7 alimentos que engordan tanto como la comida rápida

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la pedagoga en educación física y nutricionista Elisa Morales Lupayante el 4 diciembre, 2018
Carolina Betancourth · 4 diciembre, 2018
Las ensaladas preparadas incluyen aderezos y acompañantes, como la mayonesa, el pan frito o el tocino, que pueden hacernos engordar casi tanto como las hamburguesas

La comida rápida es para muchos una buena alternativa; sin embargo, después de ingerirla, aparece ese sentimiento de arrepentimiento, ya que se sabe que este tipo de alimentación tiene demasiadas calorías y es una de las causas del aumento de peso.

Muchas personas procuran evitar todo tipo de menú de comidas rápidas, lo que algunos no tienen en cuenta es que hay ciertos alimentos de la dieta regular que engordan tanto como lo hace la popular comida basura.

Es importante saber que todos los alimentos que causen alteraciones en el índice glucémico son los responsables de que se produzca una mayor acumulación de grasas en el cuerpo, y tenemos que saber que no se trata únicamente de comida basura.

Por este motivo es bueno conocer cuáles son dichos alimentos y cómo ir reduciéndolos en la dieta para que no influyan en el aumento de peso.

Alimentos que no son comida rápida y pueden no ser tan saludables:

1. Pan blanco

Pan-blanco

Muchos podrían pensar que lo que engorda en las comidas rápidas son las carnes, las salsas y otros añadidos procesados que no son para nada saludables.

Lo cierto es que el pan blanco, ese mismo que se incluye en la dieta como desayuno o merienda, tiene mucho que ver con la acumulación de grasa.

Se aconseja revisar las etiquetas y comprobar que su ingrediente principal sea “harina integral”.

¿Quieres conocer más? Lee: Remedio natural para quemar grasa y desinflamar el abdomen

2. Sándwich de atún

En este caso el culpable no es el atún, ya que es un ingrediente con un nivel calórico muy bajo. Lo que resulta dañino y poco apropiado son los acompañantes que lo complementan como, por ejemplo, las salsas y el pan blanco.

Para no dejar de disfrutarlo, utiliza:

  • Pan integral.
  • Lechuga.
  • Tomate.
  • Un chorrito de aceite de oliva en lugar de salsas.

3. Fiambre procesado

Fiambre-procesado

Los alimentos procesados suelen estar compuestos de altos niveles de grasa y sodio, además de conservantes químicos que influyen en el aumento de peso y en los problemas de metabolismo.

Estos también se conocen como alimentos de “calorías vacías” porque no proporcionan ningún tipo de valor nutricional.

4. Ensaladas preparadas

En las tiendas y supermercados ya se pueden adquirir latas o bandejas de ensaladas preparadas y listas para su consumo inmediato.

Este tipo de productos pueden parecer una opción mucho más saludable que la comida rápida, pero lo cierto es que en muchos casos no lo son.

Puede que los vegetales de las ensaladas sean bajos en calorías e ideales para complementar la dieta; no obstante, las salsas y aderezos que se les añade pueden ser muy calóricos y perjudiciales para el organismo.

Platos como la ensalada de trocitos de tocino, queso, pan frito y frutos secos tiene un elevado contenido de calorías que se debe consumir con moderación.

Lo ideal en estos casos es preparar las ensaladas en casa con ingredientes frescos y 100% orgánicos.

5. Helados

Helados

Los helados no son precisamente los mejores aliados de la dieta y, de hecho, se pueden convertir en un obstáculo para quemar grasa.

Este postre que tanto gusta está compuesto por un número elevado de calorías, azúcares y grasas que terminan por acumularse en el cuerpo.

El azúcar es uno de sus ingredientes más perjudiciales, ya que incrementa el índice glucémico y con ello provoca la alteración del funcionamiento de varios órganos importantes.

Para reemplazarlo en la dieta se aconsejan los postres caseros de frutas y verduras, sin añadidos lácteos.

6. Pastel de nuez

Este delicioso pastel es muy rico en calorías y, por ende, se debe consumir de forma moderada.

Los frutos secos como la nuez están aconsejados por su alto valor nutricional y ácidos grasos esenciales pero, por otro lado, no dejan de tener un elevado contenido de calorías.

Además, al combinarlos con harina y otros ingredientes puede influir en mayor medida en el aumento de azúcar en la sangre.

No olvides leer: Comer nueces previene las enfermedades del corazón

7. Sushi

Es cierto, las algas son muy bajas en calorías y están aconsejadas para bajar de peso. Pero ¿el sushi? Yo no estaría tan seguro.

El relleno de esta receta oriental incluye alimentos como la mayonesa, el queso o la salsa picante, entre otros, que lo hacen ser tan rico en calorías como una comida rápida.

Ahora ya sabes qué alimentos puede que no sean tan saludables como pensabas, por lo que aquí te dejamos las claves para que las consumas con moderación o puedas sustituirlos por otros.

  • Castanedo Vega, C. (2015). Riesgos de una mala alimentación.
  • Organización Mundial de la Salud. (2015). OMS | Obesidad y sobrepeso. Nota descriptiva No, 311. https://doi.org/http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs311/es/.