6 cosas que puedes hacer por la mañana para cuidarte

Raquel Lemos Rodríguez·
13 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la farmacéutica Silvia Martín Repullo al
20 Noviembre, 2018
¿Quieres algunos consejos para empezar con energía y vitalidad desde primera hora del día? Te damos 6 para que aprendas a cuidarte.
 

Conviene empezar desde primera hora del día cuidándose. Por este motivo, hoy descubrirás 6 cosas que puedes hacer por la mañana para lograrlo y que, además, no te quitarán mucho tiempo.

Una vez descubras lo bien que te sientes, empezarás a incorporarlas a la rutina de manera natural. ¿Te animas?

6 cosas que puedes hacer por la mañana

Comenzar el día siguiendo algunas pautas saludables es una forma ideal de levantarse con buen ánimo y ser más positivo. Además, una vez que aprendas cómo hacerlo, te será sencillo incluir estos hábitos en el día a día. ¡Apunta!

1. Haz algo de ejercicio

Esta es una de las primeras cosas que puedes hacer por la mañana para cuidarte. Y es que tú eliges con total libertad el tipo de ejercicio que quieres hacer: caminar, correr, ir al gimnasio, hacer yoga, etc.

En esta línea, te recomendamos que, para empezar, te tomes algunos minutos (entre 2 y 5) para meditar un poco.

Chica saliendo a correr para practicar ejercicio

Según un artículo publicado por la Revista de Psicología General y Aplicada, hacer deporte a primera hora de la mañana te permitirá despertarte, activarte y empezar el día con energía. Además, así no tendrás excusas si, después del trabajo, llegas más cansado y no te apetece hacerlo.

 

2. Bebe agua cuando te levantes

Otra de las cosas que puedes hacer por la mañana para cuidarte es beber un vaso de agua nada más levantarte. Entre algunas razones, están las siguientes:

  • Ten en cuenta que te has pasado la noche sin ingerir líquidos; por lo que el cuerpo necesita hidratarse lo antes posible.
  • Hay veces que no se consigue beber suficiente agua. Así que hacerlo justo al levantarse es una buena forma de recordar este hábito tan importante.
  • Además, así permites que el estómago empiece a trabajar; favoreciendo la sensación de hambre y evitando sentir el “estómago cerrado”.

Descubre: ¿Por qué es bueno beber agua después de levantarse?

3. Desayuna con tranquilidad

¿Eres de los que no desayuna o lo hace deprisa y corriendo? Pues bien, si es así, has de saber que investigadoras de la Universidad Nacional de San Agustín de Arequipa señalan que lo ideal es empezar disfrutando de esta primera comida del día con tranquilidad; incluyendo tanto frutas como cereales.

Para ello, puedes pensar en qué quieres preparar la noche anterior y dejarlo hecho. Quizás un bol de avena con plátano y un zumo de naranja o, tal vez, un yogur con nueces acompañado de frutas variadas. Asimismo, procura también desayunar sentado mientras te deleitas con alimentos saludables.

4. Lee por unos minutos

Aprovecha el desayuno para leer unas cuantas páginas de un libro. Da igual si son una, dos o diez; lo que importa es que lo hagas cada día. Al cabo de una semana, te habrás dado cuenta de lo que has avanzado y esto te animará a seguir leyendo más.

 
Mujer leyendo un libro sentada en un sofá.

En lugar de ver la televisión o perder el tiempo con el móvil, mejor ten un libro a mano. Leer es un buen hábito para el que, por desgracia, no se suele sacar mucho tiempo. Y es que no hace falta acabar 50 páginas en un día. De hecho, es mejor hacerlo poco a poco.

5. Organiza el día, tarea fundamental que hacer por la mañana

Otra de las cosas de utilidad que puedes hacer por la mañana es organizarte el horario. Así evitarás el estrés tan dañino para la salud de posponer las obligaciones para el último momento.

Aprovecha para hacerlo después del desayuno. Y es que, como bien indican expertos del Servicio de Atención Psicológica y Pedagógica de la Universidad de Cádiz, una manera estupenda de planear el día es utilizar las bases de la escala de Eisenhower. Para ello:

  • Verifica qué tareas tienen una prioridad absoluta.
  • Señala cuáles puedes planificar y hacer después.
  • Administra aquellas que vas a delegar o descartar.

Organizarte te aportará seguridad y tranquilidad porque sentirás que tienes el control. Además, te ayudará a lograr los objetivos que te propongas.

6. Procura no mirar el móvil

 

Te aconsejamos no mirar el móvil cuando estés practicando las tareas anteriores. Y es que las personas suelen, nada más despertarse, mirar las redes sociales; lo que hace perder un tiempo valioso.

No es necesario que consultes el correo nada más levantarte. Saca tiempo para cuidar de ti mismo. De esta forma, una vez tengas organizada la jornada, ya podrás empezar a mirar el teléfono, responder los correos y a trabajar tranquilo.

Lee este artículo: Nomofobia: cuando dependo totalmente de mi teléfono móvil

Anímate a hacer cosas por la mañana para empezar bien el día

¿Y tú? ¿Qué cosas haces por la mañana para cuidarte? Las propuestas que te hemos indicado te ayudarán a mejorar tanto por dentro como por fuera; sintiéndote mejor al comenzar la jornada.

Combina estos consejos con una alimentación equilibrada y una adecuada rutina de ejercicios. Asimismo, si necesitas un plan individual, lo mejor es asesorarte con un especialista en nutrición y deporte. ¡Ánimo!

 
  • Carcamo Vargas, G. I., & Mena Bastías, C. P. (2006). ALIMENTACIÓN SALUDABLE. (Spanish). Horizontes Educacionales.
  • E. Marchena, F. Hervías, C. Galo y C. Rapp. Organiza tu tiempo de forma eficaz. Servicio de Atención Psicológica y Pedagógica. Departamento de Psicología. Universidad de Cádiz. https://sap.uca.es/wp-content/uploads/2017/03/Gu%C3%ADa-de-organizaci%C3%B3n-del-tiempo.pdf?u
  • Rodríguez Martín, Amelia, Martínez Nieto, José Manuel, Novalbos Ruiz, José Pedro, Ruiz Jiménez, Miguel Angel, & Jiménez Benítez, Diego. (1999). Ejercicio físico y hábitos alimentarios: un estudio en adolescentes de Cádiz. Revista Española de Salud Pública73(1), 81-87. Recuperado en 13 de septiembre de 2020, de http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1135-57271999000100009&lng=es&tlng=es.
  • Salvador, A., Suay, F., & Martínez-Sanchís, S. (1995). Deporte y salud: efectos de la actividad deportiva sobre el bienestar psicológico y mecanismos hormonales subyacentes. Psicología General y Aplicada. Universidad de Valencia. http://hdl.handle.net/10550/58264
  • Solis Ferrel & María Elena Sandra (2018). “Percepción y consumo del desayuno familiar y su relación con el estado nutricional de los adolescentes de colegios públicos de la Ciudad de Arequipa 2016”. Maestrías de la Unidad de Posgrado de la Facultad de Ciencias Biológicas. Universidad Nacional de San Agustín de Arequipa. http://repositorio.unsa.edu.pe/handle/UNSA/5550