6 usos alternativos de la aspirina que nadie te había dicho que existían

Gracias a sus compuestos químicos la aspirina puede ser un remedio muy eficaz para acabar con los hongos en los pies y devolverles la suavidad

El ácido acetilsalicílico, mejor conocido como aspirina, es uno de los medicamentos de venta libre más consumidos en todo el mundo gracias a sus poderosas propiedades antiinflamatorias, analgésicas y anticoagulantes.

Desde la antigüedad se ha utilizado para tratar dolencias comunes, tales como el dolor de cabeza, la tensión muscular y algunos síntomas del resfriado.

Además, se ha comprobado que es uno de los mejores medicamentos contra los problemas circulatorios y el riesgo de ataque cardíaco.

Lo que algunos aún no saben es que, más allá de esto, tiene otras aplicaciones como ingrediente alternativo para productos cosméticos caseros y del hogar.

A continuación queremos compartir los 6 más interesantes para que, a partir de ahora, dejes de limitar su uso.

¡Toma nota!

1. Exfoliante labial casero

Labios agrietados

Por la acción de su ácido salicílico, la aspirina es una buena elección para exfoliar y proteger la delicada piel que recubre los labios.

Su uso evita la descamación, acumulación de células muertas y agrietamiento.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de azúcar morena (12,5 g)
  • 1 cucharadita de miel (7,5 g)
  • 1 cucharadita de aceite de oliva (5 g)
  • 2 pastillas de aspirina
  • 6 gotas de vitamina E

¿Qué debes hacer?

  • Tritura las aspirinas en un mortero hasta obtener un polvillo fino.
  • Agrega el resto de los ingredientes y asegúrate de formar una pasta espesa.
  • Frota el preparado sobre los labios y realiza suaves masajes circulares para potenciar su efecto exfoliante.
  • Deja que los compuestos actúen durante 5 minutos y enjuaga.
  • Úsalo una vez a la semana.

Ver también: 4 formas espectaculares de pintarse los labios

2. Peeling rejuvenecedor

Los peelings o microdermoabrasión son tratamientos estéticos que ayudan a rejuvenecer la piel mediante la eliminación de manchas y piel muerta.

Aunque, por lo general, se realizan con productos cosméticos profesionales, también se puede hacer de forma casera con aspirina.

Ingredientes

  • 5 aspirinas
  • 2 cucharadas de jugo de limón (20 ml)
  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio (10 g)

¿Qué debes hacer?

  • Prepara una pasta espesa de aspirinas y jugo de limón.
  • Frótala sobre el rostro limpio y deja que actúe 20 minutos.
  • Pasado este tiempo, realiza suaves masajes circulares y enjuaga con agua fría.
  • Aplícate un poco de bicarbonato para neutralizar el ácido del limón y repite el enjuague.
  • Finaliza hidratando la piel y repite su uso dos veces a la semana.

3. Tratamiento para los pies

pies

Las propiedades de la aspirina son idóneas para combatir problemas en los pies como la proliferación de hongos, la sequedad y los callos.

Sus compuestos activos ablandan la piel y crean una barrera protectora contra los gérmenes que los enferman.

Ingredientes

  • 5 aspirinas
  • 1 cucharadita de jugo de limón (5 ml)
  • 1 cucharada de agua (10 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Aplasta las aspirinas y mezcla su polvo con el jugo de limón y la cucharada de agua.
  • Tras obtener una pasta, frótala sobre la piel seca y deja que actúe 30 minutos.
  • Enjuaga con agua tibia y usa una piedra pómez para retirar la piel muerta.
  • Repite su aplicación tres veces a la semana y compleméntalo con el uso de una crema hidratante.

4. Quitamanchas y blanqueador

El poder del ácido acetilsalicílico remueve las manchas de percudido y sudor que van alterando el tono natural de las prendas blancas.

Ingredientes

  • 5 aspirinas
  • Agua (la necesaria)

¿Qué debes hacer?

  • Aplasta las aspirinas y combínalas con agua hasta obtener una pasta espesa.
  • Frota el producto sobre las manchas de sudor y déjalo actuar 15 minutos.
  • Realiza el ciclo de lavado habitual y descubre tus prendas renovadas.

5. Vellos enquistados

Crema natural para las piernas

Las cualidades exfoliantes de este fármaco son idóneas para solucionar las molestias producidas por los vellos enquistados.

Su acción antiinflamatoria disminuye el enrojecimiento y facilita la extracción del vello hacia el exterior.

Ingredientes

  • 1 aspirina
  • 1 cucharadita de aceite de coco (7,5 g)

¿Qué debes hacer?

  • Combina la aspirina triturada con el aceite de coco y frótalo sobre la zona afectada.
  • Espera a que actúe 15 minutos y enjuaga.
  • Repítelo todos los días hasta que desaparezca el problema.

Te recomendamos leer: Qué exfoliante casero uso según el tipo de piel

6. Limpiador para el baño

La aspirina también sirve para quitar los restos de jabón y cal que van quedando en el lavamanos, bañera e inodoro.

Ingredientes

  • 5 aspirinas
  • Jabón líquido o detergente

¿Qué debes hacer?

  • Disuelve cinco aspirinas trituradas en un poco de jabón líquido o detergente y usa la mezcla para limpiar las áreas deseadas.
  • Deja que actúe diez minutos y enjuaga con agua fría.

Si formabas parte del grupo de personas que desconocían este tipo de utilidades de la aspirina, no dudes en tenerla en cuenta a partir de ahora.

¡Te sorprenderás!

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar