierte Hamilton.
  • Coloca al bebé en un ángulo de 45 grados y mécelo suavemente. El movimiento puede ser hacia arriba y abajo, o bien agitando al bebé delicadamente. Además, es esencial evitar los movimientos bruscos.

Nota: Es recomendable consultar a un especialista que te pueda instruir antes de usar este método.

Consideraciones finales de cómo calmar el llanto del bebé

Es importante recordar que lo primero que tienen que hacer los padres es tranquilizarse cuando el bebé esté llorando. En el caso de que no puedan hacerlo, lo mejor es dejar que otro adulto con experiencia calme al pequeño.

Además, si tu bebé llora es que le pasa algo y hay que atenderlo. No es recomendable darle infusiones tranquilizantes ni medicamentos para calmarlo, ya que puede traer consecuencias negativas. Finalmente, si seguiste estos consejos y no has obtenido resultados positivos, debes solicitar ayuda de un especialista.

Te puede gustar