6 remedios herbales que te ayudan a frenar las náuseas

Solimar Cedeño·
24 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médica Karla Henríquez al
02 Enero, 2020
La náusea es una sensación desagradable de necesidad de vomitar que puede estar acompañada por mareos, molestias vagas en el abdomen, etc.

Si de sensaciones incómodas y desagradables hablamos, las náuseas son una de ellas. Esa sensación de querer vomitar puede arruinar en cuestión de segundos un simple paseo por el parque, una agradable reunión familiar o hasta una amistosa charla con compañeros del trabajo. ¿Buscas la manera de frenar las náuseas?

El tratamiento se basará en corregir la causa de las náuseas. Dentro de las principales, encontramos:

  • Dolores de cabeza o migrañas.
  • Inflamación del hígado, vesícula biliar o páncreas.
  • Afecciones del oído por infecciones como la otitis o laberintitis.
  • Algunos medicamentos como las pastillas anticonceptivas o el hierro oral.
  • Problemas estomacales que puede ser reflujo gástrico, gastritis o sensación de estar lleno.

Si deducimos que pueda ser secundaria a un problema estomacal, debemos descartar una infección bacteriana por algún alimento descompuesto.

La ingesta descontrolada de medicamentos o la presencia de úlcera estomacal por bacterias como el Helicobacter pylori es otra causa bastante común. Por el contrario, si la causa se debe a una infección del oído, puede que el médico considere recetar algún tipo de medicamento antibiótico.

Remedios naturales para frenar las náuseas

Veamos a continuación 6 remedios herbales que, según creencias populares, te ayudan a frenar las náuseas.

1. Infusión de jengibre

Té de jengibre con limón.

Además de ser aromática y tener un gustito picante que resulta muy agradable, esta bebida puede ayudar a frenar las náuseas puesto que se ha demostrado que la raíz de jengibre tiene este efecto.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml).
  • Raíz de jengibre rallada (15 g).

Preparación

  • Añadir una cucharada de raíz de jengibre rallada en una taza de agua hirviendo y dejaremos que repose unos minutos.
  • Después, beberemos a pequeños sorbos.

Descubre: Jengibre para las náuseas

2. Infusión de manzanilla

Se suele recomendar beber la infusión de manzanilla, puesto que es una bebida muy suave que ayuda a obtener alivio en caso de molestias varias, especialmente, estomacales.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml).
  • 1 cucharada de flores de manzanilla (15 g).
  • Opcional: miel.

Preparación

  • Calienta una taza de agua y, cuando hierva, añade la manzanilla.
  • Tapa y deja que infusione unos minutos.
  • Cuela, endulza y consume.
  • Si la prefieres con un sabor más fuerte, puedes agregar mayor cantidad de flores u otra bolsita (si la estás preparando con bolsitas de té).

3. Hierbabuena y menta

Tanto la hierbabuena como la menta tienen propiedades antiespasmódicas que, al aprovecharlas en una misma infusión, pueden contribuir con el alivio de las molestias digestivas y las náuseas.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml).
  • 1 cucharada de hierbabuena o menta (15 g).

Preparación

  • Añadiremos la hierba elegida en una taza de agua caliente y dejaremos infusionar.
  • Con estas, estaremos disminuyendo los síntomas molestos asociados a los problemas digestivos incluyendo dolores estomacales y sensación de acidez.

4. Semillas de cilantro

Se dice que las semillas de cilantro pueden ayudar a disminuir esa sensación de llenura o espasmos intestinales causados por la mala digestión. También pueden ser útiles si quieres frenar las náuseas.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de semillas de cilantro (45 g).
  • 4 tazas de agua (1 litro).

Preparación

  • Calienta el agua y, cuando hierva, añade las semillas de cilantro.
  • Deja infusionar durante unos minutos, cuela y consume.

Nota importante: los pacientes con problemas renales deben evitar su consumo, ya que puede promover complicaciones.

5. Infusión de hojas de melocotón

Mano con un melocotón.

Aunque no está demostrado que el zumo de alguna fruta pueda ser especialmente beneficioso en caso de náuseas, se considera que la infusión de hojas de melocotón puede ser útil a la hora de aliviar las náuseas y las molestias gastrointestinales.

En un estudio publicado en el año 2016 en la International Journal of Home Science se evaluó el potencial antimicrobiano de las hojas de melocotón (Prunus persica) en la industrial textil y demostró ser de utilidad. No obstante, en relación con la salud, aún es necesario continuar indagando.

Ingredientes

  • 2 taza de agua (500 ml)
  • Hojas de melocotón (15 g)

Preparación

  • Hierve las hojas de melocotón en medio litro de agua.
  • Bebe la infusión con moderación a lo largo del día.

6. Nuez moscada

Por su contenido de calcio, hierro, magnesio, zinc, potasio, fósforo, folatos, tiamina, vitaminas B6, E y miristicina, se considera que la nuez moscada puede ser una buena opción a la hora de contrarrestar las náuseas y malestares estomacales.

Algunas consideraciones a la hora de frenar las náuseas

Aunque en el ámbito popular se puedan recomendar distintos remedios para frenar las náuseas o aliviarlas, hay que tener en cuenta que, en ocasiones, lo más recomendable es acudir al médico y seguir sus indicaciones.

Si sufres de molestias con frecuencia, es recomendable que evites el consumo de alimentos ricos en grasas, las comidas picantes, los refrescos y otros comestibles. También es importante que procures hacer varias comidas (en porciones pequeñas) a lo largo del día y comas despacio.