6 excepcionales poses de yoga para perder peso

Brunilda Zuñiga · 24 junio, 2017 · Última actualización: 7 marzo, 2019 7 marzo, 2019
Además de ser muy útiles para relajarnos y tonificar los músculos hay determinadas posturas de yoga que pueden ser muy adecuadas a la hora de ayudarnos a bajar de peso

El yoga para perder peso es una opción viable y muy eficaz. Si estás en un proceso de adelgazamiento, el yoga puede ser uno de tus mejores aliados. Resulta fácil de realizar, incluso si no haces mucho ejercicio actualmente, o tienes un gran sobrepeso.

Aunque muchas personas solo asocian al yoga con la meditación o para mejorar la salud mental, sus beneficios van mucho más allá. Toma nota de las mejores poses de yoga para perder peso  y verás lo bien que  resulta.

1. Sauce

La primera de las poses de yoga para perder peso te ayudará a reafirmar y definir tus abdominales.

Para hacer la pose de sauce toma nota de los siguientes pasos:

  • De pie con los pies juntos, coloca el pie izquierdo encima de la rodilla derecha para hacer una especie de ángulo.
  • Coloca las palmas de las manos juntas sobre el pecho y respira dos veces. Para la tercera inhalación, levanta los brazos manteniendo las manos juntas.
  • Exhala mientras doblas el torso hacia la izquierda e inhala nuevamente y estira.

Repite el proceso con cada pie de tres a cinco veces.

Lee también: Alivia el túnel carpiano con estos 5 ejercicios de yoga

2. Creciente

yoga para perder peso

La siguiente postura de yoga para perder peso es ideal para reducir el abdomen y la cadera.

  • Con los pies juntos y los brazos a cada lado del cuerpo, inhala y levanta los brazos hacia los lados de la cabeza. Luego exhala y dobla tu cuerpo hacia adelante.
  • Inhala y, al momento de exhalar, pasa la pierna derecha hacia atrás mediante una estocada. La pierna deberá quedar extendida y la izquierda flexionada.
  • Inhala y levanta los brazos; exhala y, entonces, vuelve a la posición original.

Repite la postura con cada pie cinco veces diariamente.

3. Arco

Para esta posición se requiere de mucha energía y esfuerzo. Lo cual te ayudará a quemar calorías y mantener tu metabolismo activo el resto del día.  Además, también fortalecerá los músculos de la espalda y pecho.

  • Acuéstate boca abajo, con las manos a los lados del cuerpo y con las palmas hacia arriba.
  • Dobla las rodillas e intenta coger los tobillos con tus manos. Asegúrate de mantener distancia entre los pies y la cadera.
  • Mantén la posición durante treinta segundos aproximadamente y repite tres veces.

4. Puente

poses de yoga para perder peso

La cuarta de las poses de yoga para perder peso ayudará a masajear la glándula tiroidea. Esto favorecerá la liberación de hormonas que controlan el metabolismo.

  • Comienza la posición colocándote acostada boca arriba, con las piernas flexionadas y los pies separados a la altura de tu caderaLevanta la cadera manteniéndola paralela al suelo.
  • Coloca los brazos debajo de ti e intenta entrelazar las manos. Mantén la posición durante un minuto, baja y repite dos veces más.

5. Arado

Al practicar esta pose de yoga, conseguirás liberar más endorfinas y hormonas que regulan el metabolismo.

  • Acuéstate sobre la espalda y con las piernas estiradas hacia el techo, mientras que los brazos están pegados al  cuerpo y con las palmas hacia abajo.
  • Con las manos haz fuerza y levanta la cadera. Lleva las piernas hacia atrás e intenta que toquen el suelo.
  • Al lograrlo, pon las manos juntas, como en la posición del puente.

También te puede interesar: Aumenta tus momentos de felicidad con endorfinas

6. Flotar

poses de yoga para perder peso

La última de las poses de yoga para perder peso te ayudará a reafirmar los brazos, hombros, abdominales y espalda.

  • Inicia extendiendo las piernas y apóyate sobre los dedos de los pies, hasta conseguir que las palmas queden apoyadas, los brazos flexionados y los abdominales apretados.
  • Mantén la posición por uno segundos y baja. Repite tres veces, al menos.

Beneficios de practicar yoga

Algunos beneficios de practicar yoga son:

  • Disminución de la ansiedad.
  • El aumento de energía física.
  • Un mayor control de las emociones.
  • La disminución de los atracones de comida y los antojos de productos poco saludables.
  • Mejorará tu elasticidad, el equilibrio y de igual manera conseguirá que te relajes.

Lo mejor de todo es que son ejercicios sencillos de realizar, para los cuales solo necesitarás la suficiente disposición, ropa cómoda y algunos minutos para realizar cada uno de ellos.

  • Garfinkel, M., & Schumacher, H. R. (2000). Yoga. Rheumatic Disease Clinics of North America. https://doi.org/10.1016/S0889-857X(05)70126-5

  • Ross, A., & Thomas, S. (2010). The Health Benefits of Yoga and Exercise: A Review of Comparison Studies. The Journal of Alternative and Complementary Medicine. https://doi.org/10.1089/acm.2009.0044

  • Balasubramaniam, M., Telles, S., & Doraiswamy, P. M. (2013). Yoga on our minds: A systematic review of yoga for neuropsychiatric disorders. Frontiers in Psychiatry. https://doi.org/10.3389/fpsyt.2012.00117