4 remedios naturales para aclarar las manos

El oscurecimiento de la piel de las manos puede deberse a diferentes factores. Entre ellos están presentes factores ambientales o la propia exposición excesiva al sol. También puede deberse a condiciones médicas como el estrés o la resequedad de la piel. Así como a medicamentos, productos químicos o infecciones entre otros.

Con el paso del tiempo, es habitual que la piel comience a oscurecerse, o le aparezcan manchas, sobre todo la de las manos. El oscurecimiento de ellas puede deberse a diferentes factores. Entre ellos están presentes factores ambientales o la propia exposición excesiva al sol.

También puede deberse a condiciones médicas como el estrés o la resequedad de la piel. Así como a medicamentos, productos químicos o infecciones entre otros.

Aunque hay una inmensa cantidad de compañías farmacéuticas y de belleza que elaboran tratamientos con la intención de aclarar la piel, en muchas ocasiones la mejor opción es recurrir a remedios naturales.

Independientemente, es muy importante contar siempre con la opinión y el consejo de un profesional antes de aplicar cualquier tratamiento. Así se podrán evitar todo tipo de reacciones adversas o complicaciones.

manos

1. El aceite de almendras

El aceite de almendras presenta propiedades muy beneficiosas para el cuidado natural de la piel, aportando los nutrientes esenciales para su bienestar. El procedimiento para ayudar a aclarar la piel de las manos es el siguiente.

En primer lugar, insertar el aceite de almendras, 200ml, dentro de un bol. Entonces, sumergir las manos en el bol entre 5 y 10 minutos. Finalmente, enjuagar con agua tibia.

Es recomendable utilizar el aceite de almendras 1 o 2 veces por mes, de esa forma mantendrás las manos en el mejor estado posible.

También te recomendamos leer: 5 formas de usar almendras para aclarar tu piel

2. Patatas, leche y miel

Usada de la forma adecuada, la patata es capaz de aclarar significativamente la piel oscurecida.

Ingredientes necesarios

  • 1 patata, 100 gramos.
  • Dos cucharadas de leche, 30 ml.
  • 2 vasos de agua, 400 ml.
  • Dos cucharadas de miel, 30 ml.

Preparación

Primero, hay que separar la patata de su concha y colocarla dentro de una olla. Entonces, se debe agregar los dos vasos de agua y poner el producto a fuego rápido. Cuando la patata esté cocida, hay que apagar el fuego y dejar reposar.

Posteriormente, hay que traspasar la patata a un bol y aplastarlo hasta hacer una pasta homogénea. Entonces, se añade la leche y la miel. Finalmente, se mezcla perfectamente y se deja reposar durante 20 minutos.

Aplica directamente sobre la piel el producto obtenido, dando masajes en movimientos circulares durante al menos 10 minutos. Al final enjuaga con agua tibia. Es recomendable utilizar este remedio al menos 1 vez por semana.

3. Manzanilla con miel

Mientras que la manzanilla resulta muy beneficiosa a la hora de ayudar a aclarar la piel. A la par, la miel es ideal para suavizarla e hidratarla. Para poder obtener los resultados esperados necesitarás:

Ingredientes necesarios

  • 4 cucharadas de flores de manzanilla, 30 gramos.
  • 1 cucharada de miel, 15 ml.
  • 1 taza de agua, 200 ml.

Preparación

Primero, en una olla, hay que verter la taza de agua junto con la manzanilla y dejar hervir entre 5 y 7 minutos. Entonces, se deja reposar durante 10 minutos. Finalmente, se debe agregar la cucharada de miel y remover hasta formar una pasta.

Aplica la mezcla directamente sobre las manos y deja actuar entre 20 y 25 minutos. Después, enjuaga con agua tibia. Es recomendable repetir este proceso al menos 2 veces por semana.

Quizá te interese: Cómo preparar 5 mascarillas para la piel maltratada por el sol

4. El zumo de limón

El limón es un alimento rico en vitamina C, una propiedad capaz de unificar y ayudar a aclarar los tonos de la piel. 

Ingredientes necesarios

  • 2 limones, 100 gramos.
  • 1 vaso de agua, 200 ml.
  • 2 motas de algodón, 1 gramo.
desinflamar manos alimentos antiinflamatorios

Preparación

En primer lugar, hay que exprimir el zumo del limón y añadirlo al bol. Seguidamente, se debe agregar el agua. Entonces, deja reposar entre 5 y 7 minutos.

Con un algodón, aplica la mezcla sobre la mano. Entonces, deja actuar durante 20 o 30 minutos, procedimiento tras el cual, se debe repetir la acción en la otra mano. Para acabar, enjuaga con agua tibia.

Tras realizar este tratamiento, es muy recomendable utilizar una crema hidratante. Se puede repetir este procedimiento entre 1 y 2 veces por semana.