6 malos hábitos que te envejecen sin que te des cuenta

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Karla Henríquez el 7 diciembre, 2018
Los malos hábitos como el tabaquismo y el sedentarismo pueden acelerar el deterioro de la piel ocasionando envejecimiento prematuro

Hay algunos malos hábitos que te envejecen antes de tiempo sin que te des cuenta.

En algún momento de tu vida debes aceptar la aparición de signos de la edad como parte de los procesos biológicos que atraviesa tu cuerpo.

  • La piel, como el resto de los órganos, va experimentando una serie de cambios con el paso del tiempo.
  • Por esto, lo normal es que entre los 45 o 50 años empieces a desarrollar pequeñas arrugas e imperfecciones propias de la edad.

El problema es que sueles pasar por alto esas acciones que perjudican la dermis y, mucho antes de lo mencionado, empiezas a notar un deterioro cutáneo que afecta tu autoestima.

Si bien hay muchos productos y tratamientos que pueden contrarrestarlo, es inevitable notar marcas del envejecimiento cuando no se modifican algunas malas costumbres en el estilo de vida.

¿Qué puedes hacer para evitar esta situación? Pues bien, además de mejorar tus cuidados diarios de la rutina de belleza, lo más conveniente es que corrijas los siguientes malos hábitos que te envejecen. ¡Descúbrelos!

Malos hábitos que te envejecen y que sueles ignorar

Los cuidados de la piel deben iniciar desde la juventud. Sin embargo, muchos se esfuerzan por combatir los signos de la edad cuando ya empiezan a aparecer.

  • Lo más efectivo para evitarlos es adoptar algunos cuidados antes que se desarrollen.

En el entorno hay una gran cantidad de toxinas y partículas volátiles que inciden de forma negativa en tu dermis.

  • Por lo tanto, si quieres evitar el envejecimiento prematuro, debes alejarte al máximo de estos.

Es cierto que los factores genéticos inciden en qué tan pronto aparecen las arrugas. No obstante, un estilo de vida saludable puede retrasar este proceso y, de paso, mejorar la calidad de vida.

Pues bien, sin más rodeos, repasemos en detalle los malos hábitos que te envejecen para que procures evitarlos al máximo a partir de ahora.

Ver también: 5 errores que cometes al limpiar tu rostro y envejecen tu piel

1. Abusar del maquillaje

Exceso de maquillaje.

El maquillaje es una de las herramientas que toda mujer emplea para lucir bella. Lo que muchas ignoran es que su uso excesivo acarrea consecuencias negativas para la salud cutánea.

  • Los residuos de estos productos se van acumulando en los poros y ocasionan una serie de imperfecciones.
  • Además, al producir obstrucciones, impiden que los tejidos se oxigenen de forma adecuada.

Consejos

  • Procura evitar el uso de maquillaje cuando no sea tan necesario. Tu piel necesita respirar al natural.
  • Limpia todos los días tu rostro para eliminar cualquier residuo de los productos cosméticos.

2. Consumir tabaco

Los cigarrillos están llenos de componentes químicos que, además de afectar la salud respiratoria, promueven el deterioro prematuro de la piel.

  • Las toxinas afectan el proceso de oxigenación celular e interfieren en la regeneración de los tejidos.
  • Por otro lado, al producir deshidratación, su consumo excesivo puede resecar y debilitar la piel.

Por supuesto, esta situación acelera la aparición de arrugas y manchas, incluso desde edades jóvenes.

Consejos

  • Procura dejar el mal hábito de fumar. Aunque no es sencillo, hay muchas medidas que pueden ayudar a lograrlo.
  • Si no fumas, trata de no exponerte al humo del cigarrillo. Lejos de ser inofensivo, este contiene partículas que dañan la piel.

3. No usar protector solar

Protector solar. malos hábitos que te envejecen

El uso diario de protector solar es una de las medidas imprescindibles para prevenir el envejecimiento prematuro.

No basta con usarlo solo en los días de sol o playa. Los rayos solares consiguen filtrarse, inclusive cuando el día está nublado. Por lo tanto, su uso debe ser diario sin excepciones.

Consejos

  • Elige un protector solar igual o superior a los 30 SPF (factor de protección solar) cuando te expongas directamente al sol.
  • Para complementarlo, usa prendas que te ayuden a cuidar la piel de sus rayos: camisas largas, sombreros, gafas solares, etcétera.

4. Dormir poco

Una mala calidad de sueño acarrea consecuencias notorias en la salud de la piel.

Durante el periodo de descanso se producen procesos que son determinantes para reducir las agresiones que sufren los tejidos durante el día. 

Dormir menos de 7 horas diarias sin interrupciones afecta la circulación e incide en la aparición de arrugas prematuras, bolsas en los ojos y flacidez.

Consejos

  • Procura acostarte y levantarte más o menos a la misma hora para no alterar tus ritmos de sueño.
  • Si tienes dificultades para dormir, trata de encontrar la causa del insomnio para darle un tratamiento oportuno y eficaz.

Leer también: 7 mejores consejos para rejuvenecer tu piel de manera natural

5. Mala alimentación

comida chatarra

Dentro de los malos hábitos que te envejecen este es uno de los más destacados. Los nutrientes que se obtienen de los alimentos son esenciales para tener una piel saludable y joven por más tiempo. 

  • Por esta razón, cuando te alimentas mal, eres más susceptible a tener imperfecciones cutáneas.

El consumo excesivo de grasas y azúcares, al igual que los procesados, afectan la producción de colágeno y elastina y aceleran el envejecimiento.

Esto sin contar que, por desgracia, muchos productos alimentarios también están cargados de toxinas y químicos perjudiciales.

  • Su inclusión en la dieta afecta la circulación y, por ende, interfiere en la oxigenación de la piel.

Consejos

  • Procura aumentar el consumo de alimentos orgánicos: frutas, vegetales, cereales integrales y carnes magras.
  • Evita al máximo los procesados, embutidos y productos de bollería industrial.
  • Remplaza los refrescos y gaseosas por agua.

6. Sedentarismo

El sedentarismo trae consigo muchas consecuencias en la salud. Lo que muchos no saben es que, de algún modo, también afecta de forma negativa la belleza de la piel.

  • Hacer ejercicio es esencial para mantener un cuerpo vital y estilizado.
  • Además, gracias a su práctica diaria, se eliminan muchas toxinas que pueden acelerar el envejecimiento.

Consejos

  • Dedica por lo menos 30 minutos diarios a una rutina de ejercicio.
  • Si tienes alguna limitación física, consulta con un profesional qué entrenamiento te conviene adoptar.

Ahora que conoces los malos hábitos que te envejecen, procura llevar una vida más saludable para no sufrir sus efectos. Esto, sin lugar a dudas, te ayudará a promover tu bienestar en general.

  • Fallis, A. . (2013). Envejecimiento y salud. Journal of Chemical Information and Modeling. https://doi.org/10.1007/s13398-014-0173-7.2
  • Giró Miranda, J. (coord). (2006). Envejecimiento activo, envejecimiento en positivo. Biblioteca de Investigación. Universidad de La Rioja. https://doi.org/10.4141/cjps75-072
  • OMS. (2015). Envejecimiento. https://doi.org//topics/ageing/es/index.html
  • de Jaeger, C. (2018). Fisiología del envejecimiento. EMC - Kinesiterapia - Medicina Física. https://doi.org/10.1016/S1293-2965(18)89822-X
  • Alvarado García, A. M., & Salazar Maya, Á. M. (2014). Análisis del concepto de envejecimiento. Gerokomos. https://doi.org/10.4321/S1134-928X2014000200002