6 remedios caseros para la infección de las vías urinarias

Ekhiñe Graell · 12 febrero, 2014
¿Sabías que puedes reforzar tu tratamiento médico con ayuda de algunos remedios caseros? Estos tienen como finalidad ayudar al organismo a liberar las bacterias acumuladas y a mantener una correcta hidratación. 

La infección de las vías urinarias es una de las causas más comunes, por año, de visitas al médico. Se trata de una condición que produce diversas molestias y cuya causa puede variar, según sea el caso. Y si bien el tratamiento principal a seguir debe pautarlo un médico, es posible complementarlo con algunos remedios caseros.

Cualquier persona puede llegar a padecer una infección urinaria en algún momento de su vida, independientemente del sexo o la edad. Aunque, según las estadísticas, la mayor incidencia está conformada por mujeres. Esto se debe a una sencilla razón anatómica: la uretra de la mujer es mucho más corta que la del hombre y, por ende, es más propensa a acumular bacterias.

Más de ocho millones de mujeres acuden al médico y son diagnosticadas con una infección en las vías urinarias. Se estima que, al año, el 20 % de estas mujeres podría volver a tener una segunda infección. Por fortuna, se trata de una afección que tiene solución. Algunos de los remedios caseros más útiles son:

6 remedios contra la infección de las vías urinarias

1. Bicarbonato de sodio

Para ayudar a prevenir una infección urinaria o bien remediarla de raíz, se puede recurrir a la solución de bicarbonato de sodio para neutralizar el pH de la orina y así eliminar las bacterias malignas. 

Solo hace falta agregar una cucharadita de bicarbonato de sodio en un vaso de agua y remover con movimientos envolventes hasta conseguir su completa disolución. Se recomienda beber, al menos, 2 vasos al día mientras dure el tratamiento pautado por el médico. 

Te invitamos a que descubras: 7 formas de utilizar bicarbonato de sodio como remedio natural

2. Arándanos y moras

Arándanos para las infecciones urinarias.

Los arándanos y las moras son alimentos que tienen propiedades que inhiben las bacterias malignas, es decir, su acción es antibiótica. Por ello, se recomienda tanto comer como beber zumo de estos frutos para evitar y combatir las infecciones urinarias. Se trata de un remedio natural con un gusto muy agradable.

Beber unas 4 onzas de jugo de arándano al día puede ayudar a mantener la vejiga sana. Ahora bien, cuando se padece una infección de las vías urinarias, es necesario intentar beber, al menos, de 2 a 4 vasos de jugo de arándano al día.

4. Piña

Recetas con piña.

Gracias a un un estudio en el cual las personas con una infección de las vías urinarias tomaron, junto con su habitual ronda de antibióticos, bromelina, se comprobó que esta enzima presente en la piña tiene propiedades que benefician la curación de los pacientes. A partir del éxito de dicho estudio, se recomienda comer una taza de piña a diario para mantener un sistema urinario sano. 

Lee también: Bebida de coco, piña y jengibre para perder peso y eliminar líquidos

5. Vitamina C

En algunos casos, los médicos prescriben no solo antibióticos sino también vitamina C para eliminar la infección de las vías urinarias puesto que contiene antioxidantes que refuerzan el sistema inmunitario. Conviene aumentar la cantidad de frutas que contienen una alta cantidad de vitamina C durante el tratamiento para conseguir una pronta mejoría.

6. Agua

Botella de agua.

Por supuesto, la hidratación es indispensable para la buena salud. En caso de que una persona tenga una infección de las vías urinarias, debe cuidar aún más su ingesta de agua, ya que mediante la micción conseguirá liberar las bacterias malignas y las toxinas de su organismo.

Cabe destacar que no es necesario ir a los extremos. Una correcta hidratación no implica tener que beberse dos litros de agua al día, sino intentar beber, al menos, unos 6 u 8 vasos. Algunas personas aumentan su ingesta de agua mediante la toma de tés e infusiones. Esta es una buena alternativa si el agua, por sí sola, no parece muy apetecible.

En conclusión

Cuando las molestias se hacen muy evidentes, es necesario acudir al médico para una revisión y diagnóstico apropiado. Luego, una vez iniciado el tratamiento, es importante recordar que ningún remedio casero va a sustituir la acción de los fármacos. 

Las infecciones de las vías urinarias que no sean tratadas a tiempo pueden llegar a tener complicaciones mayores. Por ejemplo, la infección puede llegar a extenderse a los riñones, y esto puede afectar en gran medida la salud del paciente. Así que, no retrases el momento de visitar a tu médico si notas varias molestias durante más de 3 días seguidos.