6 discusiones que toda pareja feliz tiene

Brunilda Zuñiga 7 marzo, 2018
Las parejas felices no se libran de tener discusiones pero la diferencia radica en que estas saben cómo sobrellevar los conflictos de la mejor manera para que estos no afecten a su relación

Cuando hablamos de una pareja feliz no imaginamos ni por un momento que pudieran tener alguna discrepancia. Asumimos que, si son felices, sus vidas son color rosa, pero la realidad es que antes tuvieron que enfrentar algunas conversaciones serias.

Conoce cuáles son las discusiones que toda pareja feliz tiene. Descubrirás que el secreto radica en la honestidad y en la comunicación abierta.

1. Cómo actuar cuando uno de los dos está de mal humor

controlar-pareja

La felicidad no es un estado de ánimo continuo. Siempre, por alguna razón, existirán factores que afecten el humor y este traspase la barrera de felicidad de la pareja, ocasionando disgustos.

Cuando estamos malhumoradas ocurren varias cosas:

  • Cambia nuestra actitud por completo.
  • No queremos hablar con nadie.
  • Se nos olvidan los detalles.
  • Olvidamos momentáneamente las necesidades de nuestra pareja.
  • Estamos más receptivos a iniciar discusiones.

Justo por todos los problemas que esto puede traer, una de las discusiones que toda pareja feliz debe tener tiene que ver con la forma en que actuaremos.

Es importante entender cómo reacciona la otra persona y cómo actuaremos para evitar que la situación se salga de control.

Se pueden establecer algunas directrices básicas como:

  • Alejarse de la persona enojada hasta que su humor mejore.
  • Evitar decir chistes o bromas que resulten ofensivas si la persona es muy sensible.

Lee también: Hábitos extremadamente fáciles para ser saludable

2. La distribución de las tareas del hogar

Cuando se toma la decisión de vivir juntos o de contraer matrimonio, una de discusiones que toda pareja feliz tiene es la forma en que se realizarán las tareas del hogar.

Aunque cada vez es menos común encontrar chicos con ideas machistas, siempre es mejor establecer qué tareas le corresponde a cada uno. Además de evitar malos entendidos y pérdidas de tiempo, ambos podrán organizarse mucho mejor.

Si además te encuentras con que tu pareja tiene ese deje machista, este es un buen momento para exponerle tus expectativas al respecto. Considera que muchos chicos han sido educados de esta forma y establecer nuevos hábitos no es tan sencillo.

3. “Mi mamá viene a casa”

problemas-con-la-suegra

Existe la idea de que las suegras generan problemas en la pareja. No obstante, esto solo ocurre cuando ellas, o cualquier otro familiar, llega con actitudes que afectan la armonía del hogar.

Además de las diferencias internas que ya puedan existir, la llegada la suegra puede complicar la convivencia cuando ella desea inmiscuirse más de la cuenta.

En este caso, podemos encontrarnos con tensiones, cambios en los hábitos y malestar. La buena noticia es que esta es una de las discusiones que toda pareja feliz tiene.

En ella se deben establecer los parámetros y límites que la suegra, o cualquier otra persona, debe mantener a llegar a tu hogar para respetar la privacidad y autonomía.

El grado de estabilidad y comprensión de la pareja, sin duda, logrará resolver sin necesidad de fuertes discusiones y peleas el destino de la querida suegra que, en un intento de querer imponerse, causa daños en la relación.

4. Uno de los dos es impuntual

Otra de las discusiones que toda pareja feliz tiene es el tiempo que debes esperar al otro para realizar alguna cosa, aun cuando hayáis convenido una hora específica.

Existe la idea de que las mujeres tienden a hacer esperar a sus parejas, aunque esto no sea del todo cierto. La realidad es que los hombres también caen en este error y es importante hablar sobre cómo actuar en ese caso para evitar discusiones.

Puede parecer un tema sin importancia, pero es algo que afecta seriamente a algunas personas. Si es tu caso o el de tu pareja, determinad si hay un lapso de espera válido y qué hacer si se sobrepasa.

Visita este artículo: Cómo evitar las discusiones en pareja durante las vacaciones

5. “Tu ex nos persigue”

Pareja enfadada

Uno de los problemas que puede afectar intensamente y desencadenar fuertes peleas es cuando hay una expareja que no ha entendido que ya es parte del pasado.

La presencia de esa persona llamando la atención puede desequilibrar a la pareja y ocasionar celos y peleas. Si es vuestro caso, debéis saber que no podéis controlar las acciones de esa persona, pero sí la forma en que respondéis:

  • Ignorar a esa persona.
  • Irse del lugar donde la encontréis.
  • Tratar de sobrellevarla.
  • Tomar acciones legales más serias.

6. La atención que se le da a las redes sociales

Internet llegó para quedarse, por lo que es uno de los detonantes de algunas de las discusiones que toda pareja feliz tiene.

¿Qué tanto compartiréis en línea? ¿Todas vuestras fotos irán directas al Facebook? ¿Dónde pondréis la línea de privacidad que no debéis sobrepasar?

Cuando el uso de las redes sociales se convierte en una adicción es común encontrarse con reclamos. Si deseáis tener una pareja exitosa, estableced los límites tecnológicos desde el inicio.

Recordad que siempre podéis hacer cambios si lo consideráis necesario, pero debéis tener una base que os resulte cómoda.

¿Has tenido estas conversaciones con tu pareja? ¿Crees que nos faltan algunos puntos que deben ser tomados en cuenta para una mejor relación?

Te puede gustar