6 remedios naturales para tratar las uñas infectadas

El jugo de cebolla tiene propiedades antibióticas y antiinflamatorias que pueden ayudarnos a mejorar las uñas encarnadas. Su aplicación diaria puede evitar las infecciones fúngicas

Las uñas no están a salvo de desarrollar una serie de condiciones que pueden ser bastante incómodas e incluso dolorosas.

Al estar expuestas cada día a diversos factores del entorno, es común que empiecen a dañarse o sufrir problemas comunes como la popular uña encarnada.

Esta afección puede ser producto de un mal corte, el uso de calzado demasiado ajustado o cualquier otra presión que hace que la uña se entierre dentro de la piel del dedo, lo que produce inflamación y enrojecimiento.

El principal riesgo de no tratarlas es que pueden provocar infecciones y síntomas como el endurecimiento excesivo, la debilidad e incluso el quiebre.

Por fortuna, gracias a la aplicación de algunos remedios naturales se puede acelerar su recuperación a la vez que se alivia el dolor.

1. Vinagre de manzana

vinagre de manzana

El vinagre de manzana contiene nutrientes y agentes antibacterianos que lo convierten en un excelente tratamiento contra varias enfermedades.

Por su acción antibiótica acelera la recuperación de las uñas encarnadas, reduciendo las probabilidades de desarrollar una infección.

Lee también: Beneficios de usar vinagre de manzana para lavar el rostro

Ingredientes

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)
  • 1 trozo de algodón

¿Qué debes hacer?

  • Sumerge el trozo de algodón en el vinagre de manzana y frótalo sobre el área afectada.
  • Repite la misma acción varias veces al día para lograr buenos resultados.

2. Vicks VapoRub

Este popular ungüento que se utiliza para aliviar los síntomas de varios trastornos del sistema respiratorio también es útil como remedio para las uñas infectadas.

¿Qué debes hacer?

  • Toma una pequeña cantidad de la pomada y frótala sobre la uña afectada.
  • Cúbrela con un vendaje o unas medias y déjalo actuar toda la noche.
  • Úsalo todos los días hasta encontrar alivio.

3. Ajo

Beneficios del ajo

Considerado como el antibiótico natural más poderoso, el ajo es un gran tratamiento para las afecciones de las uñas.

Tiene la capacidad de combatir las infecciones y los hongos, y también evita trastornos como el debilitamiento.

Sus compuestos azufrados favorecen su estructura y contribuyen a prevenir los constantes quiebres.

Ingredientes

  • 1 diente de ajo
  • 1 venda

¿Qué debes hacer?

  • Tritura el diente de ajo hasta obtener una pasta y, luego, aplícala sobre la uña afectada y cúbrela con una venda.
  • Déjalo actuar toda la noche y repite al día siguiente.

4. Baño con sales

Sumergir los pies en una tina con agua tibia y sales contribuye a ablandar la piel para facilitar el proceso de extracción de la uña.

Este remedio también tiene un efecto calmante que reduce el dolor y la inflamación.

Ingredientes

  • ½ taza de sales (125 g)
  • 2 litros de agua
  • 1 trozo de algodón
  • Alcohol (el necesario)
  • 1 lima metálica

¿Qué debes hacer?

  • Calienta el agua hasta que llegue a una temperatura soportable para los pies y agrégale las sales.
  • Sumerge los pies durante 15 o 20 minutos.
  • Pasado este tiempo, seca el pie y, con cuidado, levanta la punta de la uña enterrada utilizando la lima metálica.
  • Colócale un trozo de algodón impregnado con alcohol, de tal forma que la uña quede separada de la piel en la que se está enterrando.
  • Repite este mismo proceso cada día, hasta que se pueda cortar de la forma adecuada.

5. Jugo de cebolla

Cebolla cancer

Las propiedades antibióticas y antiinflamatorias del jugo de cebolla se pueden aprovechar en el tratamiento de esta condición.

Su aplicación directa reduce la presencia de agentes dañinos, previniendo infecciones o empeoramiento del problema.

Ingredientes

  • ½ cebolla
  • 1 trozo de algodón

¿Qué debes hacer?

  • Extrae el zumo de la media cebolla y aplícalo con un trozo de algodón en la zona afectada.
  • También puedes frotar un trozo de forma directa en la uña.
  • Usándolo todos los días se evitará la infección y el desarrollo de hongos.

Visita este artículo: 10 beneficios poco conocidos de la cebolla

6. Limón

El zumo de limón tiene increíbles propiedades antisépticas que aceleran la recuperación de la piel infectada y de las uñas.

Su aplicación disminuye la debilidad y también ablanda la zona encarnada para facilitar la extracción de la uña.

Ingredientes

  • ½ limón
  • 1 trozo de algodón

¿Qué debes hacer?

  • Humedece el algodón con el zumo de medio limón y frótalo sobre la uña durante un par de minutos.
  • Puedes fijarlo con un vendaje para que actúe durante varias horas, o bien, repetir su uso varias veces al día.

Para concluir, recuerda que, además de usar cualquiera de estos remedios, es primordial revisar el tipo de calzado y evitar aquel que es demasiado ajustado.

Así mismo, mantén buenos hábitos de higiene y seca muy bien los pies después de salir de la ducha u otro lugar húmedo.

 

 

 

 

 

Te puede gustar