6 formas de cuidar el cuerpo para lograr un equilibrio físico y mental

Una dieta equilibrada y rica en vitaminas y minerales sumada a la práctica de actividad física diaria pueden ayudarnos a conseguir un organismo más sano. Al hacer ejercicio liberamos endorfinas.

Durante muchos años se pensó que el cuerpo y la mente estaban separados, sin que uno tuviese influencia sobre el otro.

No obstante, gracias a muchas investigaciones y pruebas científicas se pudo determinar que entre ambos hay un lazo más fuerte de lo que se pensaba. Así pues, esta es la razón por la cual los problemas emocionales repercuten sobre el cuerpo en forma de dolores o molestias físicas, y viceversa.

Sabiendo todo esto, hoy en día la medicina mundial sigue los modelos de la oriental, cuyo enfoque es lograr un equilibrio físico y mental con el objetivo de mejorar en general la calidad de vida.

En este sentido, casi todos los expertos de salud están aconsejando adoptar una serie de hábitos y técnicas saludables que desempeñan un papel fundamental para conseguir tal estabilidad. Hoy compartimos 6 formas de lograrlo.

1. Hacer ejercicio físico

cuidar el cuerpo

No es casualidad que este hábito sea el número 1 en nuestra lista de maneras de cuidar el cuerpo. La actividad física es una de las mejores prácticas que se pueden hacer todos los días para llevar una calidad de vida más alta y sobre todo un buen estado físico y mental.

Con tan solo 20 o 30 minutos de ejercicio diario se podrá activar todo el cuerpo. Con el fin de mejorar la circulación, fortalecer los músculos y proteger el corazón.

Además, esta es una excelente forma de gozar de un buen estado físico y mantener un peso adecuado. Así se evitan las enfermedades asociadas con el sobrepeso y la obesidad.

Sumado a todo esto, la práctica diaria de un entrenamiento proporciona una gran sensación de bienestar, ya que estimula la segregación de serotonina, llamada la hormona de la felicidad.

No olvides leer: Caminar, un ejercicio fácil para ponerse en forma y estar saludables

2. Acupuntura

La acupuntura es un método curativo de la medicina tradicional china en la cual se utilizan agujas delgadas y aplicaciones de calor para estimular unos puntos específicos del cuerpo.

Es una técnica muy interesante que no interviene en los procesos naturales del organismo. La aplicación sobre cada uno de los puntos llega solo a las fibras nerviosas. Esto activa el flujo y logra una estabilidad de energía que permite cuidar el cuerpo.

Su funcionamiento se basa en la teoría que considera el cuerpo humano como un sistema de flujos de energías que, al equilibrarse, puede ofrecernos consuelo tanto a nivel físico como emocional.

Se cree que esta terapia puede aliviar afecciones asociadas con las vías respiratorias, neurológicas y osteomusculares.

3. Adoptar una dieta saludable

semana_dieta_mediterranea1

Uno de los factores básicos para lograr una estabilidad en todo el cuerpo es la alimentación. Aunque muchas veces se ignore, los nutrientes de los alimentos tienen la capacidad de fortalecer todo el cuerpo a nivel físico. Además, influyen en la segregación de las sustancias que determinan el estado emocional.

Suprimir de la dieta la comida chatarra y adoptar un plan alimenticio rico en vitaminas y minerales contribuye a prevenir las enfermedades y los trastornos psicológicos.

4. Aprender a escuchar al cuerpo

El cuerpo sabe alertar sobre sus dificultades físicas y emocionales cuando la persona está atravesando alguna de ellas.

Es muy probable que, de repente, se empiecen a experimentar una serie de síntomas y señales que advierten de que algo no está del todo bien.

Para evitar el desarrollo de problemas aún mayores, es primordial aprender a escuchar lo que nos quiere decir para atenderlo de manera oportuna.

5. Aromaterapia

Aromaterapia

La aromaterapia es una técnica de relajación natural que se basa en el uso de los aromas y las propiedades de algunas plantas. Todo ello a través de los aceites esenciales que se extraen mediante su procesamiento.

Los aromas que liberan proporcionan instantáneamente una sensación de armonía y relajación. Así, influye de forma directa en el plano emocional y fisiológico.

Su uso se ha extendido en todo el mundo como un tratamiento contra distintos desequilibrios psicológicos y físicos.

¿Quieres conocer más? Lee: Los beneficios de la aromaterapia

6. Practicar yoga

El yoga es una disciplina antigua originaria de la India, cuya práctica sirve para ejercitar la mente y cuidar el cuerpo hasta lograr una estabilidad.

Está basada en las directrices morales que invitan a la autodisciplina, la calma, el respeto y la sinceridad con el propio ser y con los demás.

Existen diferentes formas de practicarla según su origen. En general, todas apuntan a afianzar la capacidad de la mente para incidir sobre las funciones corporales.

Por esto, a nivel global su realización ayuda a:

  • Mejorar la actitud.
  • Recuperar la calma.
  • Reducir el estrés.
  • Lograr la disciplina.
  • Aumentar la flexibilidad.
  • Fortalecer el sistema inmunológico.
  • Mejorar y controlar la respiración.

Así pues, con la puesta en marcha de todos estos hábitos y prácticas saludables se podrá encontrar esa armonía física y mental. Esto nos ayudará a cuidar el cuerpo y la mente, evitando dificultades en la salud y problemas emocionales.

 

  • Neumeister A. (2003). Tryptophan depletion, serotonin, and depression: Where do we stand?. http://europepmc.org/abstract/med/15131521
  • Nautifayl KM, et al. (2016). A lack of serotonin 1B autoreceptors results in decreased anxiety and depression-related behaviors. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/27353308
  • Ziment, I. (2000). Recent advances in alternative therapies. Current Opinion in Pulmonary Medicine. https://doi.org/10.1097/00063198-200001000-00013
  • Ali, B., Al-Wabel, N. A., Shams, S., Ahamad, A., Khan, S. A., & Anwar, F. (2015). Essential oils used in aromatherapy: A systemic review. Asian Pacific Journal of Tropical Biomedicine. https://doi.org/10.1016/j.apjtb.2015.05.007